Falling Down

3 comentarios
Titulo: Falling Down 
Autor: chibireina124
Traductora: thenim0626 
Parejas: Vengativo YunJae 
Género: Slash, AU
Extensión: OneShot 
Sinopsis: Nadie trata así a Kim JaeJoong sin pagar un precio. 
Secuela: NO PAIN NO GAIN 
--------


When you're falling down
The world starts spinning out
You
When you're falling down
Now it's not all about
You
When you're falling down
You know I'll be around
When you're falling down, falling down


JaeJoong vio como el hombre más alto rompió su Corazón en mil pedazos y luego los tiró al piso—¿Cómo alguien podía hacerle eso?

Claro, si eres Jung Yunho, puedes hacer lo que se te venga en gana.

Aquella carta en la que JaeJoong había estado trabajando en los últimos 6 meses, escribiendo y reescribiendo, leyendo y sonrojándose, aquella carta que había tirado y vuelto hacer millones de veces… fue en vano.

Después de todo, no había manera de que Yunho le correspondiera. Aun si él tenía hermosas facciones, fuera buena ama de casa o incluso si sabía cocinar…

Jaejoong miraba hacia el piso, observando aquellos pedazos de papel que una vez fueron su carta en la que entregó su alma.

Yunho bufó disgustado, caminando sobre los pedazos, apartando al hombre más pequeño de su camino para ir a clase. Jaejoong ni siquiera había notado que se había marchado hasta que su mejor amigo le dio un codazo.

“Jae” YooChun dijo en voz baja frotándose el brazo “¿vas a estar bien?”

Él se sintió avergonzado. Humillado, Enfurecido.

Cuando JaeJoong respondió, su tono de voz fue amargó.

“estoy bien” el cayó sobre sus rodillas, ignorando que el timbre ya anunció el inicio de clases, recogiendo lo que quedaba de su amor pisoteado.

El debería haber utilizado un par de meses para superar su amor no correspondido y así continuar con su vida. El debería haberlo superado y seguir adelante.

Pero no era así como funcionaba su mente, en cambio, él quería dañar a Jung Yunho. Quería humillarlo tanto a la medida que lo había humillado a él.

Jaejoong no pudo evitar sonreír al trazar sus rasgos femeninos mientras se ponía la peluca, asegurándose de que estuviera bien colocada mientras se preparaba para la fiesta de la siguiente semana.

Nunca fue muy apegado a sus rasgos femeninos, pero estos le habían ganado muchos novios, no todos fueron las mejores citas, sin embargo demostraba que su belleza al menos podía hacer que algunos chicos se volvieran gay por él.

Y ahora, él estaba poniendo en un buen uso a “su niña interior”.

Él iba a aplastar a Jung Yunho, y a disfrutar de cada segundo de ello.



Cuando iba a fiestas Jung Yunho no bebía. Uno de sus mejores amigos, Changmin, probó que al alcohol se lo debía evitar a como dé lugar. Yunho no quería terminar como su amigo y despertar a la siguiente mañana, desnudo en la cama en una escena candente con su profesor de ciencias; El profesor Heechul con un brazo sosteniéndose de él y el otro agarrando su “banana”.

En cambio, Yunho solo se dedicaba a ver como sus compañeros de clase hacían el ridículo de sí mismos mientras él lo disfrutaba. Incluso tomaba algunas fotos para poderlos chantajear luego.

Esta noche en especial a Yunho no quería venir a la fiesta-el solo quería dormir.

Donghae, sin embargo, tenía otros planes para él y lo obligó a venir.

De alguna manera, siempre que Yunho veía esos “ojos de cachorro” no se le podía negar a nada.

Fue en esta noche que Yunho pensó haber encontrado el amor a primera vista—algo que él nunca creyó posible, para ser honestos. De hecho, él estaba bastante seguro de que más de la mitad de lo que estaba sintiendo era evidente lujuria, pero la otra mitad quería conocer más a cerca de aquella persona.

Él quería escuchar a esa persona hablar, reír y bromear con él…

Esa persona se presentó como Jaehwa esa noche. El nombre le quedaba perfecto a una persona como ella, extremadamente hermosa, sin mentir.

Y de todos los hombre que había en la habitación, a quien vio primero y decidió ir a conversar fue?

Park YooChun

“¿y, qué está pasando ahora?” JaeJoong susurró al más joven. YooChun observó a Yunho.

“él parece que quiere asesinarme” YooChun respondió, mirando a su mejor amigo preocupado. “hyung, yo no quiero hacer esto… yo digo, yo no me siento bien…”

“¿que está haciendo ahora?”

“Hyung….”

“¿Está viniendo? ¡Dime!”

“Solo esta observándome… Hyung, por favor…”

JaeJoong resopló, parándose más cerca de su amigo en un fallido intento de levantarle el ánimo

“solo trabaja conmigo”

“pero…”

“Park YooChun, si tú no trabajas conmigo, yo bajare mi mano hasta tus pantalones y te obligare a cooperar”

Él vio a JaeJoong como si hubiera disparado a su hámster.

“Eso es lo que pensé” JaeJoong frotó su mano arriba y abajo del brazo de YooChun. Acercándose mas a su oído y susurrando “¿que está haciendo ahora?”

“Parece que está halando con alguien… ¿Donghae shi?”

“Mierda”

“y ahora Donghae shi está viniendo para acá…”





Por primera vez en su vida, Yunho se sintió nervioso frente a esa chica misteriosa. ¿Quién era ella, exactamente? Él no podía levantarse y alejarla de YooChun—Debía hacerlo de manera indiferente



Y su forma de indiferencia de alejarla de su compañero de escuela era haciendo que Donghae la sacara de ahí…

Sintió su boca secarse cuando la belleza se dirigió hacia él, algo en ella se le hacía bastante conocido, pero no pudo averiguar qué. Sabiendo que eso lo molestaría toda la noche, se obligó a sí mismo a alejar ese pensamiento y centró toda su atención en aquella chica. Aquella hermosa, hermosa chica, con una perfecta piel de leche y esos preciosos ojos de gacela.

Y esas caderas….

Yunho quería encajar sus manos en esas caderas, porque pensó que allí es a donde estas pertenecían.

“¿Eres Yunho Shi?” La chica pregunto de forma dulce.

“Yep, Soy Yunho” El adolecente respondió indiferentemente, como si no le hubiera afectado ni un poquito. “Tú eres..?”

“Soy Kim Jaehwa” dijo la chica con voz como la miel.

“Jaehwa…sshi….” Yunho amó la manera en que su nombre se enrollaba en su lengua. Sabia como si fuera miel. Sonrió. “Un placer”



JaeJoong no podía creer que tan bien le estaba saliendo su plan—él pensó que al menos tendría que superar algunos obstáculos, pero a estas alturas, todo iba perfecto. Al fin había conseguido la atención de Yunho…

Y no importaba que se fuera a arrepentir luego de hacer esto, todo valdría la pena una vez que viera la mirada de traición en el rostro de Yunho.

La noche se encendía y entre mas hablaban, la necesidad de mantener a esta chica para él solo, se hacía más grande.

JaeJoong se hubiera sentido de la misma manera, explorando el lado dulce de aquel joven, si no estuviera constantemente la humillación que sufrió ese día en el pasillo. Lo único que sentía era amargura cuando veía al otro chico.





Eran cerca de las 2am cuando Yunho se ofreció para llevarla a casa. Fue una larga caminata, muy silenciosa, y en la que JaeJoong prácticamente pudo sentir los nervios, emanando a flor de piel, del más alto. Él estaba ganando.

“¿Supongo que te veré luego?” ellos se pararon en la puerta de JaeJoong, Yunho estaba completamente hechizado con esta chica—se veía ansioso como esperando por una respuesta.

“Por supuesto” Jae sonrió, preguntándose se debía dejar al tipo votado o darle un beso en la mejilla.

Claro, La última opción ganó. JaeJoong amaba retrasar las cosas, pero él también solo quería tomar su venganza y acabar con ella. Él quería ver la expresión de dolor reflejado en el rostro de Yunho.

Él se inclinó y lo besó—fue un beso simple, pero tierno. Uno que hizo que ambos corazones se aceleraran alocadamente.

JaeJoong se arrepentiría de su plan por completo…

…si no fuera tan terco y amargo.

Yunho tenía sus ojos cerrados; Todo acerca de Jaehwa sabia dulce en su lengua, su nombre, sus labios…él nunca se cansaría de este tipo de miel.

El sintió a la chica alejarse “Yunho shi, tengo algo que decirte” Yunho abrió sus ojos solo para ver que Jaehwa ya no se encontraba ahí. Ella fue reemplazada por aquel alumno que se le confesó ese día en el pasillo.

Él se quedó boquiabierto, sin saber qué decir. ¿Se sentía traicionado…?

JaeJoong tenía una pequeña sonrisa en sus labios, él se vengó….aun cuando algo tiraba de su corazón, diciéndole que aquello estaba mal, él lo ignoró.

“¿Cómo se siente Jung Yunho?” Escupió Jae, tirando la peluca al suelo. “¿qué es lo que se siente ser humillado de esta manera? ¿Te importaba Jaehwa, verdad? Y averiguar que ella no era real….”

Se le escapó una pequeña risa, tanteando detrás de él para abrir la puerta. “justo como yo me sentí cuando descubrí que la persona que pensé que eras no existía”

Yunho cerró los puños “eso fue bajo”

“espero que hayas tenido una buena noche, sueña conmigo, Jung Yunho” JaeJoong asintió con la cabeza y entró a la casa cerrando la puerta en la cara del más alto.



Yunho no podía creer haberse sentido tan atraído antes a Jaehwa. No podía creer que desperdició toda su noche hablando con alguien quien ni siquiera era lo que decía, en primer lugar.

“te odio” susurró para luego patear furioso la puerta de la entrada “¡te odio, idiota!” Yunho lanzó un puñetazo a la superficie, una y otra vez hasta que se lastimó los nudillos. “¡Tú maldito bastardo!” a él no le importó si levantaba a medio vecindario. Él solo quería gritar, dejar salir su ira al mundo.

Yunho dejó de escapar un sollozo ahogado, apoyando la frente contra la puerta mientras se deslizaba quedando en sus rodillas.

“te odio tanto….”

JaeJoong se sentó al otro lado de la puerta con la espalda apoyada en la superficie. El escucha los reclamos furioso de Yunho grabando cada palabra en su corazón.

Las lágrimas bajaron por sus mejillas y el cerró los ojos, respirando profundamente.

Jae no podía creer cuan propenso a errores estúpidos él era.

FIN 

3 comentarios:

  1. Anónimo11/23/2012

    woooo Jae eso fue venganza.... como Yunho no ve lo bello que es jae... contiii

    ResponderEliminar
  2. Gracias a Dios esto tiene continuación! No puede quedar así! Donde esta el dulce amor y la reconciliación, esa hermosa escena de entrega? Muy bueno pero quiero mas,.....

    ResponderEliminar
  3. Pensé que el maquiavélico plan de venganza de Jae, sería mas retorcido y perverso, qué dejaría pasar mas tiempo antes de revelarle su verdadera identidad a Yunho. De camino a la Iglesia, por ejemplo, con la fiesta y los invitados esperando por ellos. Al parecer no puede con su genio, el amor que siente por Yunho es tan grande que solo pudo aguantar un ratito escondiendo quién realmente es.

    ResponderEliminar

Deja tu comentario \(*O*)/ ♥ ♥
o más bien... deja tus pensamientos pervertidos grabados en esta entrada XD