Do not go. Cap 8

3 comentarios
POV YUNHO

¿Felicidad?, ¿Alegría?, mis emociones tenían de todo un poco, me sentía la persona más feliz del planeta ¿y cómo no sentirme de esa manera?... Como no hacerlo si el estar hoy en su compañía me hizo tan inmensamente feliz.

- Linda ya estamos aquí — mire a Hanna por un momento para después girar aquella perilla con una de mis manos y antes de abrir la puerta me hinque comenzando a acariciarla — preciosa una vez que entremos te daré un tour, aunque en mi opinión… —me levante sin dejar de verla —…creo que deberías conocer la cocina antes que nada — sonreí y en respuesta escuche unos ladridos junto con un imparable movimiento de su colita hacia los costados; abrí por completo aquella puerta encontrándome con varios rostros sonrientes y enserio eran varios y de toda las edades desde la piel más joven hasta la más vieja

- ¡¡¡BIENVENIDO!!! — gritaron cuando notaron que estaba a punto de abrir la boca para poder preguntar por qué se encontraban ahí.

- Hijo — escuche la voz de mi padre, lo busque con la mirada de inmediato hasta que logre divisar su rostro

- ¿papá? — pregunte sin poder creerlo, llevaba meses sin verlo y la verdad ya lo andaba extrañando — ¿eres tú?

-¿Quién mas va ser mocoso? — me dijo con su típica sonrisa y tono burlón acercándose a mi

- sí… eres tú, cuánto tiempo padre — lo abrace sin pensarlo

- oh hijo, mi hijo, mi adorado hijo, mi orgullo — decía mi padre en voz alta

- ejem… ¿tu hijo?... no será nuestro hijo corazón, que yo recuerde fuimos ambos los causantes de la existencia de este hermoso niño — mi madre se acerco para interrumpir nuestro abrazo y empujar levemente a mi padre para después abrazarme

- si mi vida pero aun así sin mí no habrías logrado nada… así que comper… — mi padre sujeto el brazo de mi madre para alejarla de mi

- jaajaja — antes de que empezaran una “discusión” rodee a mi padre con uno de mis brazos al igual que a mi madre — siempre me hacen reír…— mire a ambos alternadamente — pero saben… son los mejores padres que he tenido así que dejen de pelearse por mi cariño que a ambos los quiero por igual ok — bese la mejilla de ambos sonriendo de oreja a oreja; los dos solo se alegraron ante mi acción y mis palabras.

- oigan… yo también existo ¿no? — mire hacia abajo encontrándome con uno de los rostros tiernos que siempre vi.

- ¿Jung Jihye?

- si hermanito soy yo

- ¿padre que festejamos? — pregunte soltándolos a ambos observando a mi padre con cara de intriga

- ya verás hijo, por ahora ve a cambiarte de ropa, y dile uno de los empleados que le dé un baño a tu mascota — miro a Hanna de manera agradable — hasta mientras yo estaré con los invitados…

No entendía muy bien aquel ambiente en el que me encontraba, el comportamiento de mi padre y sobre todo la reunión familiar, no es que no quería verlos pero normalmente me avisaban con anticipación y de qué trataría, que no lo hicieran en esta oportunidad fue bastante extraño.





POV JAEJOONG

- Con que el compromiso de uno de los hijos de esta familia

- así es, todo tiene que estar listo para dentro de dos horas, así que apúrate con el pastel hijo

- No te preocupes papá el pastel estará listo incluso más antes de lo que te imaginas

Mi especialidad no era exactamente hacer pasteles pero no me salían para nada mal, me salían perfectos. Me la pase preparando aquel pastel pero por alguna extraña razón me sentía un tanto incomodo

- Buenas Noches… disculpe señor Kim ¿hizo lo que le encargue? — entro una bella señorita, mi padre al verla hizo una reverencia

- si señorita… hijo por favor entrégale el regalo tengo las manos ocupadas — mi padre dijo aquello mirándome, yo simplemente obedecí y al ver a aquella muchacha le hice una reverencia entregándole la bolsa con el regalo que había comprado

- Muchas Gracias, se los compensare se los prometo — sostuvo la bolsa y se fue sin decir nada mas

Volví a mis labores y me quede por un momento en silencio sin poder explicar el por qué me sentía tan triste, no lo entendía, desde que vi a esa muchacha un inquietante dolor se presento en mi pecho.

-¿estás bien? — mi padre me saco de mis pensamientos

- si papá — sonreí de manera forzosa para que no notara mi preocupación

- bien, entonces continuemos

- aja — dije volviendo a mi labor y aunque quería olvidar la repentina sensación de dolor no logre hacerlo.



Por fin termine aquel pastel y sin dudarlo comencé a ayudar a mi padre

- No descansa hijo, me falta poco no te preocupes si

- pero papá sabes que no es moles…

- Señor Kim, la señora Jung ordeno que todo el personal de esta casa debe estar presente en la sala en este momento, al parecer ya empezara todo

- gracias iremos enseguida

- ¿iremos?

- si… iremos.

- ¿pero papá yo no trabajo en esta casa…

- ¿y?

- pues que yo no debo…

- mira hijo, hiciste ese pastel y ordenaron que todo el personal asistiera… no morirás si asistes además está a unos cuantos pasos no al otro lado de la ciudad, no te hagas del rogar ¿de acuerdo?

No es que quisiera hacerme rogar, ni mucho menos que me dieran una invitación pero yo detestaba lo público. Di un suspiro largo para seguidamente caminar por el mismo lugar que mi padre había tomado, pero entonces la puerta de la cocina se abrió de par en par dándome el susto de mi vida

-¡¡¡Ahora si lo conoceré señor Kim!!! — escuche la voz de un muchacho que al verlo me quede con cara de “¿Yunho?”; por el susto me había quedado petrificado sin movimiento alguno con la vista pegada a aquella silueta muy familiar… porque que conste eh… yo aún no asimilaba que verdaderamente se trataba de Yunho, el muchacho que de tan solo darme un beso en una de mis mejillas me dejo completamente rojo, nervioso y ¿deseoso de que hiciera algo más?.

Veía como aquel chico continuaba con sus brazos hacia los costados sosteniendo con las palmas de sus manos esa puerta aun sin atreverse a entrar del todo, comenzó a recorrer con la mirada cada rincón de la cocina esperando encontrar a alguien, entonces fue que su ojos se encontraron con los míos y no dejaron de observarme, nos encontrábamos en un intento de aceptar la presencia real e existente de ambos en aquella cocina; él bajo sus manos lentamente entrando por completo a la cocina me miro de pies a cabeza seguramente tratando de buscar una razón del por qué me encontraba en esa casa.

Yo estaba igual que él, pero luego de unos buenos minutos lo entendí por completo… esa cocina era la de Yunho, la casa era la de Yunho, mi padre… trabajaba para su familia

-¿Qué haces aquí? — pregunto acercándose a mi

- yo… — me vi silenciado al sentir un cálido abrazo de su parte, me sentí muy bien, podía sentir la respiración de Yunho en mi cuello y su necesidad de abrazarme y no soltarme nunca, fue una sensación que… me agrado.

- ¿hijo?, ¡¡¿hijo?!! — se escucharon los gritos de una mujer, en ese instante intente apartar a Yunho pero al parecer el hacia oídos sordos y ejerció más fuerza en su agarre, después de un par de minutos con mucha inseguridad correspondí el abrazo.

- estas aquí… Jae… estas aquí — escuchaba su voz con claridad

- ¿pero qué estás diciendo? — sentí como los brazos de Yunho se tensaban y como poco a poco iban soltándome

- …nada, y dime… ¿cómo supiste que vivo aquí? — cambio repentinamente el tema

- Hijo es tu fiesta ¿Por qué te desapareces así como así? — esa voz era muy melodiosa aquella dama era realmente hermosa; inmediatamente Yunho se dio la vuelta en dirección a la puerta

- perdona mamá es que cuando me informaron que el señor Kim estaba aquí quise aprovechar la situación y al fin poder conocerlo…

- mi vida sabes que no me gusta que te metas con la servidumbre, por favor salgamos si — sujeto el brazo de Yunho con claras intenciones de sacarlo de la cocina

- bien, pero… — Yunho se soltó para pararse a mi lado y rodearme con uno de sus brazos — antes deja que te presente a Jaejoong, el es una de las personas que mas valoro en este mundo mamá, ni te imaginas… lo mucho que lo quiero — esto último lo dijo viéndome

- mucho gusto muchacho — en su voz notaba claramente su desinterés en mi — como podrás ver yo soy la madre de este precioso niño

- el gusto es mío señora — hice una reverencia logrando que Yunho levantara su brazo

- ¿nos vamos? — miro a su hijo con una urgencia evidente en el rostro

- mamá… — al parecer Yunho estaba molesto ante el comportamiento de su madre

- ¿Qué?

- no dirás nada mas?

- ah sí claro, muchacho antes de que se vayan limpia todo este desastre de acuerdo — me miro con ¿desprecio?

- ¿Cuántas veces te he repetido que no trates así a los trabajadores de esta casa mi amor? — un hombre de edad bastante apuesto entro a la cocina, su tono de voz era muy amable, me recordaba mucho a Yunho.

- los espero ahí afuera — Aquella señora volteo a ver a su esposo supongo, se dio media vuelta y sin detenerse concluyo diciendo — es él…

- …discúlpala muchacho… — con una sonrisa en el rostro y sin dejar de verme se acerco hasta quedar a poca distancia —…está un poco loca

- ¿a quién le dices loca infeliz? — vi con claridad la cabeza de la señora Jung en el marco de la puerta

- estamos hablando de otra loca mi vida — respondió sin voltear a ver a su esposa con la vista en el rostro de su hijo

- ah… ¡¿Qué?!

- que ya vamos, estate adelantando — presenciar aquello me causo gracia pero estaba decidido a no reírme a carcajadas, con la cabeza gacha lo único que permití fue que en mis labios se dibujara una sonrisa.

- con que tú eres Kim Jaejoong — levante el rostro borrando aquella sonrisa y con evidente timidez me dispuse a responderle a aquel hombre

- si señor

- mmm… ya sé por qué lo quieres tanto… — vio a su hijo de manera orgullosa o al menos eso note — ese es mi muchacho — palmeo dos veces en la espalda de Yunho haciendo que este se alegrara

Con el pasar de los segundos me sentía más y más perturbado, la presencia de Yunho no ayudaba mucho, quería salir de ahí pero ¿Cómo?

- Jaejoong estas invitado a la fiesta de mi hijo, voy a pedirte de favor que tu presencia se haga presente

- Pe… pe… pe… pero que… — sí, me volví tartamudo

- Jae… — sentí la cercanía de Yunho y su mano en mi cintura —…por favor asiste — lo mire de manera inexpresiva e intentaba decir “¿Qué haces? Tu padre está viéndonos, suéltame…” pero me guarde aquellas palabras, solo mire a Yunho a los ojos quería besarlo y en la posición que nos encontrábamos se me hacía muy fácil la tarea de hacerlo.

- Hijo me iré adelantando — interrumpió su padre — Jaejoong espero volver a verte — definitivamente Yunho salió al padre, es igualito a él, su bondad, su calidez todo era idéntico — bueno les doy un poco de privacidad seguro quieren hablar, Yunho no tardes

El señor Jung salió haciendo una pequeña reverencia hacia mi persona y salió de la cocina con tranquilidad, en ese momento me preguntaba un montón de cosas, algo andaba mal, ¿pero qué? Sabía que algo estaba fallando en todo, algo no me cuadraba.

- Jaejoong… sabes jamás ame hasta ahora… pues mis ojos… nunca vieron belleza como la tuya…

- ….

- …Nos veremos,…promete que te cuidaras, no olvides que te quiero mucho — me susurro al oído aun con su mano en mi cintura, volvió a besar mi sonrojada mejilla y se fue sin decirme nada más.





POV YUNHO

- Papá ¿y qué paso con “les daré un poco de privacidad”? — pregunte imitando la voz de mi padre

- dejemos eso para después, así que… ¿ese es el muchacho del que te enamoraste? — mi padre tenía las manos en los bolsillos y me miraba divertido

- sí, es él — dije para voltear y verlo desde la puerta; me dio mucha gracia verlo un vez más porque Jae aun permanecía en la misma posición en la que lo había dejado — ¿te parece que vayamos a mi habitación papá?

-------------

- Dios mío parece una mujer!!! — mi madre estaba gritándole al cielo con un tono estupefacción

- Es bastante atractivo… seguramente sería muy famoso si fuera un artista…

- Yunho discúlpame… no debí tratarlo de esa manera pero el solo pensar que él te alejaría de mi… hacia que mi rabia se incrementara — caminaba de un lado a otro bastante molesta, si seguía así me dejaría un hoyo en la habitación

- Mi cielo sabias que llagaría ese día tarde o temprano… — mi padre se sentó en uno de los sofás de mi habitación alzando una de las revistas que se encontraban en la mesita del centro

- Si pero aun así ese sentimiento me hizo odiarlo

- Nuestro hijo lo ama, y si tú y yo queremos su felicidad debemos apoyarlo ¿no crees? — decía sin dejar de hojear las páginas de aquella revista

- Lo sé amor pero… — por fin se detuvo — no quiero separarme de mi niño — corrió a abrazarme con fuerza

- Mamá… aun no me he graduado, ni siquiera he entrado a la universidad… por favor deja de ser tan alarmista

- Si mi vida… deja de dramatizar — mi padre se levanto dirigiéndose hacia una de las ventanas — lo que ahora debemos solucionar es la fiesta… todos los invitados saben que es por tu compromiso hijo…

- Cierto… — mi madre me soltó algo preocupada y se fue al lado de mi padre — …pero lo que no saben es… quien es la persona afortunada — en aquel momento ambos se miraron y giraron a verme

- …¿Qué? — pregunte al ver la mirada sonriente de ambos

-------------

- Gracias a todos los que pudieron asistir hoy, dentro de unos segundos empezaremos con esta fiesta sorpresa preparada para el joven Jung Yunho — aquel empleado decía todo aquello sosteniendo con una de sus manos un micrófono — ¿joven quisiera decir unas palabras? — asentí con la cabeza sosteniendo aquel micrófono entre mis manos

- Gracias a cada uno por asistir hoy a pesar de lo ocupados que están — mire a todos los invitados con una sonrisa — espero que cada uno de ustedes pueda volver a sus hogares, después de divertirnos esta noche, muy satisfecho

- Los padres de este joven tan apuesto tienen algo que anunciar — el empleado inquirió aquello y enseguida vi a ambos posicionándose a mi lado

- Por venir hoy a acompañar a mi querido hijo Muchas Gracias — dijo mi padre haciendo una reverencia, mi madre solo se limito a imitar dicha acción — este anuncio como muchos de ustedes saben está relacionado con el compromiso de Jung Yunho, mi hijo, el día de hoy les presentaremos a la persona afortunada que estará a su lado por el resto de su vida.

- Así es… desde aquí puedo ver a la persona que será el centro de atención de esta noche, puedo ver a la persona que será parte de esta familia — mi madre no dejaba de sonreír al decir aquellas palabras

- entonces qué les parece si conocemos a esa persona tan afortunada — concluyo mi padre; no pude evitar mirarlos un poco sorprendido; pestañando una y otra vez para ver si no se trataba de un sueño.

Mi padre me había dicho que suspenderían todo, que cancelarían todo pero ahora me sale con esto, no lograba comprenderlo del todo.

De repente las luces se apagaron y solo se veía una luz que señalaba para todos lados, escuchaba el sonido de tambores que hacían el momento más intrigante, podía notar que todos seguían aquella luz con la mirada, incluyéndome, para descubrir de una vez por todas quien era aquella persona que permanecería a mi lado por el resto de mis días. Y de un momento a otro la luz se detuvo iluminando a ese ser que todos querían conocer.

- No es cierto… — pronuncie en un susurro, al instante mi padre se me acerco colocando su mano en mi hombro al mismo tiempo en que iba bebiendo su copa de champan — ¿Por qué? — pregunte viéndole a la cara

- ¿No estás feliz? — pregunto mi madre

- Lo estoy pero… — me detuve viendo la carita de sorpresa de Jae, se veía muy bien con ese traje, muy apuesto, lo que me preocupaba en ese instante era el silencio sepulcral que reinaba en el lugar, no quería que ninguno de los presentes se atrevieran a decir algo malo de él o que le mostrasen una mirada de desprecio, no me lo perdonaría.

Entonces fue que escuche los aplausos de los presentes mientras Jae se acercaba a nosotros.

- Jaejoong, bienvenido a nuestra familia — mi padre lo abrazo y le sonrió

- Perdona por lo de antes, pero sabes ahora que estas aquí todo será muy diferente — mi madre le dio un beso en la mejilla

- Felicidades muchacho — escuche la voz de un hombre a mis espaldas e inmediatamente me gire para ver de quien se trataba

- ¿Papá? — pregunto Jae viéndolo de manera intrigante

- ¿Suegro? — Dije sin pensarlo — ¡Oh! Perdone, lo siento yo…

- Jajaja no te preocupes eso seré desde ahora no

- ¡Tu sabias de esto Papá! — Jae estaba bastante estupefacto

- Hijo… quiero que seas feliz, y si tu felicidad está al lado de este muchacho no me importa si se trata de un hombre, solo deseo que seas feliz.

Vi como Jaejoong negaba con su cabeza, al parecer no le agrado la idea, y aunque los presentes sonreían, algo que si me impresiono, Jae tenía una expresión desaprobatoria



-------------

- Jaejoong perdóname, si no quieres no hay problema, podemos cancelar todo esto, sé que es muy pronto, no me conoces y entenderé si no quieres que esto siga — me encontraba viendo el cielo por la ventana de mi habitación

- Creo que sería lo mejor… — escuchar esas palabras fueron como si de la nada mi mundo se derrumbara

- Bien — lo mire sonriente, él se encontraba parado al pie de la cama — entonces solo tengo que informárselo a mis padres… y tú al tuy…

- Déjame acabar — me interrumpió de repente mirándome directamente a los ojos — decía que… sería lo mejor que cerraras la boca por unos segundos y me dejaras hablar, que en primera, no estoy molesto, ni siquiera en contra del compromiso…

- ¿De verdad? — aquella felicidad arrebatada volvió cuando Jaejoong termino de decir aquello

- si — cuando pronuncio esa hermosa palabra no sé cómo pero ya me hallaba cerca de él, acercando mi rostro al suyo

- ¿Estás diciendo que me quieres? — pregunte sonriendo acercándome lentamente

- S.. ss… si — retrocedía a medida que yo avanzaba

- Estas titubeando — continuaba acercándome más

- Es… es porque… tu cara está demasiado cerca… — me respondió con gran nerviosismo evitando verme a los ojos

- ¿eh? Tienes la cara roja… — dije repasando con la mirada sus facciones sin detener mis pasos

- …¡Eso es porque estas demasiado cerca!... — choco con la cama y por sostenerse de algo para no caer sujeto mi traje con ambas manos, pero fue un grave error porque en ese momento caímos ambos en la cama quedando yo encima de él y muy cerca de su rostro, Jaejoong trago saliva, se veía tan encantador. Me quite de su encima sentándome en la cama y Jae hizo lo mismo sin atreverse a levantar la mirada

- Lo…lo siento — dijo totalmente avergonzado, me limite a decirle que no había problema y en una de sus distracciones lo bese en los labios con bastante delicadeza.

Sin darme cuenta lo fui besando con más ahínco, baje mi mano desde su cara, pasando por su cuello, hábilmente después de unos minutos lo deje solo con la camisa desabrochada, roce ligeramente parte de su pecho y él se separo un poco, pero sin la suficiente energía así que volví a intentarlo para seguidamente acariciarlo, su piel era suave

- Yunho… — pronuncio mi nombre con las mejillas levemente sonrojadas, me detuve enseguida, yo no quería obligarlo a nada, lo respetaba mucho, hacia que sabría esperar.



-------------

- ¿De qué crees que estén hablando mi vida? — La señora Jung estaba a punto de abrir la puerta del cuarto de su amado hijo

- No lo sé, pero no creo que sea buena idea que los interrumpas — el señor Jung sostuvo la mano de su esposa mirándola dulcemente

- sí, tienes razón… — la mujer observo a su marido — ¿y no sabes si Yoochun llego?, le mande la invitación en la tarde — pregunto curiosa

- No, no lo sé, pero supongo que llegara pronto — beso la frente de su señora y rodeándola con uno de sus brazos comenzaron a caminar, alejándose de dicha habitación

- Eso espero… — apoyo su cabeza en el hombro del hombre de su vida dibujando una sonrisa en sus labios.



A lo lejos podían ver a su hija jugando con Hana, no podían creerlo, pronto su hijo se iría y solo quedaría Jihye, estaban felices de que su hijo haya encontrado el amor verdadero y sin importar el qué dirán apoyarían la relación de Jaejoong con su querido hijo.

3 comentarios:

  1. Anónimo12/02/2011

    y la conti
    esta bueno
    konti konti konti

    ResponderEliminar
  2. siii!! el yunjae logro estar juntos *-*

    ahora que pasara con Changmin, Yoochun y Junsu?!
    gracias por la conti!!♥

    ResponderEliminar
  3. wooo amo como kedo el yunjae... pero kiero saber q pasara con min, junsu y chunnie... por algo imagino q junsu esta muy enojado y eso no puede llevar a nada bueno... :S.... se q ya paso tiempo pero please concdera continuarlo pleasee

    ResponderEliminar

Deja tu comentario \(*O*)/ ♥ ♥
o más bien... deja tus pensamientos pervertidos grabados en esta entrada XD