One Incident cap 10

1 comentarios
Yunho se despertó con el sonido de los golpes en su puerta. El lugar junto a él estaba vacío y podía oír el sonido del agua corriendo en el baño. Frotándose la cabeza se puso de pie sólo para darse cuenta de que estaba desnudo.

“Junsu hyung, Yunho… ¿Hola?”, Changmin continúo con sus llamados. “¡Despierten! Tenemos cosas que hacer.”

Yunho maldijo entre dientes. Estaba de buen humor pero el miembro más joven parecía estar decidido a arruinarlo. Rápidamente se puso un par de pantalones antes de abrir la puerta.

“Aish, ya nos despertamos, ya~”, dijo Yunho frotándose sus ojos con sueño. ¿Por qué tenía que ser una persona que madruga?

Changmin sonrió como si pudiera leerle la mente al líder, “¿Trasnochaste hyung?”

Yunho soltó un bufido. Si él supiera qué tan tarde… “En realidad no. Ok, me levanté. Vete para que pueda arreglarme”, y le cerró la puerta al más joven.

El líder pudo escuchar el canto de Junsu en la ducha y sonrió. “También te amo…”. Echando un vistazo al reloj maldijo otra vez. Ya eran las 9. Se dirigió al baño y se encontró con una pared de vapor. A Junsu le gustaban las duchas de agua caliente. Yunho deslizó sus pantalones y abrió la puerta de vidrio de la ducha.

El más joven estaba de espaldas a Yunho con la cabeza bajo el agua mientras seguía tarareando. Yunho envolvió sus brazos alrededor de Junsu ganándose un chillido del cantante más pequeño.

“Aish Yunho ah, no me asustes de esta manera.”

Yunho sonrió. “Entonces me hubieras despertado sabiendo que tenemos una agenda que cumplir.”

Junsu se dio la vuelta y besó al otro hombre mientras el agua corría por encima de sus cuerpos.

*****

La entrega de su equipo llegó la mañana del lunes, el día después de que fueron capaces de mudarse a su nuevo apartamento. La sala de música era grande y estaba repleta de electrónica. Cinco teclados y computadoras, un enorme sistema de sonido y decenas de cables se extendían por toda la habitación. Yoochun y Changmin estaban ocupados armando las computadoras, mientras Junsu distribuía los pupitres y los teclados, así todo estaría listo para funcionar. Jaejoong luchaba con el equipo de sonido e Yunho se ocupaba de todo el cableado.

Yunho se quitó los anteojos y se frotó la sien. “Aish…” suspiró tomando uno de los manuales con las instrucciones. Hizo una mueca en los dibujos prácticamente inútiles.

Jaejoong maldijo entre dientes. El sistema de sonido no funcionaba y el hombre irritado estaba dispuesto a tirarlo todo por la ventana. Una gota de sudor corrió por su cuello. Frustrado gruñó y salió de la habitación. Necesitaba tomar algo. Jaejoong tomó una botella de agua y se apoyó en el mostrador mirando a Yunho, mientras éste husmeaba los folletos repartidos sobre la mesa.

“Yunho ah, sé que estás ocupado como los demás pero, ¿me podrías ayudar con el equipo de música? Algo no está funcionando y he leído las instrucciones una docena de veces.”

El líder miró hacia arriba. “Jaejoong, en serio necesito resolver mi parte primero. Si no puedo enderezar estos cables, nada funcionará correctamente de todos modos. No te preocupes con eso ahora.”

El mayor suspiró dejándolo para volver a la habitación. Junsu le pasó en la sala con mirada exasperada. Se sentó en una de las sillas y se dio cuenta de que había olvidado su agua en el mostrador.

“…No funciona. Lo he intentado todo. ¿Crees que podrías echarle un vistazo a esto?”. Junsu sonaba frustrado como Jaejoong lo había sentido. Es una lástima que Yunho estuviera demasiado ocupado como para ayudar a nadie.

“Oh, uhm, sí. Sólo déjame bajar esto. Necesito un descanso de todos modos. Mi cabeza me está golpeando.”

Jaejoong se detuvo donde estaba. ‘¿Qué es esta mierda?’ Apretó la mandíbula. ‘Siempre se preocupa cuando se trata de Junsu. Váyanse a la mierda’. Regresó de nuevo a la sala de música olvidándose de su agua. “Yoochun, tomemos un descanso, Ven.”

Changmin miró con curiosidad ante el tono del miembro mayor.

Yoochun se levantó y siguió a Jaejoong fuera de la habitación. No le había gustado el aspecto que vio en el hombre. Los dos salieron al balcón que daba a un pequeño parque. Yoochun sacó un paquete de cigarrillos. Le entregó uno a Jaejoong y lo encendió antes de tomar uno para sí mismo.

“O Junsu te está mintiendo o Yunho tiene algún tipo de…devoción por él.”

El joven frunció el ceño. Todo parecía normal desde que llegaron al apartamento. No los había visto merodeándose entre ellos o saliendo a la calle solos. “¿Por qué? ¿Qué viste?”

Jaejoong sacudió la cabeza y echó el pálido humo de entre sus labios de color rosa. “Le pedí a Yunho un poco de ayuda con ese pedazo de equipo de mierda y me dijo que estaba demasiado ocupado. Fui a tomar mi agua y escuche a Junsu pedirle ayuda. ¿Qué dijo Yunho? ‘Oh sí, claro, sólo un minuto’.”

Hizo una pausa para tomar una bocanada del cigarrillo. “Si terminaron, entonces, ¿por qué Yunho tiene tanto favoritismo por Junsu?”

Yoochun se sentó en una de las sillas y suspiró. El viento soplaba una ligera brisa hacia su dirección, haciéndolos temblar.

Jaejoong continuó. “Antes de todo esto, Yunho nunca actuó como lo hace ahora. Es ridículo. ¿Lo sabes verdad?”

Yoochun negó con la cabeza. “Él ha actuado de forma normal a mi alrededor Jae.”

El mayor se apoyó en la barandilla. “¿Soy el único que se ha dado cuenta que cambió…?”

“¿Cómo suele actuar alrededor tuyo, hyung?”, preguntó Yoochun interrumpiendo sus pensamientos. El cantante más joven era cercano a Yunho pero nunca había estado tan cerca como el otro.

Jaejoong observó el cigarrillo entre sus dedos y giró su mirada hacia el cielo nublado. “Él ya no habla más. Si necesitaba desahogarse él venía a mí. Si quería especular sobre nuestro futuro o tenía alguna duda sobre sí mismo como líder, yo era a quien acudía. Yo era el único con el que él iba. Yo hacía lo mismo. Yo… Extraño eso. Sólo ser capaces de hablar como antes…”

Yoochun cerró los ojos y se recostó en la silla. ‘Así como Junsu…’ “Sé lo que quieres decir Jae, enserio lo hago.” Bajó su cigarrillo, dándole un pequeño golpecito en el brazo de la silla antes de aclararse la garganta. “Es una sensación extraña en realidad. Algo así como que falta algo. Quiero decir, Junsu sigue actuando igual pero… ya no hablamos como antes.”

Se puso de pie y se apoyó en la barandilla junto a Jaejoong. Colocando una mano sobre el hombro del otro, hizo una mueca cuando dijo, “Hyung, creo que estás celoso.”

*****

Al día siguiente, Yunho anunció que tenían práctica. Hacía unos cuatro días desde que habían estado en el estudio. Los cinco miembros trataron de prepararse para un largo y duro día. No fueron capaces de hacerlo. La administración los hizo trabajar duro, pasando por nuevos bailes, una y otra vez. Al finalizar el día quedaron exhaustos y con sus músculos adoloridos. Volvieron todos a la casa a descansar, a excepción de Yunho quien se dirigió directamente a la cama luego de comer una comida rápida.

“No puedo creer que te hagan tener una reunión esta noche”, se quejó Junsu. Estaba cansado y todos los demás se habían ido a sus habitaciones. Todas las luces estaban apagadas y no eran más de las 20:30hs.

Yunho asintió con la cabeza. “Lo sé Su ah. Pero está bien, te veré cuando regrese. Si estás durmiendo, supongo que tendré que despertarte”, sonrió.

Junsu le regaló una sonrisa y apretó sus labios contra los de Yunho. “¿Me lo prometes?”, murmuró entre beso y beso.

“Sí, Junsu”, respondió riéndose en voz baja.

“Bueno, porque si no lo haces, me aseguraré de que lo lamentes”, le disparó el hombre más joven de vuelta.

Junsu se fue a su habitación y cerró la puerta. Tropezó con un par de cosas esparcidas por el suelo antes de llegar a su cama. Se deslizó bajo las sábanas cayendo en la tranquilidad de Changmin, su respiración estableciéndose mientras pensaba en Yunho.

1 comentarios:

  1. Me encantaaaaaaaaa son super lindos.
    Y me a echo gracia que Yoochun le haya dicho a Jae que esta celoso jejeje
    Espero continuacion prontito besos

    ResponderEliminar

Deja tu comentario \(*O*)/ ♥ ♥
o más bien... deja tus pensamientos pervertidos grabados en esta entrada XD