Enamorado de mi secuestrador

17 comentarios
Titulo: Enamorado de mi secuestrador
Autor: Sheccid
Pareja: HoMin
Género: Slash / Lemon
Extensión: Oneshot
-----



Era el chico mas protegido de Corea del Sur por ser el hijo del hombre más rico del país, nunca lo dejaban solo. El Sr. Shim siempre mandaba una escolta para acompañarlo en donde sea que fuera, el era un hijo modelo siempre hacia lo que su padre le ordenara que hiciera, pero en su interior no era así, había veces que ya no soportaba mas, quería hacer lo que los chicos normales de su edad hacían. Salir a pasear, ir a fiestas o simplemente quedarse todo un fin de semana a dormir sin levantarse. Era demasiado pedir?

Un día su mejor amigo Junsu lo invito a su fiesta de cumpleaños así que no podía faltar. Sabia que si le pedía permiso a su padre, este le diría inmediatamente que no.

Ya eran las 7:00pm la fiesta comenzaba a ponerse cada vez mejor y Changmin estaba en su habitación pensando en como escaparse de sus guardaespaldas. Al final decidió escaparse por la ventana de la cocina que llegaba a la terraza de la parte trasera de la casa, de ahí solo tenia que pasar una cerca y llegar a donde guardaban los autos, tomo el suyo, lo encendió y tomo velocidad, al salir por la puerta principal miro hacia atrás y se percato que los hombres de seguridad hablaban por radio, pero no le dio importancia y manejo su convertible hasta la fiesta a toda velocidad sin saber que era lo que le esperaba.

Una vez llegado a la fiesta se divirtió como nunca. Ese día prefirió no pensar en lo que le diría su padre por haber hecho semejante locura. Ya eran las 2:am, los chicos se empezaban a retirar y algunos a quedarse dormidos en el piso por todo el alcohol consumido.

-gracias Junsu por haberme invitado, pero me tengo que ir

- no quiero escuchar lo que tu papá te dirá, pero gracias por venir, no se te olvide llamarme para saber como llegaste ok

-esta bien, segundo papá te llamare

-ok Minni cuídate

Así Junsu lo encamino hasta la puerta, le dedico una última sonrisa y subió a su auto, manejaba con cautela escuchando música. El semáforo se poso en rojo así que saco su celular, lo prendió y vio con resignación las más de 20 llamadas perdidas de su padre, suspiro con pereza imaginando toda la trifulca que se formaría cuando llegara a casa, en el camino encontró una farmacia abierta las 24 hrs así que decidió bajar a comprar algunas cosas. Al final era lo mismo temprano o más tarde. Una vez afuera del local saco las llaves del auto de su chaqueta, pero ni tiempo le dieron de prepararse para la embestida, de la nada salió un hombre que lo tomo por la espalda tapándole la boca con un pañuelo que contenía cloroformo que lo hizo caer inconsciente, un segundo lo esperaba en el asiento trasero de su automóvil preparado para amarrarlo de manos y pies y colocarle una bolsa de genero negro en la cabeza, el tercero de los hombres era el encargado de llevarse el auto en que habían llegado.

-Yunho apresúrate, vámonos de aquí

-cállate Jae no me presiones

-esta bien, pero apresúrate que nos pueden ver, además Yoochun ya se fue

Así se llevaron a Max en su propio auto. No estaba muy dopado así que podía escuchar parte de la conversación de sus secuestradores, captando un nombre “Yunho”. Sin saber cuanto tiempo había transcurrido desde que había sido abordado por los hombres, Changmin lentamente despertaba de su inconsciencia inducida, pero al querer moverse, se dio cuenta que estaba amarrado de pies y manos, y que un pañuelo impedía su hablar. Cuando por fin abrió completamente los ojos y se acostumbro a la poca luz se percato que estaba recostado en una sucia y vieja cama en el sótano de una casa, se quedo quieto tratando de percibir algún movimiento de sus captores, pero nada, todo era puro silencio. Por su mente pasaban una y mil imágenes de todas las cosas que le podrían hacer desde torturarlo hasta la muerte, hasta una posible violación masiva, aunque la idea que mas le gustaba era que los hombres se conformaran solo con pedir el rescate y fuera pronto liberado. Ahora se arrepentía de no haber llevado a la fiesta a su escolta personal, solo tenia su imaginación para matar el tiempo, trato de planear formas de escape, de pensar cosas bonitas, estaba tan absorto en este ejercicio mental que no se dio cuenta que la puerta comenzaba a abrirse. Primero vio una silueta, a medida que se acercaba a él pudo notar que se trataba de un hombre alto, con un cuerpo bien formado, con la cara cubierta por un pasa montañas que impedía verle el rostro, venia con una bandeja de comida en las manos. Changmin lo miro asustado acaso lo envenenarían? no, no iba a comer nada. El chico le quito el pañuelo de la boca, la tenia seca y herida en la comisura de los labios por lo fuerte del amarre. Min no decía una palabra, se quedo estático al sentir la suavidad con que el otro hombre lo trataba. Paso sus dedos acariciando sus suaves y pálidos labios y sin más su secuestrador se acerco y lo beso. Max no respondió al beso, abrió sus ojos lo mas que pudo por la sorpresa del acto, aquel chico se separo de el mirándolo con lujuria, saboreando sus labios por aquel beso recién robado, como ultima cosa paso su lengua una vez mas por los labios de Max, desamarro sus manos y se fue. El pobre chico se quedo de piedra tratando de procesar la escena de la que había sido recién protagonista.

Que fue todo lo que acababa de pasar, acaso su lógica no estaba tan mal y de verdad lo querían violar? Se miro las muñecas, tenían unas marcas rojas alrededor de ellas producto de tanto forcejeo con las cuerdas, entonces miro la comida y sin mas comenzó a probarla, comió solo un poco ya que a causa del susto no pudo comer mas.

Se desamarro los tobillos y camino por el sótano no había ni una ventana así que no podía escapar. De nuevo escucho la puerta abrirse, muerto de miedo se arrincono en la esquina más oscura que tenia el cuarto, el hombre de la comida volvía a hacer acto de presencia. Se acerco a la charola de la comida y miro que no había comido casi nada, miro a Changmin y suspiro preocupado. Changmin no sabía que hacer si golpearlo, entregarse a los juegos del secuestrador o simplemente no hacer nada, si tomaba la primera opción de seguro le iba a ir bastante mal y la segunda a pesar de significar humillarse a si mismo quizá era el mejor método de mantenerse con vida hasta que su padre fuese por el, de todas maneras escojo la ultima pensaba mientras observaba al hombre de sus tormentos. Este poco a poco se acerco hacia el joven hasta quedar frente a el, con lentitud acerco sus manos al rostro del menor y le acaricio con ternura, el chico como única respuesta se aprisiono mas la esquina del cuarto.

-quien... quien eres, que quieres?- Min apenas pudo terminar de formular la pregunta, el hombre que tenia al frente lo intimidaba sobremanera.

El secuestrador no contesto solo acerco una mano a su rostro y se quito la capucha, Min quedo completamente prendido al rostro que le fuera revelado, no podía creer que un hombre tan hermoso estuviera con el. Era muy elegante, no se veía que tuviera necesidad de dinero. Entonces, ¿Por qué lo había secuestrado?

-me llamo Yunho-su voz eran tan sexy y varonil. Min estaba en blanco hipnotizado por aquel ser que se presentaba ante él, se quedo mirando a aquel hombre un momento pero en su mente se agolpaban las preguntas del tipo ¿porque estoy allí?, ¿que le debía a su padre? - se lo que estas pensando, pero solo te diré una cosa- hizo una pausa, dio media vuelta y camino por el sótano. Max miro a su alrededor entonces vio un trozo de madera, pensó que esta era su oportunidad, la tomo con fuerza miró a Yunho que estaba de espaldas, no lo pensó dos veces y lo golpeo con fuerza en la cabeza, Yunho cayó pero no inconsciente. Comenzaba a ponerse de pie, Min lo miro aterrado así que salió corriendo escaleras arriba desesperado en encontrar la puerta que lo llevara a una salida, pero alguien le tomo con fuerza de los brazos haciéndole una especie de llave inmovilizándolo al instante, forcejeó un buen rato con su captor hasta que no aguanto el dolor de brazos por mantener tanto tiempo la misma posición.

-no!!! ¿que hace?, suélteme

-donde crees que vas?

Min forcejeaba con aquel chico de piel blanca y cabellos negros pero este tenia mas fuerza que el, a empujones lo llevo a una habitación de la casa. Jae tomo unas esposas de una cómoda y esposo a Min a la cama, lucho en todo momento pero no podía zafarse del agarre de Jae, después de terminar de esposar a Min, salió en busca de Yunho que venia saliendo del sótano sobándose la cabeza. Jae no pudo nada más que reírse al ver la cara de dolor de su amigo.

-jajaja así que te salió todo una fiera. Esta en tu habitación listo para ti

-ya Jae deja las burlas y vete

-esta bien no quiero oír sus gritos

Así Jae se fue dejando a Yunho muy enfadado. Este no quería nada mas que a Max, no quería dinero solo su amor, con ese pensamiento se encamino a su habitación. Entro, miro a Min esposado a la cama, con un paño en la boca y gruesas lágrimas en sus ojos pidiendo que no lo matara.

-así que todo lo quieres a la fuerza? - pregunto Yunho caminando alrededor de la cama donde yacía Min.

-yo no necesito dinero como te podrás dar cuenta, trate de ser amable contigo, pero tu te lo hiciste mas difícil - se acerco pasando sus piernas por las caberas de Max comenzando a desabotonar la camisa que llevaba puesta - solo te quiero a ti mmm -decía mientras comenzaba a darle suaves besos en el cuello para posteriormente bajar hasta su pecho desnudo. Max no sabia que hacer, comenzó a moverse en la cama con autentica desesperación no quería que lo tocaran, trataba de gritar pero estos eran ahogados por el pañuelo que tenia en la boca.

-relajarte se que te gustara mmmm, maldición no te muevas tanto que me excitas mas - Yunho comenzó a besar todo el cuerpo de Max, sus manos como serpientes comenzaron a hacerse camino por las estorbosas ropas de su presa. Yunho quería oír los gritos de Max pidiéndole por más así que quito la tela de sus labios dejando escapar todos los balbuceos de Min.

-habla pídeme mas Min mm-decía Yunho muy excitado

-por favor no lo hagas, mi padre te dará lo que le pidas pero no me hagas esto-decía Min con lágrimas corriendo por sus mejillas. Yunho lo miro confundido

-tanto asco te causo? ya te dije que no quiero dinero, solo te quiero a ti

-pero tu ni me conoces como puedes decir eso?-decía Min en su desesperación

-yo si te conozco, amor que no lo entiendes?

-no, aun no logro entender como puedes decirme que me amas y hacerme esto?

Yunho ya no supo que decir, era verdad estaba a punto de hacerle daño al ser que mas amaba. A Min por alguna extraña razón le gustaba Yunho, era el primer hombre que se acercaba a el sin malas intenciones, todos se acercaban por dinero y ni hablar de las chicas, todas y todos querían lo mismo, pero el no, solo lo quería a él, solo a él y no a su dinero. Yunho se levanto en silencio de la cama, tomo su chaqueta y se largo dejándolo solo y confundido.

Así pasaron los días, Min seguía encerrado en la habitación de Yunho pero el ya no entraba a dejarle comida ni a preguntarle nada. Yunho había contratado a una chica para hacer el aseo en la recámara de Min y prepararle la comida, además de un hombre que hacia guardia afuera de su puerta por si pensaba escapar.

MAX.

Esta sensación es tan extraña, no me debería interesar ni en lo mas mínimo lo que este pasando Yunho, pero si dijera eso me estaría mintiendo a mi mismo, la cabeza me va a explotar en cualquier momento de tanto pensar en las sensaciones que experimento mi cuerpo cuando el me beso y casi me poseyó, en realidad quiero verlo, saber como esta y el porque no a venido a verme. Deseo con toda el alma poder contemplarlo otra vez, mas con la intención de comprobar si lo que siente mi corazón es real o solo un juego del momento.

YUNHO.

Quiero verlo me muero por besar sus labios, ver su mirada atenta observando cualquier movimiento que realice, ese día en que Jae lo esposo a mi cama estuve a punto de cometer una locura, me aparte de el al ver su carita llena de miedo no soportaría ver ese rostro de nuevo menos por mi causa. Se que no empecé de la mejor manera, lo del secuestro fue un impulso desesperado pero es que solo quería tenerlo cerca, saber que esta conmigo y que es real me llena de felicidad, el hecho de que vive en mi casa, duerme en mi cama aunque no pueda tocarlo me duele enormemente. Es totalmente cierto lo que dijo mientras forcejeaba conmigo, no puedo hacerle daño al ser que amo, menos obligarlo a sentir lo mismo que yo, lo mejor es liberarlo aunque yo muera en el intento.

Esa noche después de mucho pensar, Yunho decidió dejar libre a Min era lo mejor que podía hacer, así le demostraba lo mucho que sentía haber empezado las cosas de esa manera y lo mucho que lo amaba, entro a su cuarto suavemente sin hacer ruido en la cama dormía un apacible Min, se acerco a el y le acaricio el rostro, que bello era a los ojos de Yunho. Acaricio sus labios, aquellos que ya había probado pero que los suyos anhelaban con desesperación, solo quería un poco mas de esa dulce droga. Se acerco a el con suavidad, con extrema delicadeza volvió a acariciar los labios de Min con los suyos, ese seria el beso de despedida se dijo mientras seguía esperando que el joven durmiente respondiera a sus caricias.

MAX

Sentí sus carias, me estremecía con cada roce, sus labios suaves acoplándose a los míos perfectamente, su lengua caliente pidiendo que lo dejara pasar… si, si quería, para que negarlo, quería que me volviera a tocar, que me hiciera perder la noción del tiempo cuando estuviera entre sus brazos, seguí lo que mi corazón me exigía a gritos, abrí mi boca dejando entrar su lengua aquel beso fue increíble. Pase mis brazos por su cuello atrayéndolo mas a mi cuerpo, necesitaba sentirlo lo mas cerca posible, cerré los ojos un momento para poder percibir mejor todo el mundo de nuevas sensaciones que experimentaba en esos instantes… Amor, lujuria, deseo todo mezclado y revuelto en mi cuerpo. Sus manos acariciaban mi abdomen, pronto me hicieron darme cuenta que pequeños gemidos de placer escapaban de mis labios, mientras el jadeaba excitado.

-dime por favor que no estoy soñando-me decía con un hilo de voz

-no, esto es real no se como pero me enamore de mi secuestrador y ahora te pido a gritos que me hagas tuyo

-te amo y quiero que estés conmigo siempre- le decía suplicante Yunho

-eso ya es un hecho… juntos para siempre- Le decía Max, de verdad había llegado en ese corto tiempo a amarlo de tal manera de no querer separarse de ese ser nunca mas

YUNHO

No era un sueño ni su suave piel, ni sus labios entre abiertos, ni su cuerpo a mi merced todo eso era real, no se como ni cuando quedamos desnudos su cuerpo estaba como el mío perlado de sudor, mis manos acariciaban con lujuria hasta el mas mínimo rincón de ese ser que con cada beso me decía que me amaba, mis labios devorando los suyos saboreando su lengua que me invitaba a sentir el mas puro placer, gemíamos rítmicamente a pasar de la locura del momento su cuerpo perfecto me llevaba al cielo, pero mas que todo el placer que pudiera sentir percibía que este acto de entrega era “mutua”, éramos dos seres expresándose todo el amor que podrían sentir alguna vez.


- Min puedo hacerte mío- le decía en mi desesperación mi cuerpo cual adicto a la droga me pedía mas, en este caso quería mas de el

-Si… mmmm- esas fueron las palabras de mi amado Changmin se que quería escapar, pero nunca lo dejaría hacer eso, asique lentamente abrí sus piernas para acomodarme entre ellas, su cuerpo al instante se tenso ante lo desconocido del proceso, eso significaba la falta de experiencia del menor, el seria su maestro en el arte del amor.

-relájate, no te hare daño, te lo prometo- le decía mientras acariciaba su espalda tratando de relajarlo, quería que esta noche fuera única por lo que comencé a preparar su entrada mientras lo masturbaba para facilitar la intrusión de mis dedos, cuando estuvo listo introduje lentamente mi miembro erecto, en todo momento observaba sus reacciones, al instante cerro con fuerza los ojos y arqueo la espalda tratando de contener el dolor, su pasaje era estrecho y cálido; Min comenzaba a mojar la almohada con gruesas lagrimas producto del dolor que sentía en su entrada por eso comencé a besar su cuello sin dejar de masturbarlo para distraerlo, mientras el dolor pasaba subí buscando su boca para volverlo a besar y así ahogar sus gemidos con mis labios, al poco rato el dolor debió pasar por que el mismo comenzó a moverse…. ohh Dios mio era tan rico, tan estrecho, me llevaba hasta el cielo. Mis embestidas cada vez iban tomando mas fuerza y velocidad, el gritaba como loco pidiendo mas, yo solo me limitaba a seguir sus ordenes, ambos sentíamos que el orgasmo llegaría pronto si seguíamos con esta danza salvaje llena de pasión, su cuerpo bañado por la mezcla de nuestro sudor, con la cara casi deformada de tanto placer experimentado, nuestros cuerpos chocando…. Esto era el paraíso, Dios amaba a este niño con cuerpo de ángel así el esperado orgasmo se hizo presente, el termino sobre nuestros abdómenes y yo dentro de su cálido pasaje, como dije la experiencia de hacerlo mío fue como tocar el cielo con mis manos, me separe de el acostándome a su lado. Nuestras respiraciones aceleradas por el orgasmo buscando regularizarse, yo solo lo abrace y le di un beso en la mejilla, el solo sonrío mirando el techo.

MAX

¿Como llegue a interesarme en mi secuestrado?, ¿Como llegue a enamorarme de él?... no lo se, de verdad no me di cuenta cuando comencé a desear sus labios, solo se que ahora duermo entre sus brazos. Soy el ser mas feliz del mundo, no me importa ser el secuestrado de Yunho por que ahora lo amo.

-dime, como me conociste?- le pregunte de repente, siempre quise saber como había sucedido

-mmm te he visto en varias reuniones, mi padre es un hombre de negocios igual que el tuyo y se que siempre viajabas con el, así que un día tome la decisión de que si no eras mío no eras de nadie y mira lo cumplí, eres mío y no dejare que me separen de ti

-pero como lo haremos para salir de esta, de seguro mi padre me esta buscando?

-si, eres muy famoso estas en todas las estaciones de TV y radios, la policía te esta buscando como loco

-mm... no importa hablare con mi padre y con los medios y les diré que me fugue con mi secuestrador porque me enamore de el

-Max hablas enserio cuando dices que te has enamorado de mi

-claro que si, no me crees?

-bueno no es que no te crea, pero es muy difícil para mi creer que te enamoraste de mi aun cuando te prive de tu libertad por días y te deje solo todo el tiempo

-tal vez fue eso lo que me hizo interesarme en ti. Todos y todas se han acercado a mi solo por el dinero que tiene mi padre y hiciste lo que pocos se atrevería hacer, además lo hiciste por mi y no por mi dinero

-te amo Max, te aseguro que luchare por ti

-y yo a ti

Así los dos vivían su presente al máximo, ya que su futuro era incierto, no sabían como tomarían sus padres la relación, pensando en todos los problemas que se avecinaban se abrazaron fuertemente para darse ánimos, así entrelazados podían sentir la fuerza de su amor y de la determinación de formar su propio destino juntos.



Fin

17 comentarios:

  1. Anónimo3/16/2010

    Simplemente me encantooo.... quiero que yoochun me secuestre!!
    waaaa te felicitooo me encantoo est fic me tuvo asi todo el tiempo O.O!!!!!
    gracias por compartirlo de verdad que me gustoo!!
    ... nanessa

    ResponderEliminar
  2. Anónimo3/16/2010

    ahhhhh muy weno me encanto espero hagas otro !!!!! (tia mala me perviertes = q mi mama).....adry

    ResponderEliminar
  3. Anónimo3/22/2010

    waa yo quero que me secuestre minnnn
    esta lindo gracias por escrivir tan lindos fic

    ResponderEliminar
  4. Anónimo3/29/2010

    simplemente sgfdgrdf me encanto!!!

    yo moriria x q min me secuestrase ><

    oke...yunito fue tan amor *-* y mi baby bello cmo siempre!!

    son la couple perfecta m_m

    ResponderEliminar
  5. que bonito
    yo tambn quiero que me secuestre yunho jaja

    ResponderEliminar
  6. Anónimo5/02/2010

    t kedo hermoso. mas k hermoso si k tienes buena cabeza para hacer estooo!! pero me gustaria k jae me secuestrara!! ya sabes kien soy no??? soy(...e*....y)hahahhahahhaha

    ResponderEliminar
  7. sheccid6/14/2010

    jajaja si ya se quien eres mala no quieres escrivir tu nombre ¬¬ lo gritare aqui a los mil vientos hahahahaa gricias ^^

    ResponderEliminar
  8. shindo7/07/2010

    wow luego comentare mejor he guardado el fic en mi celu no tengo compu T.T
    asi q hay que arreglarcelas como se puede me e vuleto una completa ADICTA sisisisisisiiii

    ResponderEliminar
  9. nanzy(:7/19/2010

    ooooo
    simplemnte LO AME;;♥
    FUE GENIAL~~!
    q me secuerte cualqiera d los 5!

    ResponderEliminar
  10. me encanta!!! *0* que bonito esta
    este fic lo ame
    graxs por subirlo TwT

    ResponderEliminar
  11. Anónimo11/13/2010

    uff un secuestrador como yunho!! x_________X

    ResponderEliminar
  12. Anónimo12/17/2010

    aaaaaa yunho secuestrame a miiiiiiii please XD

    ResponderEliminar
  13. Anónimo10/16/2011

    dios mio trankilaS chikaS estoy segura que el me secuestra a mi y ademas yo noi kiero ke me secuestre yo quiero sekuestrarlo y despues de eso lo voy a violar sin su concentimiento y tambien a jae,max y xiah todos se vaçn a traumar tanto que nunca mas van a kerer presentarse en vivO

    ResponderEliminar
  14. Anónimo12/20/2011

    asdaddadaddsdsda dios yo me sekuestro a estos dos!!!!! kiero un trio!! e.e xDDDDDDDDDDD

    ResponderEliminar
  15. Anónimo12/28/2011

    es una locura. yunho secueestrame!!!!!

    ResponderEliminar
  16. waaa muy bueno q quiero q yunho me secuedtre ya >.<

    ResponderEliminar
  17. Quien no quisiera que yunho lo secuestre es lindo es un dios el me encanta y chagmin tambien lindo pero yunnie es demasiado varonil

    ResponderEliminar

Deja tu comentario \(*O*)/ ♥ ♥
o más bien... deja tus pensamientos pervertidos grabados en esta entrada XD