The story of my life - Cap. 7

4 comentarios
Trabajar el turno nocturno en este restaurante era más fácil de lo que creía, no me agotaba mucho, lo único que debía hacer era limpiar el lugar y de vez en cuando, atender cenas privadas de alguna familia o empresa, como ahora, al parecer había una sola cena familiar, qué bueno, no quería andar de mesa en mesa, ya estaba todo listo, sólo faltaba que la familia llegara, nada más. Fui a la cocina a comprobar que todo estuviera listo, el chef me sonrió, dijo que me preocupaba demasiado, sonreí de vuelta y fui de nuevo hacia la mesa, para colocar el menú, pero fue grande mi sorpresa cuando vi a Jaejoong ahí sentado, no esperaba verlo ahí.

-¿Jae?- pregunté sorprendido.

-¡¡Yunho!!- gritó, poniéndose de pie al instante.

-¿Cómo sabes dónde trabajo?

-Yo…

Ahora recordaba, que había mencionado una cena con sus padres….palidecí…¿Acaso planeaba decirles sobre nosotros? ¿Iba a presentarme?

-¿Estás bien?- pregunté cuando comenzó a agitarse, parecía nervioso.

-Sí- respondió con simpleza, iba a preguntar más cuando una voz se escuchó a nuestro lado.

-Lamento la tardanza, Jaejoong- sonrió un señor, de unos cuarenta años, aproximadamente, pero bien parecido.

-Papá…-susurró Jaejoong, me congelé en mi sitio.

-Buenas noches- me saludó cuando me vio.

-Buenas noches- saludé nervioso, el señor Kim se sentó despreocupadamente en su sitio- ¿Qué está pasando?- susurré a Jaejoong, él no me respondió- ¿Jae?

-Buenas noches- una tercera voz hizo entrada, un joven sonreía alegremente y saludó al señor Kim.

-Hyung Joong, bienvenido, espero que no sea una molestia- saludó el señor Kim.

-No, para nada- sonrió sentándose a su lado- Hola, Jaejoong- sonrió, Jaejoong sólo asintió.

-¿Qué está pasando?- pregunté de nuevo.

-Hijo- llamó seriamente el señor Kim- ¿Lo conoces?- dijo refiriéndose a mí, Jaejoong asintió- Debes ser amigo de mi hijo- sonrió- ¿Cómo te llamas?

-J..Jung Yunho- me presenté con una reverencia.

-Oh, Yunho- sonrió- ¿De dónde conoces a mi hijo?

-De la escuela- respondió Jaejoong- Es mi tutor- miré a Jaejoong.

-Oh, agradezco el duro trabajo que haces con mi hijo, ha progresado bastante. Asentí, creí que su familia no se interesaba por él.

-Yo también agradezco- sonrió Hyun Joong- Temía que se quedara ignorante todo el tiempo, pero ahora puedo enorgullecerme, Jaejoong es un prometido sobresaliente ahora.

-¿Pr…prometido?- dije sonriendo nerviosamente, Jaejoong desvió la mirada.

-Sí- asintió sonriendo Hyun Joong- Nos casaremos en tres meses ¿Verdad? Estamos aquí para ver los detalles de la boda.

Mi corazón se detuvo, esto debía ser una especie de broma, una muy mala broma, Jaejoong había dicho que se negaba completamente, había dicho que dejaría todo, por mí.

-Me alegro que seas tú, Hyun Joong- sonrió el señor Kim.

Las palabras me abandonaron por completo, tal vez…sólo tal vez Jaejoong estaba aquí, precisamente en el lugar donde trabajo, para enfrentarlos, ambos.

-Papá…-dijo Jaejoong, pero se quedó en silencio inmediatamente, suspiré.

-¿Es tu prometido, Jaejoong?- pregunté firmemente- ¿Es tu prometido?- su padre me miró con desaprobación, seguro por hablarle de esa forma, Jaejoong me miró, luego a su padre y finalmente a Hyun Jooong.

-Yunho….él es mi prometido, Hyun Joong, hijo de una prestigiosa familia- dijo caminando a su lado- Me casaré con él, como han dicho- su padre sonrió satisfecho, estaba seguro que mis lágrimas saldrían en cualquier momento, pero no lo hicieron, se mantuvieron en su sitio, suspiré profundamente.

-Muchas felicidades- sonreí fingidamente- Que pasen una linda noche- me di la vuelta y caminé hacia la cocina.

-¡Hey, espera!- me llamó el señor Kim- ¿Nos atenderás tú?

-Lo siento, mi turno ha terminado- mentí sin mirarlos, di unos cuantos pasos más, apreté mis puños tratando de controlarme y caminé rápidamente hacia la cocina.

Cuando entré me recargué en la pared y cerré los ojos, dejándome caer hacia el suelo, no pude evitarlo más, las lágrimas ya inundaban mi rostro por completo, Duk Hyun, el chef, se acercó a mí rápidamente y me alzó el rostro.

-¿Estás bien, hijo?- preguntó preocupado, negué con la cabeza.

-¿Puedo irme?- pregunté débilmente, él asintió, era un jefe muy amable, me ayudó a incorporarme.

-¿Necesitas algo?- volví a negar, quise apresurarme y salir de ese lugar, Duk Hyun me observó irme, su semblante estaba preocupado.

Caminé con prisas por las calles, había sido tan estúpido, por supuesto que Jaejoong preferiría a alguien de su estatus, no alguien como yo, debía reconocerlo, era muy buen actor; entré con prisas en el departamento, recogí mis pocas pertenencias del lugar, estar ahí me dolía, salí casi corriendo, no quería nada con ese lugar, ni con Jaejoong, había sido la humillación más grande de mi vida, la humillación y la traición más grande.

Cuando abrí la puerta del pequeño cuarto que había conseguido comprar meses atrás, una extraña paz me cubrió por completo, dejé mis cosas en una de las esquinas y me dirigí hacia la ventana, estaba enojado, enojado con todos, pero especialmente conmigo, por haber caído en ese juego mediocre, me dirigí a la nevera en busca de un trago, pero recordé que nada tenía en ese lugar, quería tomar, tomar y tomar toda la noche, y para ello, tenía que salir a algún club o un bar, el primer sitio que estuviera disponible.

********

Debí suponerlo, alguien como Jaejoong sólo se divertiría conmigo, nada más, fui un idiota al creerme esas palabras, al creer que hablaba en serio, jamás creí que en tan poco tiempo tendría sentimientos tan fuertes por él, caí redondo en la telaraña que tejió llena de mentiras, qué feliz debe estar, seguramente en este momento está riendo cómodamente, riendo de mi estupidez, mientras que yo estoy aquí, envenenando mi hígado, sufriendo una pena que no debería sufrir.

-¿Cuántas copas llevas?- Giré mi mirada, este día no podía ser peor, pero ahí estaba.

-Las que quiera- respondí de mala gana.

-Oh, no te desquites conmigo, Yunho- sonrió- Estoy pensando en ir de fiesta, pero creo que es mejor un poco de vino en mi casa ¿No crees?

-¿Te estás insinuando, Jae Woong?- dije molesto, y peor aún, su nombre me recordaba a Jaejoong.

-¿Acaso no es obvio?- sonrió con su sonrisa arrogante.

-Piérdete- dije volviendo a mi trago.

-¿Cuántas veces pasaremos por esto?

-¿Cuándo vas a entender?

-¿Nunca?- me respondió sin dejar de sonreír, suspiré cansado y me puse de pie para alejarme de él, pero al poner un pie sobre el suelo tropecé irremediablemente-¡Wow! Cuidado- sonrió Jae Woong sin dejar de sonreír, sujetándome para no caer.

Cuando logré tener equilibrio me solté bruscamente de él y caminé hacia la salida, por supuesto, Jae Woong estaba siguiéndome, las calles parecían más vacías que antes, era de esperarse, a estas horas de la madrugada todos están en sus casas felizmente durmiendo, el suelo se movía a mis pies, me tambaleaba de un lado a otro, beber nunca ha sido mi fuerte, y con todas las copas en mi sistema, es casi seguro que caigo muerto en cualquier esquina.

-¿Quieres que te acompañe?- sonrió Jae Woong.

-No.

Alzó los hombros y caminó despreocupado a mi lado, me molestaba su sola presencia, no lo soportaba, llegamos a un callejón entre dos edificios altos, Jae Woong me jaló y me azotó contra la fría pared, ni siquiera tenía ganas de pelear con él en estos momentos, colocó sus brazos a cada lado de mí y me miró con firmeza, observé sus brazos y reí.

-¿Qué es esto? ¿Un intento de evitar que escape?

-Es acoso- dijo sonriendo.

-Mmm- asentí- Has hecho eso por mucho tiempo, ¿Qué sigue? ¿Beso? ¿Un rápido contra la pared?

-Están en mis opciones- sonrió más.

-Tienes poca imaginación- me quejé, él se acercó un poco a mí, su rostro casi sobre el mío.

-Estoy seguro de haberte dicho que me gustas- dijo con su voz ronca y algo agitado.

-Sí, escuché algo sobre eso…¿Y qué?

-¿Ajá?- Acercó su rostro a mi cuello y aspiró mi aroma- Yo también he escuchado muchas cosas…¿Qué te pareció Hyung Joong?- dijo sonriendo contra mi cuello.

-¿¡Qué!?

-Muy guapo el prometido ¿Cierto?- Uno de mis puntos débiles, él lo sabía, no pude evitar entristecer- ¿No fue muy cruel Jaejoong al dejarte por él?- no respondí, me dolía, besó ligeramente mi cuello, no reaccioné, recordar a Jaejoong anulaba todas mis defensas- Debió divertirse mucho…engañarte, enamorarte y luego botarte- sus frías manos viajaron por debajo de mi playera, sobre mi espalda, tanteando terreno, él sabía que yo no reaccionaría, me estaba hiriendo psicológicamente- Olvídalo- susurró en mi oído, ahora sus manos jugaban con mi cinturón- Olvídalo, Yunho, él nunca te ha querido….

-¿Qué esperas de esto?- dije a duras penas, mi cerebro y mi cuerpo se negaban a reaccionar.

-A ti- dijo con firmeza, su mano entró segura bajo mi pantalón, comenzando a provocarme, no me importaba- Todo lo que yo he dicho ha sido sincero, a mi familia no le importa con quien yo salga, no tengo prometido, no tengo segundas intenciones- comencé a agitarme y a jadear- ¿Qué es lo que quieres? Puedo darte todo lo que desees…-cerré los ojos cuando apretó un poco más- Lo único que pido a cambio…es a ti….tu cariño…tu lealtad…tu fidelidad…es todo lo que quiero…¿Me lo prometerás, Yunho?- susurró antes de besarme, me aferré a la pared, no hice el intento de apartarle, no hice nada.

Su beso era diferente a los de Jaejoong, él era brusco, pero gentil, parecía más desesperado, como temiendo perder lo que por fin ha conseguido, debe estar temeroso, es la primera vez que dejo que me bese, es la primera vez que me toca.

-Yunho…-susurró, sus ojos estaban cristalizados, ansiosos, volvió a besarme, su mano no me dejó en ningún momento, su cuerpo se apretó más contra el mío, aplastándome contra la pared- Olvídalo, Yunho…ven conmigo….

¿Ir con él? ¿Qué podía perder? Nada, nada podía perder, temía que de darle una oportunidad, acabaría justo como con Jaejoong, él burlándose de mí y yo en un callejón con otro tipo…¿Serían así las cosas? Una parte de mí quería dejar todo e ir con él, ir a la seguridad que prometía…¿Realmente quería ir con Jae Woong? Lo aparté bruscamente, la cabeza comenzaba a darme vueltas…¿Irme con Jae Woong?....¿Quién? ¿Jaejoong? ¿Jae Woong?

-Yunho….-alcé la mirada, Jae Woong era quien me suplicaba, Jae Woong era el que temía perderme, me besó nuevamente, esta vez parecía no estar dispuesto a dejarme ir.

¿Qué debería hacer?

4 comentarios:

  1. Jaejoong busca a yunho y termina con hyun joong...no pedes hacerle esooo....y yunho no aceptes nada de.... jae woong pofa conti...esta muy interesante...m quede con las ganas

    ResponderEliminar
  2. Que hara jaejoong cuando vea que yunho se ha ido de su casa. Bueno tambien yunho nunca le dijo a jae lo q sentia por este, debieron y deben hablar.

    ResponderEliminar
  3. por que le esta asiendo esta jae a yunho si se supone que el lo ama desde niño y le sale que se casara con otro no lo puedo creer pobre yunho desamparado y engañado por jae espero y no caiga en las redes de jae woong mejor solo que con este tipo que al fin termine engañándolo también como lo hizo jae y no entiendo por que siempre lo dejan en lo mas interesante solo espero que no se demore mucho en subir el siguiente y si son barios capítulos mejor se los agradeceré bastante pues esta hermosa buenísima e interesante esta historia hasta pronto bye bye

    ResponderEliminar
  4. Esta interesante este Fanfic, x favor actualiza yaaaaa!!! hace mucho q la espero.....necesito saber xq Jae atua as??? espero q no sea x dinero y q esconde Jae woong, xfavor q la continuacion este muy umh como decirlo?? q cuente con mucho suspenso, solo asi vale la pena tanta espera. GRacias

    ResponderEliminar

Deja tu comentario \(*O*)/ ♥ ♥
o más bien... deja tus pensamientos pervertidos grabados en esta entrada XD