Is there a letter for me, Mr. Postman? - Cap. 2

0 comentarios
JAEJOONG POV


“Te odio, ¿lo sabes?” Miro fijo a la foto en el marco, nuestra foto… donde estábamos sentados tan cerca, su brazo envolviendo mi hombro, su otra mano sostenía mis manos, y yo inclinaba mi cabeza ligeramente sobre su mejilla. Luego appa nos hizo decir “cheese”… y, CLICK. La foto está ahora en mi mano. Él es tan apuesto cuando sonríe así.

Suspiro… ¿Me has olvidado? ¿Dónde está tu carta? ¿Dónde está tu promesa?

¡¡Te odio!!

Pero te extraño tanto, me siento muy solo…



Ahora estoy viendo a las siete rosas dentro del florero cerca a mi cama. Sí, le pedí un florero a umma para poner cada una de las rosas que el cartero me dio cada sábado. Lo llené con agua fresca, pero algunas de ellas ya se ha secado. Aún así… no quiero botar las rosas marchitas, al verlas sé cuánto tiempo ha pasado desde que la persona que amo me ha rechazado.

Siete rosas… significan… ocho semanas.

~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~

Todos los sábados espero junto a la puerta por el Sr. Cartero que se acerca a mí con su maleta, siempre siento mi corazón latir alocadamente rápido porque me pregunto qué será lo que me dará... Una carta u otra rosa.


Tal como este sábado.


“Hola, Jae…”

“¿Hay alguna carta para mí, Sr. Cartero?”

Él sonríe.

“¿La hay?”

Él abre su maleta y coge algo.



DUP DUP DUP


“Esto es para ti…”


Casi me desmorono frente a él cuando él me da solo una rosa. La tomo de su mano.


“¿No hay cartas?” Huelo la flor con mi corazón roto. “¿Por qué me has dado una rosa blanca hoy? Siempre eran rosas antes…”

“Porque… hoy hay una carta para ti, Kim Jaejoong…”

Yo miro a su cara como un tonto. “¿De él?”

“No lo sé… ¿Por qué no revisas tú mismo, Jae…?” Luego me alcanza la carta.



Reconozco la letra del sobre inmediatamente, luego miro al hombre quien me acaba de hacer tan feliz, “Es de él…” digo.

“Estoy feliz por ti…”

“Gracias…” pronuncio las palabras con sinceridad, incluso sostengo su mano y la estrecho con fuerza, “gracias…”

“Espero… traerte nuevamente traerte una rosa blanca otro día, o el siguiente sábado…”

“También lo espero…”



Camino hacia la casa y él hacia la casa continua.

~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~


En mi cuarto, huelo la rosa una vez más y a coloco dentro del florero.

Una rosa blanca… una carta. Gracias, Sr. Cartero, y… Tomo el portarretrato con nuestra foto, gracias a ti también. Acaricio su rostro bajo el vidrio, te amo…



Salto a mi cama con felicidad y empiezo a leer la carta… Son dos páginas.



Hola, Jae…

¿Cómo estás?


Umm… ¿Me estoy derritiendo? Porque te amo demasiado, quizás.



Ya son casi dos meses que no nos vemos a la cara, ¿cierto? Y te acabo de enviar una carta, prometí enviarte muchas, pero al final… Tan solo escribo esta. Lo siento… esto me hace sentir muy mal.

¡¡Pero claro que deberías sentirte así!! Me torturaste…



Jae…

¿Si, amor…?


Recuerdo… La última noche que pasamos juntos, cuando tú dijiste que me amabas, yo te dije que deberíamos hablar al respecto una vez hubiera regresado. Aparentemente, no puedo esperar tanto tiempo. Es por eso que te escribo esta carta. Antes, continué posponiendo escribirte una porque estuve pensando mucho sobre esto. Tengo algo que decirte.

Cierro mis ojos, sintiendo que mi corazón casi salta fuera de mi pecho. Mi mano tiembla un poco cuando estoy listo para leer la siguiente página.


Jae…

Me estoy enamorando de alguien más.


¿Qué es esto?


Lo siento, no puedo corresponder tus sentimientos, pero seguimos siendo amigos y hermanos. Nada puede cambiar eso, te amo… pero no de la manera que tú quisieras.


Lo siento… Espero que puedas aceptarlo y disculparme.

Esta es la primera carta para ti y como prometí antes de irme, escribiré muchas para ti. Así sabrás… que no me olvidaré de ti.




Me siento herido, nunca me he sentido así antes… ¿Es así como se siente un corazón roto? Yo pensaba… que el dolor que sentía al descubrir que no recibiría una carta de él, eso era tener el corazón roto.

Estoy equivocado… Eso no era nada comparado con lo herido que me siento ahora.

Así que, esto es como realmente se siente tener el corazón roto.


~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~



4 días después

Apenas volvía a casa desde el colegio, cuando umma me dijo que había una carta para mí y ella la había dejado ya en mi cuarto. Yo tan solo agradecí y pregunté por mi almuerzo. Aquí estoy ahora, comiendo mi comida, sin interés alguno en la carta. ¿Qué dirá la carta? ¿Lo mucho que ama a esa persona? No quiero saber y ni siquiera respondí a su primera carta.



“¿Por qué no te vez feliz, Jaejoong-ah? Umma pensó… que correrías rápidamente a tu habitación, leerías la carta y te olvidarías de comer.”

“La leeré después, umma, simplemente tengo mucha hambre ahora.”



La veo… la carta. Umma la colocó sobre mi almohada. Primero me cambio el uniforme y lavo mi cara, después de eso me siento perezosamente en mi cama y la tomo. Claro… Es de él, es su letra. Busco un lapicero en mi mochila y escribo un número 2 al sobre. Tal vez algún día, tal vez… si tuviera el coraje para leerla, sabré qué carta debo leer primero. Tengo el presentimiento… que me enviará muchas cartas tal como él me prometió.

Abro mi cajón y guardo la carta dentro, junto a la primera que solo leí una vez, pero esta tiene ya muchas manchas de mis lágrimas.


Luego… Lo veo, hay dos rosas blancas dentro del florero. Tomo la más fresco y la huelo. Tan agradable.



Es muy amable de su parte, Sr. Cartero… no debió haber hecho eso. Las cartas… que siempre he estado esperando, estas ya no tienen más sentido para mí.


~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~


Las próximas tres semanas, obtuve cuatro rosas blancas, lo que significaba que… me envió otras cuatro cartas. Enumeré cada una de ellas y su lugar es mi gaveta, sin abrir.

También recibí tres rosas rojas cada sábado, porque tal parecía que sus cartas nunca llegaban el sábado, sino los otros días. Sin embargo, el cartero me dejó las rosas rojas aunque… aunque nunca volví a esperar por él otra vez. Ni en la puerta, ni en la sala.

Siempre salía fuera de casa y regresaba, encontrando las rosas dentro del buzón de correo.


~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~


Este sábado no tengo planes para hacer algo fuera de casa, así que solo me acuesto perezosamente en mi cama mientras escucho algo de música.

Creo que es porque estoy un poco aburrido o algo así, cuando me doy cuenta que el reloj de mi pared señala que son las once en punto, me pongo algo ansioso. No creo estar esperando por otra carta de él. Tengo varias en mi cajón que ni siquiera he leído. ¿Entonces por qué?


Camino y jalo una silla para sentarme junto a la ventana de mi cuarto, veo fuera e inhalo un poco de aire fresco a través de la ventana abierta.

Espero ahí, no sé porqué lo hago, tal vez porque es mi hábito el esperar por el cartero cuando estoy en casa.

11:30… Lo veo desde mi ventana, él está caminando y se detiene cerca del buzón de correo, abre su maletía y ¿busca una carta? O una rosa…


DUP DUP


¿Por qué mi corazón sigue latiendo con fuerza como si esperara aún por una carta?


Saca una carta de su bolso. ¿Es para mí? El sobre parece diferente, todos los sobres dentro de mi cajón son similares los unos a los otros. Creo que la carta no es para mí. Él la deja dentro del buzón.

De repente, él levanta el rostro y ve directo hacia mí. ¡¡Me ve mirándole!!

Nuestros ojos se encuentran… ¡¡DUP!! ¡¡DUP!!

¡¡¡Ah!!! ¿¿Qué es esto?? Él hace una corta venia y sonríe, yo sonrío de regreso con algunos nervios. Después busca algo en su maleta, la saca. Una rosa.

¿¿Una rosa amarilla??

El me muestra la flor y puedo ver que articula “para ti” y la deja junto a la carta dentro del buzón. Él vuelve a mirarme y se inclina una vez más, luego se va.



¿¿Una amarilla?? ¿Por qué es una amarilla esta vez? ¿Qué significa?


Salgo de mi cuarto y me apresuro escaleras abajo para abrir la puerta principal. Corro hacia la cerca pero no puedo verlo en ningún lado. Entonces, tan solo abro el buzón de correo, tomo la rosa amarillo primero y la olfateo. Tan agradable…

La letra es para mí, mi nombre se lee en el sobre, pero no puedo reconocer la escritura.

Además… no tiene ninguna estampilla. ¿Podría ser del cartero?



¿Dónde estás?

¿Cómo es que no sigues esperando por tu carta junto al portón?

Se siente tan extraño ahora… el no verte ahí parado, esperando nervioso por la carta.

Te entregué tantas cartas suyas los otros días, debes estar muy feliz.

Y lo sé… él es alguien a quien quieres o… amas.


Solo quiero que sepas, pequeño niño…, para mí… una rosa amarilla significa que extraño ver tu hermoso rostro.


0 comentarios:

Publicar un comentario

Deja tu comentario \(*O*)/ ♥ ♥
o más bien... deja tus pensamientos pervertidos grabados en esta entrada XD