You are everything I've been looking for - Cap. 2

3 comentarios
Let it go

Changmin se calmó por fin luego de haber llorado durante varios minutos, Jonghyun aún lo abrazaba, sintiendo una enorme tristeza, no pudiendo hacer nada por el hombre que amaba para aliviar su dolor, mientras pensaba en los motivos por los cuáles su amigo estuviera llorando de ese modo tan desesperado


Lo sintió moverse ligeramente y aflojó su abrazo, permitiéndole moverse, pero aún sostenía sus cabellos, dio un tierno beso sobre ellos y luego acarició sus hombros, alejándolo lentamente de él, Changmin tenía la cabeza agachada, entonces Jonghyun colocó su mano bajo la barbilla de su amigo y le levantó la cabeza poco a poco hasta mirarlo, tenía el rostro empapado por el llanto, la piel ligeramente roja, Changmin tenía los ojos cerrados y su amigo pudo ver las lágrimas entre sus largas pestañas


  • Changmin mírame – dijo con voz bajita, como si temiera que hablar más fuerte lastimara más a su querido amigo, el aludido obedeció abriendo sus ojos lentamente, Jonghyun vio los hermosos ojos de su amigo completamente hinchados y rojos, él le acarició la mejilla - ¿Quieres hablar? – preguntó amablemente, Changmin negó en silencio – Entonces ¿quieres seguir conduciendo? ¿nos quedamos aquí? – preguntó de nuevo con voz amable


  • No – respondió con tono bajo – Sigamos – dijo apenas, le costaba hablar


  • Yo lo haré, conduciré, solo dime hasta dónde quieres llegar – propuso, deslizando su mano por la mejilla húmeda de Changmin, luego la apartó totalmente


  • No sé – respondió apenas


  • No quieres regresar ¿cierto? – Changmin respondió moviendo la cabeza para negar, entonces él sonrió – Ya sé, seguiré conduciendo en línea recta ¿sí? Y pararemos en un Hotel que esté al pie de la carretera, llegaremos a dormir y mañana decidirás que quieres hacer ¿está bien? – ésta vez Changmin afirmó moviendo dos veces su cabeza – Ven – estiró su mano y agarró la de su amigo, caminaron al auto, Jonghyun abrió la portezuela de la parte derecha de atrás – Sube, es mejor que descanses, estamos por salir de Seúl y no sé cuánto tardemos en encontrar un Hotel en la ciudad vecina


  • Gracias – respondió Changmin con voz suave, sonaba muy cansado, entonces subió al auto, Jonghyun cerró la puerta y se subió del lado del conductor, comenzando a manejar, pensando en lo que pudo haber sucedido, tal vez una pelea fuerte con Kyuhyun, pero no tenía ni idea de lo que pasaba, mucho menos imaginaba que tenía que ver con Minho, en quien ni siquiera había pensado en todo ese rato, solo podía pensar en Changmin y lo mucho que le preocupaba


Jonghyun escuchó con impotencia como Changmin volvía a llorar, acostado en la parte de atrás del auto, por el retrovisor solo podía ver la figura de su amigo en la oscuridad, acostado en posición fetal, notaba que trataba de no llorar fuerte, pero su llanto era tan ahogado que le preocupaba que pudiera entrar en una crisis nerviosa


Al cabo de media hora Jonghyun se dio cuenta que Changmin se había quedado dormido, eso lo hizo sentirse mucho mejor, realmente dolía demasiado verlo tan derrumbado, tan triste, se sentía frustrado de no poder hacer nada por él, sus ojos incluso estaban irritados, sentía deseos de acompañarlo en su dolor, para así al menos compartir la tristeza y verlo sonreír de nuevo muy pronto


Manejó hasta que se sintió un poco cansado, Changmin continuaba durmiendo en la parte trasera del auto, no muy lejos de donde estaban vio un Hotel, así que hizo un esfuerzo por manejar unos metros más hasta que llegaron, en la entrada los esperaba un valet parking, Jonghyun fue hasta la parte trasera del auto y despertó a Changmin, confundido el chico se puso en pie y salió del auto, sintió un poco de frío y se abrazó


  • ¿Dónde estamos? – preguntó aturdido, entrecerrando los ojos


  • Llegamos a la ciudad vecina – respondió enseguida, Changmin pareció no importarle, el encargado de estacionar los autos se llevó ese y entregó un boleto, luego de un rato volvió y entregó las llaves del auto – Vamos


Entraron en el Hotel, Changmin parecía ido, casi a punto de quedarse dormido de pie


  • ¿Qué habitación quieres? La que da al pasillo o frente al elevador – preguntó con normalidad a su amigo, pero Changmin negó con la cabeza


  • Solo renta una – dijo encogiéndose de hombros – Solo será una noche, mañana seguiremos – dio la espalda y fue a curiosear, Jonghyun se quedó perplejo, pero hizo caso y rento solo una habitación, la que daba al pasillo, pagó y le entregaron las llaves


  • Changmin, vámonos ´- indicó con el dedo hacia donde se dirigieran y Changmin obedeció, sin ánimo, tomaron el elevador y subieron solo dos pisos, llegaron a la habitación, Jonghyun abrió y dejó entrar primero a Changmin, él entró sin ganas y fue directo a la cama matrimonial, se tiró en ella de un lado y cerró los ojos, su amigo lo observó fijamente mientras cerraba la puerta - ¿No tienes hambre? Bajemos por algo, son casi las dos de la mañana


  • No quiero, ve tú – respondió secamente, Jonghyun suspiró


  • No te dejaré solo – contestó amablemente, se quitó los zapatos y se acercó a la cama, Changmin traía los suyos puestos y Jonghyun se los quitó, el otro no dijo nada, permaneció inmóvil y con los ojos cerrados – Creo que dormiré en el suelo – dijo tajantemente aunque estaba nervioso, no quería dormir en la misma cama que su amigo


  • No seas tonto, sube – dijo Changmin quitado de la pena, el otro no se atrevió a contradecirlo, así que se acostó del otro lado de la cama, con un dispositivo a distancia apagó la luz, Changmin estaba acostado sobre su hombro izquierdo, dándole la espalda a su amigo, mientras que él miraba al techo, estaba rígido. Estuvieron en silencio unos momentos


  • ¿Vas a decirme ya que pasó? – preguntó con tacto, temiendo que su amigo se sintiera incómodo o se enojara, Changmin tardó en responder


  • Lo vi teniendo sexo con otro… en nuestra cama – respondió con la voz quebrada, el corazón roto y todos y cada uno de sus sentimientos destruidos. Al oír eso rápidamente Jonghyun se giró hacia él, mirándolo con sorpresa en medio de la oscuridad


  • ¿Qué dices? – preguntó confundido, ¿Kyuhyun era infiel? Además de eso ¿lo suficientemente asqueroso como para hacerlo en la misma cama que compartía con Changmin? Se sintió indignado y molesto


  • Jonghyun… - se le volvió a quebrar la voz  – Era con Minho – confesó con un nudo en la garganta, no aguantó más y volvió a llorar, por tercera vez ese día, el mismo motivo. Jonghyun abrió más amplio los ojos, no podía creer lo que acababa de escuchar, Kyuhyun se había acostado con otro en la misma cama donde le hacía el amor a su novio, pero además de eso el amante era uno de los mejores amigos de Changmin.


Aquella situación dramática digna de una telenovela le pareció desquiciante a Jonghyun, de pronto sintió un enorme coraje, porque se dejó seducir por Minho, mientras él junto con Kyuhyun se burlaban de Changmin a su espalda, que ruines y bajos eran esos dos


  • Changmin – susurró preocupado, no le importaba la infidelidad de Minho porque no lo quería, pero sabía cuán importante era en la vida de Changmin, y más aún, lo que significaba para él. Se acercó lentamente y le abrazó con sutileza por la espalda, sin arrimársele por completo, un roce cariñoso, Changmin se derrumbó ante el abrazo y lloró más fuerte, Jonghyun volvió a escuchar el llanto ahogado de su amigo y temió por su salud – No sé qué decirte – fue todo cuanto pudo decir, Changmin continuó llorando en los brazos de su amigo, la impotencia que él sentía era enorme, unos deseos fuertes por romperle toda la cara a Kyuhyun lo invadieron, pero no serviría de nada, el daño estaba hecho y él estaba pasando los peores momentos de su vida viendo sufrir así al hombre que amaba en secreto.


Pasaron varios minutos antes que el llanto de Changmin se apagara por completo, Jonghyun se movió lentamente y se dio cuenta que su amigo dormía, se levantó con cautela y fue al baño, al cerrar la puerta se acercó al espejo y se vio, tenía los ojos rojos, ligeramente húmedos, escuchar a Changmin sufrir de esa manera era una tortura. Temblaba de coraje, tuvo deseos por quebrar aquel espejo pero se contuvo


  • Desgraciado infeliz – dijo furioso, mirándose en el espejo pero pensando en Kyuhyun – Me hice a un lado porque creí que eras el hombre de su vida -  agachó la mirada, apretando los puños – A tu lado sonreía como jamás lo vi, ahora lo veo sufrir como jamás creí – musitó dolido, llevándose una mano al pecho, le dolía el corazón. Lloró en secreto, lloró de coraje e impotencia, Changmin era su mejor amigo, a quien más amaba y le dolía verlo sufrir así…


Por la mañana cuando Jonghyun despertó se encontró solo en la cama, se sentó en ella y rascó su cabello, esperó un momento a terminar de despertar y se dirigió al baño, abrió la puerta y ahí estaba Changmin, terminando de quitarse la ropa para bañarse, estaba de espalda a la puerta, Jonghyun se quedó paralizado, mirando la espalda y luego el trasero de Changmin, le temblaron las piernas. Instantes después de oír la puerta abrirse, Changmin se giró hacia la puerta, Jonghyun estaba confundido y paralizado, bajó la mirada a la entrepierna del más alto, éste se dio cuenta y estiró su mano hasta el toallero, agarró una toalla y se la amarró a la cintura, cubriéndose


  • ¿Podrías dejar de fisgonear? – preguntó enojado – Y llama primero a la puerta


  • Perdóname – dijo con sinceridad, cerró la puerta y regresó a la cama, su corazón latía fuertemente, ver a Changmin desnudo avivaba a mil todas sus fantasías, y aunque fueron segundos había visto todo a detalle. Las generosas proporciones de su amigo lo dejaron estupefacto, así que asustado agitó la cabeza rápidamente para despejar sus ideas.


  • Qué vergüenza – pensó Changmin dentro de la ducha mientras el agua caía sobre su cuerpo desnudo, aunque instantes después lo olvidó, aún se sentía con la moral por los suelos, solo de recordar la asquerosa escena de Kyuhyun teniendo sexo con Minho le revolvía el estómago y le daban ganas de llorar, pero ya no quería sentirse un miserable – Te odio – susurró con tristeza, se acercó a la parte frente a él y apoyó la cabeza en el azulejo – No es verdad, te amo… No quiero vivir sin ti – comenzó a llorar de nuevo, pero ésta vez dejó de hacerlo casi enseguida – Basta Changmin, él no vale la pena – se animó a sí mismo, aunque de momento era inútil, su amor por Kyuhyun era demasiado fuerte.


Changmin salió de bañarse casi media hora después, había permanecido bajo el chorro de agua demasiado tiempo, reflexionando, recordando y torturándose, pero ya no quería mostrar esa debilidad ante Jonghyun, sentía vergüenza de hacerlo


  • Puedes bañarte si lo deseas – dijo a su amigo que estaba sentado en el borde de la cama, el aludido levantó la mirada y vio a Changmin, recordó lo que vio dentro del baño y se avergonzó, poniéndose rojo – Olvida lo de hace rato, fue tonto de mi parte no colocar el seguro


  • Aun así debí tocar – se excusó, pero Changmin ya no dijo nada, regresó a la cama y se acostó sobre su costado izquierdo, mirando a la nada, Jonghyun supo que su amigo seguía deprimido, no supo que decir y entró en el baño, tomando una ducha. Cuando salió Changmin seguía en la misma posición, sus ojos estaban rojos y notó humedad en la sábana justo abajo del ojo de Changmin, era obvio que había vuelto a llorar, Jonghyun apretó los labios con fuerza, obligándose a no decirle nada al respecto – No hemos comido nada en horas, vayamos abajo al restaurante – dijo tranquilamente, sabía que la comida seguramente animaría a su amigo


  • Ve tú, no tengo hambre – respondió tajantemente, pero Jonghyun sabía que era mentira, producto de su depresión, así que se molestó


  • No seas tonto – dijo con tono duro - ¿Prefieres sentirte como un miserable? No te dañes, ¿eso en qué ayuda? ¿ah? – preguntó enojado, Changmin apretó los dientes, intentando no llorar, sabía que era verdad, que solo se estaba hundiendo a sí mismo, pero no podía controlarlo, quería odiar a Kyuhyun, gritarle al mundo que podía sin él, pero no podía, porque lo amaba con toda su alma y tenía miedo del mundo sin él


  • Tú no sabes nada – dijo con dificultad – Me quiero morir – dijo sin pensar, mirando al vacío, sus lágrimas volvieron a caer y Jonghyun no pudo más, se acercó a él y lo sujetó con fuerza de los hombros, lo sentó en la cama y le dio una pequeña sacudida, mirando esos ojos vacíos


  • ¿Te quieres morir dices? No digas estupideces – gritó molesto – No puedes amarlo más que a ti mismo ¿entendiste? Solo olvídalo, entierra el amor que le tienes y supéralo, no vale la pena tu sufrimiento, tu dolor, él no merece tus lágrimas, Changmin – el más alto lo miró, sus lágrimas salían silenciosas, sin parar – Me duele verte así – acarició su mejilla, sin soltarle el hombro con la otra mano – Él no era suficiente hombre para ti, y estoy seguro que habrá alguien más que te ame con todo su ser, alguien que sí vea lo hermoso y maravilloso que eres, alguien que sepa cuidarte y te valore – sonrió nervioso, mirando fijamente aquellos ojos cubiertos de lágrimas, tragó saliva ansioso, nervioso, se moría por tomar aquella boca y decirle cuánto lo amaba, que le diera una oportunidad de sacar a Kyuhyun de su corazón, pero no pudo, se quedó helado, mirándolo dulcemente


  • No puedo contra el mundo sin él – dijo Changmin con miedo, casi temblando, ni siquiera recordaba como era su vida antes de Kyuhyun, jamás se había sentido tan aterrado. Jonghyun lo abrazó con fuerza, subiéndose a la cama con él, Changmin correspondió al abrazo, por momentos se sintió seguro en brazos de su amigo, aquella calidez lo hizo sentir bien y sonrió por primera vez desde que descubrió el engaño de su novio


  • Claro que puedes, será duro al principio, pero poco a poco recuperarás tu confianza y quizás más adelante encuentres al verdadero amor de tu vida – dijo positivamente, acariciándole los cabellos, luego lo separó lentamente, limpió el rastro de lágrimas que quedó en sus ojos y le sonrió, Changmin sonrió con esfuerzo y asintió – Hagamos algo, llamemos para pedir servicio a la habitación ¿está bien? – Changmin asintió – Continuaremos el viaje, puedes ir pensando a dónde quieres llegar


  • No me importa el lugar, solo quiero seguir y seguir – respondió casi con indiferencia, Jonghyun no quiso presionar y asintió


  • Está bien, pero ¿Qué pasará con nuestros trabajos? – preguntó preocupado


  • No me importa, no quiero nada que me recuerde a Kyuhyun – contestó Changmin y al decir ese nombre se le hizo un nudo en la garganta, era la primera vez que lo mencionaba


Jonghyun se quedó callado luego de eso, ¿sería capaz de abandonar también él su vida con tal de seguir a su amigo a quien sabe dónde? Lo amaba tanto que veía loable la posibilidad, después de todo su trabajo no era la gran cosa, era gerente en una tienda departamental, en sí odiaba su trabajo, así que aquel era un pretexto perfecto


  • ¿Un viaje sin retorno? – preguntó divertido, Changmin sonrió, asintiendo – Sin destino fijo, decisiones al azar – el más alto sonrió con mayor amplitud – Seremos un par de aventureros


  • Exageras – dijo Changmin divertido – Pero de momento suena bien – se encogió de hombros, borrando su sonrisa, por un momento se había sentido tan bien, ahora recordaba porque estaban haciendo eso y la depresión volvía a él, ya no lloró ni dijo nada triste, pero su amigo lo sabía, entendió aquella mirada y ese gesto de dolor silencioso


  • Me encargaré de subirte el ánimo – pensó al ver el semblante de tristeza de su amigo – Bien, llamaré al servicio de comida – dijo con voz animada, Changmin asintió cuando su amigo lo dijo y luego se levantó de la cama, el más alto volvió a acostarse en la cama, cerrando los ojos, se sentía muy cansado, como si hubiera trabajado una larga jornada sin descanso.


Después de haber comido, Changmin se quedó completamente dormido, agobiado por su tristeza, Jonghyun aprovechó para agarrar su teléfono y llamar a su trabajo, no podía cometer la insensatez de simplemente marcharse sin avisar. Arregló un par de cosas con su casero también, lo que no sabía era qué hacer con su automóvil, lo había dejado justo afuera de la casa de su ex amigo


  • Al menos traje mis tarjetas conmigo – dijo con una sonrisa, revisando su cartera – Pero creo que vamos a tener que buscar un trabajo – pensó con seriedad, luego una idea vino a su mente y sonrió con ilusión - ¿Seremos como unos amantes fugitivos? – sonrió tontamente, mirando hacia la cama, Changmin se veía tan tranquilo y relajado que eso lo puso de buenas – Lo superarás –.


A media tarde Changmin despertó, Jonghyun no estaba en la habitación, el más alto lo llamó un par de veces pero no obtuvo respuesta, sintiéndose un poco torcido de los músculos por haber estado acostado tanto tiempo, Changmin se levantó y se estiró un poco. Miró a su alrededor y todo le pareció tan ajeno, tan distante, recordó su habitación y recordó a Kyuhyun despertando a su lado, sonrió con tanta amargura que se sintió el hombre más infeliz del mundo, luego recordó las palabras de su amigo y trató de animarse, se levantó de la cama y miró hacia afuera, el sol a lo lejos no tardaría en ocultarse


  • ¿Qué estarás haciendo? Espero que te sientas destruido y miserable igual que yo – dijo con desprecio, sintiéndose un poco mejor, el único consuelo que tenía en esos momentos es que seguramente su ex novio estuviera igual de deprimido que él


Changmin suspiró y continuó mirando hacia afuera, el viento que movía las copas de los árboles se le antojó frío como su cuerpo en esos momentos, ¿cuánto tiempo pasaría antes que pudiera decir que ya no amaba al imbécil de Kyuhyun?... La puerta de la habitación se abrió, Jonghyun llegaba con comida para la cena y un par de bolsas, miró a su amigo de pie junto a la ventana y sonrió, le animaba verlo de pie


  • Hola – saludó cálidamente y Changmin se giró hacia él, miró las bolsas que traía pero no preguntó nada, Jonghyun dejó la comida en el tocador y caminó a la cama, depositando ahí las bolsas, comenzando a sacar cosas, Changmin vio que era ropa y artículos personales – Ya pagué otra noche – dijo sonriendo – También aproveché y nos compré cosas


Changmin no dijo nada, se acercó a la cama y vio lo que su amigo había traído: cepillos de dientes para ambos, desodorantes, lociones, peines y otras cosas, todo en pares, Jonghyun separó ropa que había comprado para uno y para otro, dándole a Changmin la suya


  • Tiene sus ventajas conocer tu talla, ¿te gusta? Si no, podemos ir a cambiarla, solo no le quites las etiquetas- dijo con amabilidad, Changmin sonrió con ternura


  • Gracias – miró hacia su amigo y se acercó peligrosamente, le dio un beso suave e inocente sobre los labios, luego lo miró a los ojos, Jonghyun estaba paralizado – Te quiero – sonrió amablemente, Jonghyun negó con la cabeza para indicarle que no tenía por qué agradecer


  • También te quiero – respondió tranquilo, no quería ponerse nervioso, sabía que ese beso de Changmin no era más que de gratitud, por cariño, él estiró su mano hacia él y le acarició la mejilla mientras le sonreía – Pruébate la ropa – dijo para romper aquel momento, Changmin asintió y se puso de pie, se desvistió y vistió ahí mismo mientras su amigo acomodaba todo lo demás – Cálmate Jonghyun, él solo te ve como su amigo – pensó con tristeza, pero no se arrepentía de ser su hombro en esos momentos, con el tiempo tal vez su amigo lograría verlo de otra manera.


Al día siguiente decidieron dejar aquel Hotel y continuar con su viaje, luego del desayuno se abastecieron de víveres por si les daba hambre y sed en el camino, Jonghyun decidió manejar y Changmin se sentó de copiloto. Anduvieron sin detenerse por al menos cinco horas, Jonghyun se cansó y Changmin lo relevó por una hora más, en el camino platicaron poco y comieron mucho, haciendo pocas escalas; los paisajes que las ciudades les ofrecieron se sintieron como un viaje común, pero al retomar carretera de nuevo fue como si una extraña paz los invadiera, hicieron escala en una ciudad pequeña, ahí fueron a comer a un Restaurante en forma, hicieron poca sobremesa y volvieron al auto, antes de encenderlo Changmin recordó que no había visto su celular desde que partieron de Seúl


  • Seguro se te cayó en algún lado – dijo Jonghyun preocupado


  • Sí, pero ¿Dónde? Soy un tonto – se quejó – Por mantener mi cabeza ocupada ni recordé su existencia – chasqueó la lengua


  • Tal vez… - Jonghyun abrió la puerta de atrás y se agachó, pero no había nada – O aquí – dijo de pronto, metiendo la mano entre el asiento y el respaldo, sonrió al sentir el celular de su amigo, cuando Changmin se acostó ahí la noche que huyeron se le había caído desde el bolsillo


  • ¿Está? – preguntó Changmin curioso, Jonghyun asintió, se incorporó y salió del auto, se dirigió al más alto y le dio el celular, él sonrió


  • Gracias – agarró el celular y lo desbloqueó, Jonghyun vio como el semblante de Changmin cambiaba, se veía sorprendido


  • ¿Qué sucede? – preguntó mientras se asomaba, vio la pantalla – 489 llamadas perdidas, 173 mensajes sin leer – estaba lleno de notificaciones


Changmin no dijo nada, pero Jonghyun vio como los ojos de su amigo volvían a humedecerse y temió verlo quebrarse de nuevo. En silencio se quedaron los dos mirando la pantalla, el más alto entró a la sección de llamadas perdidas, cinco eran de una de sus hermanas y las cuatrocientos ochenta y cuatro restantes eran de su ex novio, salió de ahí y entró a los mensajes, solo uno era de su hermana, dos de su contador y los ciento setenta restantes de Kyuhyun. Un nudo se le hizo en la garganta, sintió un extraño, intenso y desesperado amor por él, luego se sintió estúpido por sentirse conmovido, sabía que estaba mal


  • No tienes que leerlos – dijo Jonghyun con el semblante duro, vio que su amigo dudaba entre leer aquellos mensajes o no


  • ¿Y si le pasó algo? – preguntó de pronto angustiado – Tal vez chocó o se hizo daño


  • Changmin…


  • Debería llamarlo ¿no? Tal vez… tal vez fue un malentendido y yo… tal vez deba escuchar sus razones, él me ama ¿no es cierto? No habría llamado, no habría...


  • ¡Changmin basta! – gritó su amigo de pronto, Changmin reaccionó, mirándolo a los ojos, se le veía tan confundido que eso hizo enojar mucho más a Jonghyun – Si sigues destruyéndote así no puedo continuar, no puedo ayudarte. Regresa con él, anda, vuelve a sus brazos y cuando tenga tu confianza de nuevo te destruirá el corazón otra vez – dijo decidido, mirándolo con enojo, pero luego se alejó de él dándole la espalda


  • Tú no entiendes… - dijo Changmin con voz baja - ¡¿Qué sabes si jamás te has enamorado?! – gritó furioso, apretando el celular contra su pecho. Jonghyun oyó eso y sonrió con tristeza, Changmin tenía razón, desde la perspectiva de él y el tiempo que tenían de conocerse Jonghyun nunca se había enamorado, porque Changmin no sabía que su amigo se moría por él


  • Es verdad, ¿Qué se yo? – preguntó girando levemente su cabeza hacia atrás, se miraron a los ojos, enojado Changmin avanzó hacia el auto, subió en él sin esperar a su amigo y lo encendió, dio una violenta vuelta en U y se alejó rápido, era la dirección contraria a la que estuvieron manejando todo el tiempo, Jonghyun supo que Changmin volvería a Seúl, que su amor por Kyuhyun era más fuerte que su voluntad – Era tonto pensar que funcionaría, viaje de amantes – sonrió tristemente – Tú ni siquiera me notas – ahora el que se sentía miserable era él, rio de sí mismo, agobiado por sus sentimientos no correspondidos.


Changmin manejó más o menos deprisa por menos de quince minutos, luego paró súbitamente en el estacionamiento de una tienda de conveniencia, se quedó absolutamente quieto por unos momentos. Debido al coraje se fue como si nada, abandonando a quien estaba dispuesto a dejar todo atrás por él, se sintió tonto y culpable. Sintió el celular que aún apretaba en su mano izquierda y lo desbloqueó, miró la pantalla, luego de unos momentos entró a los mensajes y leyó algunos.


En todos los que leyó Kyuhyun le suplicaba diferentes cosas: Que contestara las llamadas, que volviera, que lo perdonara, que quería explicarle, le decía lo tonto que había sido, lo poco que Minho significaba para él, que podían volver a empezar, que era el amor de su vida, que no quería vivir sin él, que era su único amor, que su vida no tenía sentido sin él, etc… El último mensaje era el más largo y su ex lo había enviado justo ese día por la mañana, sonaba menos desesperado


  • No tienes idea lo estúpido que me siento – comenzó a leer Changmin – Tiré a la basura lo mejor que me ha pasado en la vida, destruí tu amor y tu confianza, no quiero justificarme, nada me daba derecho a engañarte y destruirte, pero TE AMO, por favor perdóname, vuelve, no me dejes porque sin ti no valgo nada, la vida no tiene sentido sin ti, no quiero despertar por las mañanas sin que estés conmigo, quiero mirar el amanecer contigo hasta que envejezca. Necesito de ti, no me abandones, dame una segunda oportunidad, no volveré a fallarte – terminó de leer entre lágrimas, podía imaginar los ojos de Kyuhyun llenos de lágrimas igual que los suyos, había podido leer el mensaje con su voz, sentir su calor justo a su lado, como si lo estuviera abrazando mientras decía aquellas palabras, susurrándole al oído como solía hacerlo después de hacerle el amor…


Sin embargo también recordó aquella noche, las miradas de esos dos mientras se regalaban placer. Sintió asco y repugnancia, y sin embargo contempló la posibilidad de perdonarlo, de volver a sus brazos y comenzar de nuevo


  • ¿Qué debo hacer para odiarte? – dijo con coraje - ¿Por qué te amo tanto? – estaba harto de sentirse así, pero sabía que el amor no se olvida tan fácil, lo único que tenía que hacer para recomenzar era decidirse, pensar en él mismo antes que en el amor que tenía por el traidor de su novio


Lloró desesperadamente y sin tratar de controlarse, porque estaba decidido a llorar por última vez, no volvería a llorar por Kyuhyun ni por ningún otro hombre, no se volvería a enamorar y no confiaría nunca más en las palabras y los besos de nadie, estaba determinado a ello, sacaría a Kyuhyun de su mente y su corazón hasta que no quedara ni el polvo, nadie volvería a   ilusionarlo y luego a pisotearlo, estaba decidido


Quedó con los ojos hinchados de tanto llorar, pero su mirada se había vuelto vacía, a partir de ese momento había creado un muro a su alrededor.


Suspiró fuertemente, miró su celular y notó que había pasado casi una hora, entró de nuevo a la sección de mensajes, leyó los de su contador y el de su hermana sin responderlos, luego borró todos los que tuvieran a Kyuhyun como remitente, sin importarle los viejitos que había guardado con cariño de épocas más felices, borró todas las llamadas perdidas del historial, fue a la sección de fotos y borró todo, no se fijó si eran de Kyuhyun o de Minho, las borró todas sin intenciones de ver cuál aún le servía, fueran familiares o no, incluso fue a la sección de música y borró todas las canciones que no fueran de su cantante favorita.


Changmin borró todo lo que pudiera tener la esencia de su ex novio y suspiró aliviado, miró su semblante en el espejo retrovisor, casi pudo ver a otro que no era él mismo, la mirada dura y ausente, el rostro rígido, aquel era el primer paso. Luego miró su mano izquierda, no lo había notado antes, pero todavía tenía puesto el anillo que le regaló su ex suegra, sonrió con tristeza, la mamá de Kyuhyun lo adoraba y en ese momento pensó que tal vez iba a echarla de menos, sin embargo se quitó el anillo y lo guardó en la bolsa del pantalón, en un futuro pensaba devolvérselo personalmente.


Dejó el celular en el tablero justo arriba del volante, recordó a su amigo y se sintió un maldito infeliz ¿cómo había sido capaz de hacerle algo así a la única persona en quien podía confiar en esos momentos? Sin pensárselo dos veces regresó por la misma calle, se fue despacio, quizás se toparía a su amigo, pero no tuvo suerte hasta que llegó al exacto lugar donde lo dejó, ahí estaba Jonghyun sentado en el escalón de una tienda de víveres, tenía la cabeza agachada, mirando hacia el suelo, se le veía pensativo, completamente absorto. Changmin volvió a sentirse culpable pero sonrió conmovido, se bajó del auto y caminó hasta estar justo frente a él, Jonghyun reconoció los zapatos y se irguió, ambos se miraron a los ojos


  • ¿Me perdonas? – dijo Changmin amablemente, estiró su mano hacia Jonghyun y éste la sostuvo, con ayuda del más alto se puso de pie, sonrió discretamente


  • Ésta vez es definitivo ¿estás seguro? – Changmin asintió – No te daré una segunda oportunidad – dijo en broma y su amigo sonrió


  • Te prometo que lo olvidaré, Kyuhyun ya no será nada para mí dentro de un tiempo – dijo con determinación, y aunque al decir ese nombre sintió una opresión en el estómago ésta vez no flaqueó, se mantuvo firme, habían sido dos días completos de sentirse perdido, miserable, casi muerto, sabía que aquel no era más que el principio de un largo camino hacia una nueva vida, pero estaba dispuesto a correr cualquier riesgo al tratar de recuperarse a sí mismo.


  • Entonces vamos – dijo Jonghyun con una sonrisa, arrebató las llaves del auto rápidamente de la mano de Changmin, las levantó a la altura de su cabeza – Yo manejo, no vayas a cambiar de opinión – dijo divertido, Changmin asintió y le palmeó el hombro, luego su amigo avanzó hacia el auto, el más alto miró la espalda de Jonghyun apartarse y sonrió, emprendería aquel viaje con su mejor amigo y de pronto se sintió ansioso y emocionado por el futuro. Caminó también hacia el auto y subió de copiloto, continuaron con el plan de manejar sin rumbo, en línea recta y nada más.


Un mes después y aún no habían avanzado mucho, se detenían en algunas ciudades, habían incluso comprado una casa de campaña y acampaban en medio de la nada cuando estaban en carretera. Luego de unos días desde que comenzaran aquel viaje Changmin se comunicó con sus padres y sus hermanas, los puso al tanto de la situación y no se dejó apoyar, no regresaría a Seúl al menos en algunos años, eso tenía planeado, pero les llamaba regularmente, había comprado otro teléfono y otro chip, así que ya no tenía aquel número, Kyuhyun ya no iba a poder contactarlo, Jonghyun había hecho lo mismo


En algunas ocasiones Changmin y Jonghyun discutían, en algunas ocasiones estuvieron a punto de abandonar y cada quien huir por su lado, después recordaban lo que los había llevado a comenzar ese viaje juntos y volvían a ser los amigos cómplices que eran. Aunque su amistad era de años en ese mes habían logrado conocerse mejor, para Jonghyun aquello era un paso hacia tal vez entrar en el corazón de Changmin, pero él no pensaba en algo así, se sentía muy unido a Jonghyun pero continuaba mirándolo como siempre, solo que ahora le tenía más cariño y respeto que antes, como si se tratara de alguien de su familia


Una noche pasaron por un tranquilo y casi insignificante pueblo, era pequeño pero sereno, modesto y casi silencioso, se detuvieron en un restaurante de dicho pueblo que estaba cerca de la carretera, entraron y la gente los miró con curiosidad, ese par de “forasteros” eran muy atractivos, causaron sensación pero ellos no se dieron cuenta al momento, pidieron algo para cenar y unos jugos, los atendieron enseguida


  • ¿Es mi imaginación o nos miran? – preguntó de pronto Jonghyun, sintiéndose intimidado, Changmin miró a su alrededor y rio por lo bajo


  • ¿Será que somos muy guapos? – preguntó de broma


  • El guapo eres tú – dijo Jonghyun sin pensar, Changmin se sintió un poco cohibido al escuchar eso, agachó la mirada unos instantes y sonrió


  • No mientas – contestó avergonzado


  • Vamos Changmin, eres el sueño de todo Gay  - observó con sinceridad, causando que su amigo soltara una carcajada, era la primera vez que reía desde el engaño de Kyuhyun, su amigo se sintió bien de oírlo reír así – Si no fueras como mi hermano… - comenzó de pronto, avergonzándose de lo que iba a decir, Changmin no se lo tomó a mal y solo sonrió, se miraron a los ojos en silencio e instantes después la mesera se acercó y sirvió las órdenes, ambos tuvieron tiempo de disimular y olvidar una conversación que ninguno de los dos quería tener


  • No sé por qué pero éste pueblo me hace sentir curioso – comentó Changmin una vez que terminó su cena – Deberíamos quedarnos ésta noche – sugirió, Jonghyun bebió de su jugo y luego asintió con una sonrisa


  • Como quieras – respondió casi indiferente, el pueblo se le hacía como cualquier otro, pero su amigo estaba interesado y él quería darle gusto


Pidieron con una señal la cuenta y la mesera se las llevó, luego se retiró, ésta vez Changmin pagó y se dio cuenta que ya tenía poco efectivo, Jonghyun se dio cuenta de su expresión


  • Yo pago – propuso, pero Changmin negó


  • Has hecho muchos gastos, ¿Cómo estás de efectivo? – a la pregunta Jonghyun se fijó en su cartera y vio que no quedaba mucho


  • No mucho, mis tarjetas, pero no creo tener el gran saldo, hemos vivido un mes sin trabajar y gastando a lo loco – dijo divertido, Changmin sonrió nervioso


  • Es verdad, tendremos que conseguir trabajo


  • ¿Qué tal aquí? Como somos guapos si nos contratan de meseros atraeremos a las chicas, y claro, algún despistado – propuso de broma Jonghyun y nuevamente Changmin echó a reír


  • Vaguemos por el pueblo, tal vez haya vacante de algo, podríamos quedarnos unos días – propuso sin estar convencido, pero su amigo estuvo de acuerdo. Pagaron y salieron del local, dejaron el auto estacionado afuera del restaurante, caminaron por el pueblo, se veía por dentro tan tranquilo como cuando lo vieron desde afuera


  • Mira – señaló Jonghyun una luz que llamaba la atención, por la fachada se dieron cuenta conforme avanzaban que se trataba de un bar, muy al estilo Yankee pero no demasiado, estaba en la parte baja de una casa grande de dos pisos, adentro parecía haber un ambiente agradable, el Bar tenía por nombre ‘Mr. Simple’. Los amigos se miraron y sonrieron


  • ¿Entramos? – preguntó Changmin sonriendo – Bebamos una cerveza


  • Vamos – contestó Jonghyun relajado, ambos eran amantes de la cerveza y hace mucho tiempo que no bebían juntos, solían hacerlo cuando los cuatro salían juntos y se hacían llamar Kyuline, pero ahora eso ya no existía


Cuando los dos entraron al Bar algunas miradas curiosas se dirigieron a ellos, Changmin se sintió como en esas películas extranjeras donde hay un bar en un pueblo y éste siempre está lleno de gente que se conoce entre sí y que cuando llega alguien de fuera llama fuertemente la atención, ambos compartieron una mirada y se dirigieron a la barra, se sentaron en dos lugares juntos que estaban desocupados, un chico se acercó a ellos, era lindo y simpático, no muy alto, tenía el cabello negro azabache y los ojos de igual color, les sonrió ampliamente


  • Bienvenidos caballeros ¿qué van a beber? – preguntó con amabilidad, Changmin lo observó detenidamente y en ese momento sintió mucha simpatía por él, Jonghyun se mantenía indiferente


  • Una cerveza oscura – contestó Jonghyun, Changmin le rozó discretamente la rodilla – Bueno, dos – complementó, el chico del otro lado de la barra sonrió mientras asentía y se alejó, en menos de medio minuto volvió con ambas cervezas y las entregó, luego se alejó


  • Me agrada éste lugar – observó Changmin tranquilamente, a Jonghyun le había causado buena impresión pero nada fuera de lo normal, pero Changmin parecía entusiasmado, ni siquiera el mismo sabía por qué – Preguntemos si hay un Hotel en éste pueblo


  • Buena idea – respondió Jonghyun, se giró de nuevo a la barra y buscó al encargado, pero éste estaba ocupado conversando muy de cerca con otro chico, el otro estaba del lado opuesto a la barra pero no parecía cliente, Jonghyun miró fijamente y comprendió – Son pareja – musitó sorprendido, no esperaba encontrar a una pareja Gay en ese pueblo, sobre todo siendo tan obvios, si en la ciudad no era común, en el pueblo le parecía sorprendente


  • ¿Qué dijiste? -


  • Nada – respondió rápidamente, Changmin miró hacia donde estaba el encargado de la barra, el otro chico ya se estaba alejando


  • Homo – dijo de pronto Changmin, su amigo volteó enseguida hacia él, sonriendo curioso, el más alto se encogió de hombros – Mi radar es muy efectivo – dijo con confianza y le guiñó un ojo, luego bebió de su cerveza – Es lindo, invítalo a salir


  • ¿Qué? Claro que no -


  • ¿Por qué no? Tu novio se revolcaba con el mío y hace mucho que no sales con alguien – observó Changmin con tranquilidad, Jonghyun sonrió, era la primera vez que su amigo hablaba del tema del engaño de Kyuhyun como si nada


  • El otro chico es su pareja, los vi


  • ¿Ah sí? No vi eso – bebió de nuevo de su cerveza - ¿El de allá? – señaló Changmin al chico que se había alejado del encargado y que ahora atendía una mesa, ese chico era menos atractivo pero parecía también amable, tampoco era muy alto y tenía el cabello castaño, no era su color natural pero se le veía bastante bien – Bueno, quizás veamos a otro par de lindos especímenes y que estén libres, les invitamos una copa – dijo Changmin divertido, Jonghyun movió su cabeza en negativa pero sonriendo, no era su idea ir a ligar, pero le puso de buenas ver a Changmin entusiasmado con la idea, después de todo cuando ambos iban en la universidad solían salir por las noches para ligar en los antros gays


  • Estás muy animado hoy – observó Jonghyun, bebiendo el último trago de su cerveza


  • Solo quiero distraerme, relajarme, follar con alguien tal vez – dijo lo último con un poco de pena, su amigo enarcó ambas cejas, mirándolo fijamente – No me mires así, extraño el sexo – comentó con sinceridad - ¿Tú no?


  • Sí, pero ya no somos un par de adolescentes hormonales que se acostarían con cualquiera en una noche loca, ¿o sí? – preguntó dudoso


  • No, tienes razón – dijo Changmin pensándolo bien y ambos se rieron – Pero si quiero algo informal, conocer a alguien que acepte una relación libre, ¿no suena genial? – preguntó entusiasmado, Jonghyun lo miró detenidamente


  • Si suena bien para ti – se encogió de hombros, no le gustaba la idea, pero sabía que su amigo necesitaba de alguna otra distracción si quería olvidar por completo a Kyuhyun y sabía que él no era la clase de hombre que Changmin buscaba, porque él quería una relación formal y seria con él, no un par de acostones ocasionales, además Changmin no lo miraba así


  • Tal vez tenga suerte – comentó positivamente, en ese momento llegó el encargado de la barra nuevamente, sonriendo como hacía casi todo el tiempo


  • ¿Otras? –


  • Sí por favor – respondió Jonghyun con amabilidad, Changmin y él se sonrieron divertidos – Sí que está lindo – comentó con voz baja luego de escanearlo casi por completo, Changmin solo asintió, luego el encargado volvió con ambas cervezas


El otro chico que Jonghyun había distinguido como su pareja se acercó a la barra, ésta vez cerca de ellos, por lo que ambos escucharon claramente la conversación que mantenían esos dos a pesar de no intentar hablar muy fuerte


  • ¿Y entonces que hacemos? – preguntó el encargado de la barra, el otro hizo una mueca de disgusto, luego negó en silencio – Deberíamos buscar a alguien más, esto está un poco serio


  • ¿En estos momentos? Dudo mucho que encontremos a alguien así de fácil, la hora, el día, no, mejor cerramos hoy temprano – respondió el otro con fastidio, había pocos clientes y el ambiente no era muy animado


  • Tienes razón – consintió el otro – Pero mañana buscamos quien cante en vivo – dijo mientras miraba la pequeña tarima en la esquina del Bar. Changmin y Jonghyun que habían escuchado la conversación se miraron mutuamente, luego de unos segundos sonrieron, entendiéndose sin palabras, Changmin bajó del banquito de un salto y Jonghyun se giró hacia el encargado de la barra y el mesero, ambos se dirigieron a los otros dos, quienes los miraron con sorpresa por aquella reacción


  • Nosotros tocaremos – dijeron los amigos al mismo tiempo


  • ¿Qué? – preguntó confundido el mesero


  • Perdón por oír su conversación – dijo Changmin apenado – Oímos que buscan alguien que toque y nosotros somos músicos – complementó con orgullo, Jonghyun asintió, sonriendo


  • ¿Músicos? Pero si parecen modelos – comentó el mesero con una sonrisa coqueta, mirándolos de pies a cabeza, el encargado de la barra se dio cuenta y le dio un pequeño empujón por el hombro


  • Se te va a caer la baba – dijo pareciendo enojado el de la barra, luego miró a los chicos y les sonrió amablemente – Guapos y saben tocar, adelante – comentó relajado


  • Claro, tenemos una condición – dijo de pronto Jonghyun, Changmin lo miró con curiosidad, no tenía idea de lo que diría


  • Te escucho – dijo el de la barra, mirándolo atento


  • Necesitamos un techo esta noche – respondió con ligereza, el de la barra sonrió aliviado


  • Hecho – contestó emocionado, estiró su mano hacia Jonghyun y se estrecharon – Lee Donghae, soy el dueño del bar, mucho gusto – dijo entusiasmado, luego saludó a Changmin


  • Lee Hyukjae – dijo el mesero, repitiendo la acción del otro – Pero aquí me conocen como Eunhyuk, bienvenidos –


  • Shim Changmin – respondió con una sonrisa Changmin cuando le estrecharon la mano


  • Lee Jonghyun, el gusto es mío – se presentó con amabilidad. Los cuatro se sonrieron y enseguida Donghae volvió a su puesto en la barra, mientras que Eunhyuk los llevó a donde estaba la pequeña tarima


  • Supongo no traen instrumentos


  • Así es, ¿hay aquí?


  • Sí, una guitarra acústica y una eléctrica, ¿está bien?


  • Es perfecto – dijo Jonghyun sonriendo ampliamente, hacía más de un mes que no tocaba una y estaba emocionado


  • ¿Qué tipo de música se toca aquí? – preguntó Changmin interesado


  • Lo que quieran, Rock, Balada Romántica, Country – contestó encogiéndose de hombros, ese Bar no era temático en absoluto – Mientras a la clientela le guste


  • Está bien – respondió Changmin y Jonghyun asintió, el mesero se alejó para ir por la guitarra, los amigos se sonrieron emocionados


  • Si les gustamos nos contratarán – observó Jonghyun


  • Sí, pero de mientras con el hospedaje está bien – su amigo asintió - ¿Tú tocas? Yo canto –


  • Me parece bien – consintió Jonghyun


  • ¿Tocamos la de aquella vez? – preguntó Changmin sonriendo burlonamente, recordando un incidente hace tiempo en el karaoke


  • ¿Para que se te olvide de nuevo la letra? – respondió divertido


  • Quiero remendar mi error en la primera canción – comentó despreocupadamente


  • Está bien – dijo Jonghyun y agarró la guitarra eléctrica, la conectó al amplificador y la probó antes de comenzar, Changmin mientras comprobaba el sonido del micrófono


Nadie en el bar les prestaba atención, Eunhyuk dudaba de que pudieran ser buenos, pero algo para animar no estaba de más, en cambio Donghae era el único que miraba animado la escena en espera de que comenzaran. Luego de las pruebas Changmin se acomodó al frente de la tarima y Jonghyun se colocó a su lado, dos pasos atrás de él, comenzó a tocar, llamado la atención de algunos clientes, el encargado de la barra sonrió, mirando atento a Changmin


La pieza que eligieron fue una canción de Rock oldie, “When it’s love” de Van Halen, cuando Changmin comenzó a cantar las miradas de los clientes se fijaron en él, nadie imaginaba que pudiera tener aquella voz tan potente, Eunhyuk estaba sorprendido, miró enseguida a Donghae y éste asintió, haciéndole una seña de aprobación con los dedos


La expresión de Changmin era decidida y a la vez alegre, esa canción le gustaba mucho y hace tiempo no la cantaba, sin embargo no olvidaría de nuevo la letra como en aquella vez que había recordado con Jonghyun


  • Todos están buscando algo, pensamos mucho pero no hablamos de eso hasta que las cosas se salen de control, ¿Cómo puedo saber cuándo es amor? No puedo decirte pero dura para siempre, ¿Cómo se siente cuando es amor? Es solo algo que sienten juntos, cuando es amor – cantó con ahínco las primeras estrofas, pero lejos de la anécdota con su amigo, la letra le hizo pensar en su ex novio, se sintió un poco triste al recordar el día en que se dio cuenta que estaba enamorado de él, cuando decidió confesarle sus sentimientos a Kyuhyun - Miras cada rostro en una multitud, algunas brillan y algunas te mantienen preguntándote, esperando a que alguien entre al centro, que te enseñe tu última lección de amor – cada palabra de la canción era una Oda al pasado que intentaba olvidar y que por esos instantes lo estaba persiguiendo


Jonghyun dio un paso al frente y lo miró, los ojos de Changmin eran un poco brillosos y él pensó que quizás se trataba de la luz que ahora daba en su rostro. Todos en el bar miraban atentos, moviendo pies, manos o cabeza al ritmo de la música, el guitarrista supo que Changmin los había enamorado, estaban deslumbrados por él, Jonghyun se sintió en sintonía con aquellos espectadores, porque él también miraba a su amigo con esa luz a su alrededor, en ese instante se sintió conmovido, quizás ese pueblo le gustaría mucho también a él


La canción terminó y al último sonido de la guitarra comenzaron los aplausos, hombres y mujeres por igual observaban aquel dúo de forajidos, nadie sabía quiénes eran pero causaron sensación, eran talentosos y guapos. Donghae y Eunhyuk compartieron una mirada de admiración, dejarlos subir ahí había sido una excelente decisión


  • Gracias por escucharnos – dijo Changmin con una gran sonrisa, mirando a la gente que poco a poco dejaban de aplaudir para poder escucharlo – Mi nombre es Shim Changmin y Lee Jonghyun me acompaña en la guitarra, él también canta, así que ahora vamos a invertir papeles – dijo sorpresivamente, sonriendo travieso, Jonghyun negó repetidas veces con la cabeza, dirigiéndose a él


  • ¿Qué haces? – preguntó nervioso – Dijimos que tú cantabas –


  • Es un plan, queremos trabajo aquí ¿verdad? – respondió con voz baja, apartando el micrófono de él – Si enfermo o algún día no puedo cantar quiero que vean que tú también eres capaz de cubrir mi lugar – le guiñó un ojo, su amigo entendió pero no estaba del todo convencido


  • No tengo tu rango vocal, los decepcionaré – respondió avergonzado


  • Por eso cantarás una balada – volvió a sonreírle a su amigo, luego sonrió a los clientes para calmarlos un poco, estaban algo ansiosos – Confía en mí, tomaré la guitarra ahora, ¿de acuerdo?


  • Está bien – consintió su amigo – Pero yo elijo la canción


  • Sí, ¿cuál? ¿me la sé?


  • Espero que sí, Can't fight this feeling, de Reo Speedwagon – respondió un poco nervioso, Changmin conocía la canción y le sorprendió que la pidiera


  • Sí, me la sé – respondió enseguida


  • Ya está, entonces adelante


  • Hola de nuevo – habló a través del micrófono – Ya lo convencí – sonrió avergonzado, los clientes rieron sin perderlo de vista – Luego volveré a tomar el micrófono – dijo amablemente y cambió de lugar con su amigo


  • Hola – saludó Jonghyun a los clientes – No lleno sus zapatos – miró a su amigo, Changmin lo regañó con un gesto – Pero espero les guste – sonrió nervioso y se acomodó, su amigo comenzó con los primeros acordes y enseguida entró él con la canción - Yo no puedo pelear con este sentimiento por más tiempo, y todavía tengo miedo de dejarlo fluir, lo que comenzó como una amistad ha crecido más fuerte, solo deseo tener la fuerza para mostrarlo – cantó tranquilo y con sentimiento, los presentes no se sorprendieron precisamente por su voz pero sí por su interpretación, incluso Changmin lo miró atento mientras tocaba, nunca había visto esa expresión en su amigo, sintió tristeza y nostalgia, pero no supo por qué


  • ¿Estará pensando en Minho? – pensó Changmin como primer recurso – Ahora que lo pienso jamás le pregunté a él como se sentía al respecto, ¿también sufrió por su traición?


  • Me digo a mí mismo que no puedo tenerlo por siempre, dije que no hay razón para mi miedo, porque me siento tan seguro cuando estamos juntos, Tú diste dirección a mi vida, Tú haces todo tan claro, y aun como un errante me mantengo en tu aspecto, Tú eres el calor en mi ventana en una fría y oscura noche de invierno – continuó cantando con sentimiento, como si tuviera enfrente a quien decía todas aquellas palabras - Y Yo no puedo pelear con este sentimiento nada más, me he olvidado el por qué empecé a luchar, es tiempo de traer esta nave a la rivera y tirar los remos lejos, por siempre – el tono de su voz subió ligeramente, Changmin pensó que tal vez era una forma de decirse a sí mismo que tomaba una decisión


  • No, él no piensa en Minho, es algo más – pensó Changmin nervioso


  • Mi vida ha sido un torbellino hasta que te vi, he estado dando vueltas en círculos en mi mente y esto al parecer siempre te estoy siguiendo, porque me llevas a lugares que solo no podría encontrar – los clientes miraban atentos, aquel par de forasteros sin duda eran tan guapos como talentosos. Sin darse cuenta el Bar estaba más lleno que antes, Donghae estaba emocionado, mirando a su alrededor


  • Creí que eran amantes – dijo de pronto Eunhyuk, el encargado alcanzó a escucharlo y volteó a verlo – Pero él la canta para el otro ¿no es cierto? – sonrió amargamente, casi reflejándose en sí mismo, Donghae lo miró con compasión


  • Eunhyuk… - susurró preocupado


  • Tal vez debería cantarte algo así algún día – dijo al voltear a verlo, sonriendo con amabilidad, a Donghae se le oprimió el corazón, pero no dijo nada al instante


  • ¿Tan egoísta soy? – preguntó Donghae con tristeza, pero sonriéndole al otro, Eunhyuk se acercó a él y besó su mejilla


  • No, el egoísta soy yo, tú solo me has dado una oportunidad – respondió con gentileza, le dio la espalda y se alejó a una mesa donde alguien lo llamaba para ordenar.


  • Jonghyun, ¿cantas para alguien? – pensó con tristeza Changmin, mientras tocaba los últimos acordes, dando fin a la canción. Los clientes aplaudieron animados, de pronto se dio cuenta que el Bar estaba ahora lleno, se sorprendió del poder de atracción que habían tenido, sin duda en los pueblos se pasaban las noticas mucho más rápido que en las grandes ciudades


  • Espero les haya gustado, tomaremos un descanso – dijo Jonghyun apenado, no esperaba que les fuera a gustar también él como cantante, aunque sin duda Changmin había tenido una respuesta más efusiva, se sintió orgulloso de su amigo, porque además él era muy modesto, aunque había recibido ofertas de compañías disqueras, él nunca había aceptado ninguna, no quería la vida de una estrella


  • Eso fue increíble – dijo Eunhyuk al acercarse a ambos – Todas las bebidas para ustedes serán cortesía de la casa – complementó emocionado


  • Muchas gracias – respondió Changmin


  • Y te felicito, tu voz es increíble – halagó emocionado, luego miró hacia Jonghyun – También cantas muy bien – le dijo sinceramente, avergonzándolo


  • Gracias – sonrió entusiasmado. Luego ambos amigos pidieron un par de bebidas y conversaron con algunos clientes que se acercaban hacia ellos, incluso un par de chicas les pedían sus números telefónicos, pero amablemente respondían que no. Luego de unos momentos volvieron para volver a tocar, otras dos canciones donde Jonghyun tocó y Changmin cantó y una más invirtiendo los papeles, los clientes estaban muy satisfechos al igual que Donghae y Eunhyuk, aunque ahora ambos intérpretes estaban cansándose, habían manejado por horas antes de eso


  • Estamos muy agradecidos con su respuesta – dijo Changmin apenado – Pero por hoy no tocaremos más – al decir eso muchas personas exclamaron un sonido de decepción – Claro que si nos lo permiten mañana volveremos – comentó con premeditación, mirando hacia el encargado de la barra, al oírlo Donghae asintió, haciendo una seña con la mano para dar su aprobación – Ya está, mañana volvemos – sonrió amablemente y bajó junto con Jonghyun de la pequeña tarima, ésta vez avanzaron hacia la barra, Donghae les dio un par de bebidas - ¿Qué te pareció mi intervención? – preguntó Changmin sonriendo


  • Muy bien – sonrió sin mucha emoción, luego fijó la mirada hacia el vacío, como si pensara, el más alto lo observó, recordando lo que había visto en la tarima, entonces decidió preguntarle si aquella canción era para alguien en especial, pero cuando abrió la boca para hablar se acercó a ellos Eunhyuk


  • Cerrando el Bar ésta noche debemos celebrar – dijo emocionado


  • Estoy de acuerdo – respondió Changmin levantando el vaso con su bebida, Jonghyun le imitó. El mesero se quedó ahí pues no había clientes que lo llamaran y los tres conversaron por un rato.


Eran casi las cuatro de la mañana y los clientes estaban ya abandonando el lugar, aquella noche se había abierto más tarde de lo normal debido a la sensación que habían causado Changmin y Jonghyun ahí. Cuando salió el último cliente, el par de amigos ayudó a Donghae y a Eunhyuk a levantar algo de la suciedad que quedó


  • Con eso bastará, por la mañana viene una señora a limpiar – dijo Donghae al mirar a su alrededor – Muchas gracias por su ayuda


  • No hay de qué… pero Eunhyuk nos prometió festejar – se apresuró a decir Changmin, causando que los demás rieran


  • Es verdad, se merecen eso, abriremos una botella, ¿les gusta el Tequila?


  • Por supuesto – contestó enseguida Changmin mientras su amigo tan solo asintió, Donghae fue por la botella mientras los otros tres se sentaron en una mesa redonda. Él regresó con la botella y cuatro vasos tequileros, los sirvió y los cuatro brindaron, tomando de un solo sorbo todo el contenido, Eunhyuk era el menos bebedor de los cuatro y se sintió mareado, trastabillando un poco, Donghae se acercó rápidamente a auxiliarlo


  • ¿Estás bien? – preguntó preocupado


  • Sí, gracias cariño – respondió tranquilamente, pero Donghae se sintió un poco incómodo y sonrió nervioso, su pareja se dio cuenta y sonrió relajado – Estoy seguro que a estas alturas ya se dieron cuenta – dijo con ligereza. Changmin y su amigo se miraron y sonrieron


  • No te preocupes – dijo rápidamente Jonghyun a Donghae


  • También somos Gays – aclaró Changmin dándole una palmada en el hombro a Donghae que estaba a su lado derecho


  • ¿Eh? – exclamó sorprendido


  • Mi radar nunca falla – comentó feliz Eunhyuk, al oírlo Changmin sonrió pues él creía que el suyo también, así que levantó su vaso tequilero como si brindara, Eunhyuk hizo lo mismo


  • Siempre digo lo mismo – dijo contento Changmin, sirviéndose un poco más de tequila, su amigo y Donghae hicieron lo mismo, menos Eunhyuk que había tenido suficiente


  • ¿Qué hay de ustedes? ¿Andan? – preguntó Eunhyuk tranquilamente, pero su pareja enseguida le dio un codazo para regañarlo – Tengo curiosidad – se disculpó hacia él, luego miró al otro par, Jonghyun estaba completamente ruborizado, pero Changmin solo un poco, sonrió despreocupadamente


  • No, solo somos amigos – respondió con tranquilidad, colocando su mano sobre la rodilla de su amigo, acariciando un poco, luego la retiró


  • Ya veo, ¿y qué los trae por aquí?


  • Estamos de viaje indefinido – respondió Jonghyun para sentirse en confianza de nuevo luego de aquella pregunta y el toque de Changmin – Manejamos desde Seúl en línea recta hacia el Sur – explicó


  • Eso suena muy interesante – dijo asombrado Donghae


  • ¿Alguna razón en especial? ¿O solo quisieron probar? – preguntó curioso Eunhyuk


  • No seas indiscreto – regañó su pareja – No se obliguen a responder – dijo amablemente


  • Solo por… - quiso excusar Jonghyun con alguna mentira, pero Changmin lo interrumpió súbitamente


  • Mi novio se revolcaba con el suyo, decidimos dejar nuestras anteriores vidas y comenzar de nuevo – explicó con tranquilidad, luego bebió del tequila, sonreía con un poco de amargura pero trataba de aparentar, Jonghyun se sintió incómodo igual que Donghae


  • Vaya – exclamó Eunhyuk – Debió ser una decisión difícil


  • Pues… - Changmin se encogió de hombros tratando de aparentar indiferencia, pero solo de acordarse aún sentía un poco de coraje - ¿Qué te puedo decir? Casi cinco años a su lado tirados a la basura – sonrió burlándose de sí mismo – Pero qué más da – finalizó sin mucho ánimo.


Hubo un silencio incómodo luego de eso, Changmin se dio cuenta que no debió de haber hablado de más y trató de remediarlo un poco


  • Pero hoy celebremos nuestro éxito – dijo con sonrisa alegre, enseguida los otros tres consintieron y volvieron a servirse tequila, incluso Eunhyuk que no lo bebió tan rápido como la primera vez


Luego de un rato de conversaciones menos interesantes Changmin comenzó a bostezar, se sentía muy cansado, pero su amigo no, parecía muy tranquilo


  • Creo que yo me retiro, ¿dónde dormiremos?


  • Cierto, se los iba a comentar, solo tengo una habitación limpia y ordenada, pero mañana pediré que tengan lista otra y cada quien duerma en una – respondió amablemente Donghae


  • No importa, podemos usar solo una el resto del tiempo, así hemos dormido el último mes – dijo como si nada, Donghae asintió


  • Entonces sígueme, te mostraré – comentó y ambos se alejaron de ahí rumbo a la parte de atrás del Bar, que ahí se conectaba éste con la casa, quedándose en el Bar los otros dos. Luego de unos momentos de silencio Eunhyuk miró hacia Jonghyun


  • Lo quieres ¿cierto? – preguntó como si de viejos amigos se tratase, Jonghyun se incomodó y tensó un poco, sin embargo sonrió amablemente, sin responder – Perdón que haya sido tan entrometido – se disculpó enseguida, Jonghyun negó en silencio


  • Es complicado – dijo con voz baja, luego se sirvió un poco más de tequila


  • Lo imagino, por su mirada puedo ver que aún ama a su ex ¿verdad? – preguntó con tacto, pero Jonghyun sintió una ligera opresión en el pecho


  • Era su adoración – respondió de pronto – Casi todas sus conversaciones eran sobre él, lo dio todo por esa relación, Kyuhyun era su mundo, y él lo devastó, Changmin se hundió y solo pude ver su destrucción – dijo con tristeza, al mismo tiempo sintió mucho enojo – Me sería imposible acercarme a él así, no sabría cómo curar sus heridas, prefiero que no lo sepa nunca – confesó amargamente, Eunhyuk se sintió terriblemente identificado con él


  • Te entiendo – dijo compasivamente – Debes amarlo mucho para estar a su lado en éste viaje sin esperar que él lo note – el aludido sonrió, bajando levemente la mirada


  • No sé cuánto tiempo duremos así, pero decidí apoyarlo pase lo que pase – afirmó


  • Supongo que jamás se han acostado – dijo tranquilamente, a veces solía decir cosas indiscretas y no darse cuenta de ello hasta tiempo después – Perdón, yo… - intentó disculparse cuando vio a Jonghyun sonrojado hasta las orejas


  • Que patético soy ¿no? Ni siquiera hay tensión sexual entre nosotros, hemos dormido en la misma cama numerosas veces y él ni siquiera me mira diferente de la forma en que mira a sus hermanas, mientras yo me muero cada vez que lo tengo cerca – confesó de pronto, mirando hacia la nada, quizás el alcohol lo estaba desinhibiendo hasta ese punto, de pronto se sintió avergonzado, levantó la mirada y Eunhyuk lo miraba con sorpresa


  • No, no eres patético, y créeme que te entiendo muy bien – respondió rápidamente


  • ¿Pasaste por lo mismo?


  • Paso por algo parecido – respondió con tristeza – Donghae y yo hemos salido por un año y dos meses, incluso vivimos juntos, pero él no está enamorado de mí – confesó apenado, a Jonghyun le sorprendió aquella confesión – Ama a alguien más y no es correspondido, pero me dio una oportunidad – sonrió con menos tristeza – Sé que se esfuerza y sé cuánto me quiere, pero no me ama, yo lo amo a él con todas mis fuerzas – terminó de confesar con un ligero sonrojo en su semblante, Jonghyun sintió empatía por él


  • Entonces brindemos por el amor no correspondido – dijo con premura, alzó su vaso tequilero con aún un poco de líquido, sonrió a quien ahora sería su nuevo amigo. Eunhyuk vio aquel gesto e hizo lo mismo, brindaron por aquellos hombres a quienes amaban.


Arriba en una de las habitaciones, Donghae entregó a Changmin un par de sábanas limpias para que cambiara la cama, la habitación olía ligeramente a polvo, así que el barman abrió las ventanas, pudiéndose respirar aire fresco. Changmin se acercó al alféizar de una de las ventanas y se asomó hacia fuera, respirando un poco del aire, la vista frente a él era muy bonita, un pueblo tranquilo con pocas casas, poca iluminación y muchos árboles


  • Ah, se respira tan bien aquí, diferente al aire de Seúl – dijo Changmin luego de inhalar un poco de aire, luego volteó hacia Donghae, él le sonreía


  • No conozco la capital – confesó apenado – Me gustaría ir algún día


  • Seúl es hermosa a su modo, es la ciudad donde nací y la amo, pero no hay como el aire de campo – observó emocionado – Si algún día decides ir, permite que te de un Tour – se ofreció amablemente, acercándose a la cama comenzó a quitar las sábanas con polvo


  • Gracias – respondió enseguida. Donghae miró a Changmin unos segundos, él no solía ser indiscreto como su novio, pero algo lo impulsó a preguntarle - ¿Él vive ahí? – preguntó refiriéndose a Kyuhyun, Changmin que cambiaba las sábanas hizo una pausa de segundos, luego sonrió incómodo, lo miró y asintió


  • Vivíamos juntos – volvió a pausar un momento – El día de su cumpleaños organicé una fiesta, una gran fiesta – sonrió – Subí a nuestra habitación y lo encontré en nuestra cama con el novio de Jonghyun, tenían relaciones sexuales descaradamente – al recordarlo sintió enojo, más no tristeza. Donghae lo miró en silencio, asombrado


  • Lo lamento – dijo con voz suave, Changmin movió su cabeza en negativa, le sonrió y luego volvió a lo que estaba haciendo


  • Es quizás lo mejor que pudo pasar, de otro modo habrían seguido viéndome la cara, ni siquiera sé desde cuándo eran amantes, me siento tan estúpido – confesó enojado, terminó de acomodar las sábanas limpias en la cama, se irguió y suspiró, luego miró hacia el otro – Te mentiría si te dijera que ya no lo quiero, pero jamás lo perdonaré, le entregué mi vida y él la tiró a la basura – frunció el ceño, mirando hacia el piso – Pero estoy decidido a olvidarlo por completo, ahora puedo decir que no lo amo tan intensamente como antes, es un gran paso ¿no? – levantó la mirada y encontró a Donghae asintiendo mientras sonreía amablemente


  • Estoy seguro que hay alguien más para ti que te amará como te mereces


  • No – negó enseguida – Yo no volveré a entregarle mi amor a nadie, si existe alguien así no lo quiero, no me volveré a enamorar – dijo decidido, con la mirada fija en cualquier punto


  • No digas eso


  • Una nueva decepción no la resistiría, este amor por Kyuhyun casi me tumbó a un abismo, yo realmente pensé en el suicidio, en ya no querer vivir, si no fuera por Jonghyun, si él no hubiera estado a mi lado en esos momentos estaría muerto – confesó con un poco de vergüenza, apartando la mirada de la de Donghae unos momentos, luego volvió a mirarlo


  • Es un gran amigo ¿no es cierto? – preguntó con una sonrisa, pronto en el rostro de Changmin también se dibujó una, sus ojos brillaron también


  • El mejor. Él ha dado una nueva dirección a mi vida, jamás podré pagarle todo lo que ha hecho por mí – dijo con ensueño, sonriendo con ternura


  • Lo quieres mucho – observó Donghae


  • Demasiado – confirmó Changmin con determinación


  • Tal vez el verdadero amor no está tan lejos como crees – dijo con atrevimiento, dándole la indirecta más directa que podía darle, al oírlo Changmin se desconcertó un poco, sus ojos se perdieron en algún punto, como si pensara en algo – Que descanses – expresó Donghae antes de avanzar hacia la puerta, sabía que había logrado en Changmin el efecto esperado. Salió y cerró la puerta tras de él, dejando al más alto pensativo


  • ¿Jonghyun? ¿Él y yo? – pensó nervioso – No, nosotros no tenemos eso – dijo sintiéndose convencido, luego lo dudó unos momentos y sonrió – Eso sería tan extraño… - torció la boca en un gesto raro cuando pensó en ellos dos juntos de esa manera, un escalofrío le recorrió la piel y por primera vez se preguntó si su amigo tal vez le gustaba de otra forma.


Luego de casi media hora Jonghyun también sintió sueño, se despidió de la pareja del Bar, Donghae le indicó cuál era la habitación y luego volvió con su novio. El guitarrista subió las escaleras y entró con cuidado en la habitación, la luz de la habitación estaba apagada pero la luz de la luna se filtraba por las ventanas, logrando que se pudiera ver con claridad en el interior. La figura de Changmin acostada sobre la cama parecía estar durmiendo, con mayor cuidado Jonghyun se acercó a la cama del otro lado, se sentó al borde dándole la espalda a su amigo y comenzó a desabrochar sus zapatos, sintiendo poco después movimiento


  • Creí que dormías – dijo con voz suave, bajita - ¿O te desperté?  - preguntó sin obtener respuesta, terminó de quitarse los zapatos y antes que pudiera levantarse sintió a su amigo abrazarle por atrás, dejándolo paralizado. El pecho de Changmin pegado a su espalda era tan cálido que le hizo sonreír, los brazos de su amigo cerrados en torno a su cuello, el rostro de Changmin pegado a su hombro - ¿Qué sucede? –


  • Te quiero – susurró avergonzado, Jonghyun sonrió, levantó sus manos y las cerró en los brazos de Changmin, como si respondiera el abrazo, agachó la cabeza, sintiéndose desdichado, aquel cariño de su amigo no le era suficiente, él lo amaba – Todo lo que has hecho por mí ¿podré pagártelo algún día? – preguntó tímidamente


  • Changmin… - quiso decir algo, pero sus palabras se le ahogaron en la garganta


  • Te lo agradezco – sonrió amablemente, intentó por unos momentos alejarse pero Jonghyun se aferró a él, desconcertándolo. Su amigo giró la cabeza ligeramente hacia un lado


  • No quiero tu agradecimiento… Te quiero a ti – confesó con tristeza, Changmin abrió ampliamente los ojos y levantó su cabeza del hombro de su amigo, miró su perfil, gracias a la luz de la luna pudo notar los ojos brillosos de Jonghyun


  • Jonghyun… - atinó a decir, nervioso


  • ¿Qué debo hacer para que te des cuenta? Te amo Changmin… - dijo con voz quebrada, nunca en su vida había temblado tanto, Changmin lo soltó poco a poco y se alejó de él, Jonghyun sintió que había cometido la peor estupidez de su vida y se arrepintió de haber confesado aquello. Sintió mucha debilidad en el cuerpo y bajó pesadamente los brazos a los costados de su cuerpo, volvió agachar la cabeza, derrotado


Inmediatamente cuando sintió que Changmin se alejaría más que nunca de él, percibió la presencia de su amigo frente a él, pudo verle los pies desnudos, al instante después sintió las manos del más alto sobre sus mejillas, levantó la cabeza y se topó con su mirada, Changmin se agachó hasta él y le besó los labios, pero no como aquella vez en el Hotel, cuando era un simple gesto de amabilidad, en ésta ocasión su amigo lo besaba porque esperaba recibir de él un beso


Cerraron sus ojos y se besaron, el primero entre ellos, quizás el último, en ese momento no lo sabían, tan solo se entregaban a esa calidez, los brazos de Jonghyun seguían caídos a su costado y las manos de Changmin en sus mejillas hasta que poco a poco detuvieron sus labios, abrieron los ojos y se miraron, tan cerca como si aún continuaran


  • Changmin… - susurró ensoñado, no podía creer que se habían besado, que su amigo fuera quien tuvo la iniciativa, pero por la mirada del más alto supo que aquel beso no había sido porque le correspondiera, había sido un gesto de compasión, eso lo hizo sentirse miserable, pero la felicidad que le embargaba por haberlo besado seguía sin desaparecer, aquella contrariedad de sentimientos le hizo estremecer. Sonrió nervioso, sintiendo la mirada de Changmin sobre él, poco a poco lo soltó y él se puso de pie, quedando frente a frente


  • Perdóname – dijo Changmin con tristeza


  • Sé que no me amas, no espero que lo hagas – respondió sinceramente, a Changmin se le revolvió el estómago, quiso llorar pero por él se aguantó, era injusto mostrarle su sufrimiento cuando Jonghyun sufría mucho más que él – Tranquilo, sigamos igual que siempre ¿sí? – sonrió preocupado, levantó su mano y le acarició la mejilla a Changmin – Descansa – bajó su mano y rápidamente le dio la espalda, salió sin decir nada más, al cerrar la puerta se apoyó con la espalda en ésta, tapó su boca con la mano derecha y comenzó a llorar


Dentro de la habitación Changmin se quedó completamente quieto, sintiendo el corazón acelerado, un par de lágrimas surcaron su rostro, sollozó un poco y apretó los labios, la tristeza que sentía en esos momentos jamás la había sentido, se sintió tonto por jamás haberse dado cuenta, no sabía desde cuando habían nacido esos sentimientos en Jonghyun hacia él, solo podía pensar en lo triste que era aquello, si su corazón fuese manipulable sin duda sacaría de una vez por todas a Kyuhyun y albergaría un lugar para su amigo, pero aquello era imposible, no podía ver a Jonghyun de otra manera y el maldito de su ex novio continuaba ahí dentro, persiguiéndolo como una sombra.


Donghae salió al baño y se encontró con Jonghyun sentado en el suelo, afuera de la habitación donde estaba Changmin, parecía dormido, mantenía la cabeza agachada sobre las piernas recogidas, se extrañó de verlo ahí y se acercó, se agachó de cuclillas a su altura y lo movió de un hombro hasta despertarlo, Jonghyun lo miró desconcertado, no sabía que se había quedado dormido, tardó un poco en despertar del todo


  • ¿Qué pasó? ¿Pelearon? – el aludido negó enseguida – Ven, hay un sofá acá – sonrió amablemente, se levantó y Jonghyun lo siguió. Donghae no hizo preguntas, tan solo le dio algo con qué taparse y se retiró a su habitación


  • ¿Por qué tardaste tanto? – preguntó Eunhyuk mientras se colocaba la camisa del pijama,  sin abotonarla, Donghae se acercó a su novio y comenzó a hacerlo él


  • Encontré a Jonghyun durmiendo sentado fuera de la habitación – dijo mientras abotonaba la camisa de su novio – No sé qué pasó, pero le dije que podía dormir en el sillón de aquí arriba – contó sin pausas, luego le besó en los labios – No sé por qué pero siento que las cosas por aquí se pondrán más interesantes – sonrió


  • ¿Lo crees? – preguntó Eunhyuk, acercándose los milímetros que le faltaban para tomarlo por la cintura y besarle el cuello, su novio sonrió


  • Estoy seguro – respondió y se sonrieron, luego comenzaron a besarse.


A la mañana siguiente, Changmin despertó alrededor de las siete de la mañana. Los sucesos de la noche anterior acudieron a él y se sonrojó por completo, recordando todo con lujo de detalles, su acercamiento a Jonghyun, la confesión de éste y luego sus labios encontrándose por primera vez. Avergonzado se tapó la cara con ambas manos


  • El alcohol me traicionó, ¿Por qué lo besé? – se reclamó, frustrado, avergonzado – No debí hacerlo, quizás lo ilusioné – pensó con tristeza, se revolvió entre las sábanas y luego quedó de nuevo mirando hacia el techo – Jonghyun… ¿Por qué me amas? ¿Por qué a mí? – se preguntó con tristeza, sabía que aquella crueldad no la merecía ni él ni su amigo.


Afuera de la habitación había un poco de ruido, Changmin miró la puerta fijamente, creyendo que ésta se abriría en cualquier momento pero no lo hizo. No quería salir y encontrarse con su amigo, no estaba preparado para verlo a los ojos otra vez.


  • Más tarde vendrá la señora de la limpieza, deja eso – indicó Donghae a Jonghyun, pero él no hizo caso, terminó de doblar la sábana con la que se había tapado por la noche


  • Era sencillo, está bien – respondió rápido, luego se quedó callado, mirando hacia el vacío


  • Aún no sale de la habitación – dijo Donghae al darse cuenta de lo que pasaba, Jonghyun lo miró y sonrió con amabilidad – Bajaré a preparar algo de desayunar, ese flojo de Eunhyuk sigue sin despertar – comentó con indignación


  • Es temprano aún, creo más bien que madrugamos – defendió Jonghyun sutilmente, Donghae echó a reír


  • Bueno, te toca ayudarme – respondió y el aludido lo siguió hacia la cocina.


Changmin miró el reloj de su celular y suspiró, llevaba despierto veinte minutos y no podía volverse a dormir, no solía madrugar pero ese día despertó temprano a pesar de haberse dormido tarde, tal vez por lo que había pasado esa madrugada, continuaba en shock


  • Sé valiente Changmin, sal y míralo, es Jonghyun, tu mejor amigo – se dijo con determinación, de un salto salió de la cama y se vistió, se colocó los zapatos, guardó el celular y salió con sigilo de la habitación, aunque sabía que había gente despierta actuaba como si no quisiera despertar a nadie


Abajo se escuchaban voces, Changmin se acercó a la escalera y notó en ellas la de su amigo y la de Donghae, ignoraba si el otro había despertado también, pero se quedó en las escaleras un largo rato, no se lograba entender lo que conversaban pero no le importó, solo de oír la voz de su amigo se sentía nervioso, su corazón latía inquieto


  • ¿Qué haces? – preguntó Eunhyuk muy cerca de Changmin, sobresaltándolo, no se había percatado de su presencia, por estar absorto en aquella voz. Volteó hacia él y sonrió nervioso


  • Yo no… nada… solo… - tartamudeó, no sabía que decir


  • ¿No quieres bajar? – preguntó bajando el primer peldaño


  • Eh… Sí – respondió al instante Changmin, imitándolo, ambos bajaron a la primera planta, Eunhyuk fue hasta la cocina porque sabía que de ahí provenían las voces, Changmin caminó atrás de él, siguiéndolo, al entrar también a la cocina se topó con la mirada de Jonghyun.


Fue como si el tiempo se paralizara, se miraron mutuamente, creando tensión en el ambiente, los otros dos no dijeron nada, estaban quietos, a la expectativa de lo que sucedería. Luego, como si nada de lo sucedido en la madrugada hubiera pasado, Jonghyun sonrió ampliamente a su amigo


  • Buenos días – saludó como si nada, aquel gesto fue para Changmin más lastimero que si su amigo lo hubiera despreciado. Sonrió también por inercia


  • Buenos días – respondió con voz un poco ronca, luego la aclaró – Buenos días a todos – complementó, volviendo a sonreír, ésta vez de forma menos automática


  • ¿Qué hay para desayunar? – preguntó animadamente Eunhyuk para romper la tensión, su novio entendió la intención y respondió enseguida


  • Nos toca salir, no sirve la estufa, a menos que quieran comer jamón y huevo crudo –


  • Vaya, esa chatarra ya debemos tirarla – respondió molesto Eunhyuk, acercándose a la estufa como si pudiera revisar lo que tenía, él y Donghae la revisaban como si supieran de estufas descompuestas


  • ¿Cómo dormiste? – preguntó Jonghyun a Changmin, acercándose a él


  • Bien ¿y tú? ¿Dónde…?


  • Me prestaron un sofá – respondió antes que terminara de preguntar


  • Ya veo… - agachó la mirada unos momentos – Debemos hablar de lo que sucedió – se apresuró a comentar Changmin, armándose de valor


  • Fue solo un beso ¿sí? No te atormentes, no me ilusionaré solo con eso – respondió sonriendo, aunque ambos hablaban bajito su conversación fue escuchada por los otros dos, quienes se quedaron en completo silencio, fingiendo que no habían oído nada y que continuaban revisando las fallas de la estufa


  • Me siento terrible – dijo sonriendo con pena, Jonghyun negó con su cabeza


  • Te lo dije, seamos los de siempre – le guiñó un ojo y fingió que todo estaba bien, Changmin ya no quiso indagar en el asunto y le siguió la corriente.


  • Bien, en definitiva no sirve – dijo Eunhyuk con aire de sabiduría


  • Excelente diagnóstico, todo un experto – ironizó Donghae y se rieron a excepción del aludido, que solo se cruzó de brazos


  • Va, va, entonces ¿a dónde vamos? – preguntó Eunhyuk para cambiar de tema, mirando a su novio, a quien le preguntaba


  • ¿Dónde más? El restaurante de la carretera – respondió convencido – Sabes que en éste pueblo no tenemos muchas opciones


  • ¿Solo hay un lugar para comer? – preguntó sorprendido Changmin y a la vez indignado


  • Hay más, pero créeme, no son buena opción – contestó Donghae rascándose un poco la cabeza – Nuestro Bar es el lugar más interesante en todo el pueblo – dijo con orgullo, llevándose ambas manos a la cintura


  • Y ahora con nosotros lo será más – dijo Changmin con presunción, compartiendo una mirada con Jonghyun, ambos se sonrieron


  • Ya lo creo – observó Eunhyuk contento – Iré por las llaves del auto


  • Te esperamos afuera – dijo Donghae y les hizo una seña de que lo siguieran, así los tres fueron hacia el Bar, lo atravesaron y salieron por la entrada principal, ahí esperaron a Eunhyuk.


En la acera de frente, justo a dos casas había una de un piso hacia la que Donghae miraba atentamente, los dos amigos se dieron cuenta y voltearon, la puerta estaba abierta y justo afuera de ella un hombre, alto, atractivo y de aspecto ligeramente descuidado, vestía una bermuda color azul, una camisa de resaque blanca y sandalias negras, se estiraba con flojera, dejando ver sus marcados bíceps. Changmin lo miró atentamente de pies a cabeza y sonrió imperceptiblemente, hacía tiempo que no veía un hombre así


  • ¿Quién es ese? – preguntó Changmin pícaramente sin dejar de mirarlo – Es jodidamente sexy – dijo sin pena, su amigo lo miró de reojo un poco molesto. En ese preciso instante salió una chica rubia de la casa, bastante hermosa, vestía solo aparentemente una camisa de hombre abotonada que probablemente era del otro y se acercó a él, lo abrazó por la espalda y extendió hacia él una taza al parecer con café, él sonrió y la agarró. Se dieron un beso


  • Y jodidamente heterosexual  - contestó Jonghyun sonriendo con un poco de burla, Changmin suspiró decepcionado


  • Que desperdicio -  dijo encogiéndose de hombros, restándole importancia


  • Es Jung Yunho – escucharon una voz detrás de ellos, era Eunhyuk, el par de amigos volteó a verlo, en cambio Donghae no, parecía nervioso – Y ya puedes dejar de babear – dijo acercándose a su novio por detrás, cerca de su oído pero lo suficientemente fuerte para que los otros dos oyeran, Donghae agachó la mirada con tristeza – Ya no tengo hambre – aventó las llaves del auto en dirección a Jonghyun y éste las atrapó, luego se dio media vuelta y se fue, dejando entre los tres un silencio incómodo


  • Entonces es él – pensó Jonghyun – El hombre de quien me habló anoche, de quien su novio está enamorado – concluyó en su mente, mientras que Changmin no entendía qué demonios había sido esa escena extraña de celos


Los tres volvieron a ver hacia la casa, la chica ya no estaba con aquel hombre a quien Eunhyuk había llamado Yunho, en cambio éste miraba hacia el Bar, sonriendo, levantó su mano para saludar a Donghae y éste contestó saludando tímidamente, la escenita de su novio lo había avergonzado. Yunho no pareció darle importancia a los dos que estaban junto a Donghae y volvió al interior de la casa, cerrando la puerta de ésta, Donghae suspiró


  • Entonces ¿vamos a desayunar? – preguntó como si nada, Changmin y Jonghyun compartieron una mirada silenciosa y luego afirmaron. Así los tres se retiraron al restaurante de la carretera, ninguno tocó el tema de lo que había sucedido momentos atrás.

----
N/A. ¿Qué les pareció? Poco a poco la historia tomará forma y aparecerán los personajes que faltan, también habrá otros que volverán a salir y presiento que será un fanfic largo, espero que no los decepcione y que me hagan saber sus comentarios, es importante para mí saber qué rumbos puede tomar la historia, muchas veces sus comentarios y sugerencias me ayudan a cambiar detalles o incluso corregir errores. Estoy muy agradecida con todos, nos leemos en el próximo capítulo


3 comentarios:

  1. Anónimo6/06/2016

    me encanta este fic, porque es como que muy realista....no como la mayoria que son tan fantasiosos....gracias por la actu!

    ResponderEliminar
  2. Ya lo leí en tu blog cuando lo subiste xD pero no podía no dejar un comentario aquí... Me encanta como conoce Changmin a Yunho XD jajaja 'jodidamente heterosexual' XD fue la onda ♥ todos los personajes del fic me agradan, creo que me está gustando Eunhyuk gracias a tu fic XDD

    ResponderEliminar
  3. Sin duda, Yunho es jodidamente sexy ♥ jajaja
    Lo siento mucho por Jonghyun y por Eunhyuk, se ve que sufren mucho porque los que aman, aman a otros, que complicado :(

    ResponderEliminar

Deja tu comentario \(*O*)/ ♥ ♥
o más bien... deja tus pensamientos pervertidos grabados en esta entrada XD