Mi guardaespalda - Cap. 3

2 comentarios
Un mes si ya un mes desde que su vida había cambio tan abrupta, tener guardaespaldas no era algo que se imaginaba,  pero poco a poco iba aceptando su nueva vida, después de tanto peleas trataron de hacer las paces pero siempre había algo que transgredía la tranquilidad de Jaejoon y todo se iba a la mierda, pero aun así Jaejoong podía decir que se estaba acostumbrado al ver a Changmin, aunque de cierta manera le desagradara no podía hacer nada contra lo que ya estaba hecho, no tenían grandes conversaciones pero lo poco y nada que se llevaban ahora iban por buen camino.

Hoy era la fiesta de Junsu la cual había mencionado Yoochun, así que tendría tiempo de estar con ellos y Yunho.

No fue muy riguroso con que lucir esa noche, ya que gracias a los genes que heredo de su padre cualquier cosa que luciera su belleza sobresaldría.
El lugar era increíble,  el ambiente bástate prendido todos bailaban y lucían felices.
Se tomo el tiempo para buscar a Yunho, lo cual lo diviso en la barra hablando con un chico bastante guapo y que no había visto jamás.
Fruncí el ceño, y se movió lo más rápido para averiguar de quien se trataba.

-Lo siento Yunnie llegaste hace mucho tiempo.
-No precioso llegue recién, pero mira qué guapo estas.
-Gracias tu igual.
- Jaeboo Quiero presentarte un amigo de la infancia él es Kim Heechul
 – Chul quiero preséntate a Kim Jaejoong mi novio.
- Wow Yunni tienes un novio muy guapo, un gusto Jaejoong.
- Gracias tú también lo eres y el gusto es mío Hecchul.

Transcurrieron las horas los tres hablaron como si fuéramos amigos de toda la vida, Heechul resulto ser un Chico bastante entretenido, y por lo que noto se complementaba tan bien con Yunho que temió que fueran tan unidos, pero trato de alejar esos pensamientos estúpidos, ellos eran amigos solo amigos y era obvio que fueran tan cercanos si se conocían desde pequeño, o fue lo que quiso creer.

Ya eran las 3am la conversación fue bastante agradable  mientras un trago tras otro sin parar ya podía sentir su boca adormecida y su vista era algo borrosa.
Se disculpo con Yunho y Heechul y se fue directo al baño para poder despejar un poco su cabeza y mojar mi rostro.

-Veo que lo estas pasando muy bien no Jae.
-Claro que si con Yunnie jamás me aburro y Heechul es un chico muy entretenido.
-Heechul?
-El Chico de allá es amigo de la infancia de Yunnie,
- Ah claro lo vi anteriormente juntos antes de que llegaras, Se ven que ellos dos son muy unidos, sus miradas dicen mucho.
-Que quieres decir con eso, Ellos son solo amigos.
-Jae jae jae has escuchado decir ese dicho “Uno ve caras pero no corazones”.
-Claro que lo he escuchado, pero no se qué tratas de decir Chun.
- Hay Jae a veces eres tan idiota, déjalo así mejor solo después no diga que no te lo dije.
Y todo esto pensé que vendría con Changmin.
-Claro que no cómo crees que iba dejar que entrara, yo viene a pasarlo bien y de seguro si él estuviera no podría estar con Yunnie.
-entonces le diste la noche libre.
-Hubiese sido genial pero no, en estos momentos debe estar afuera.
-Que!!! Pero Jae que clase de persona eres, estamos en invierno afuera hace mucho frio como puedes dejarlo así como si nada.
-No me interesa el quiso venir que se aguante.
-No Jaejoong tu ahora mismo iras a buscarlo, no puedo creer que tenga un amigo tan desconsiderado ve anda.
- Pero porque tengo que preocuparme por ese niño, ah!!! Maldito Yoochun.

Salió del lugar prácticamente arrastra por Yoochun, el frio recorrió todo su  cuerpo que le hizo tiritar. Realmente hacia un frio de los mil demonios, busco el carro con que había llegado pero no se veía, quizás se había ido salto aire dejando una nube blanca por el calor salido de su boca. Resignado se dio la vuelta para ir nuevamente la fiesta.

-Que haces acá afuera.
Esa voz ya la conocía bastante bien, aunque se escuchaba algo agitada Se giro para encontrarse con un Changmin pálido y labios rojos por el efecto de la helada de la noche.
-Yo.. yoo… no supo que decir siento lastima por el.
-Si aun no piensas irte es mejor que entres, hace frio y tú no andas con ropa adecuada para protegerte.

Era vedad en ese momento solo estaba con una camisa corta, bastante delgada y solo trataba de dar calor frotando sus manos en los brazos.

-Entra.
-Tú… ven conmigo, entra a la fiesta.
-No me gusta las fiestas, estoy trabajando Jaejoong solo entra ya.
-No te estoy preguntando es un orden Shim Changmin tu te vienes….

-mmm mira mira quien tenemos aquí.
De pronto cinco hombres de traje aparecieron de la nada,  mostrando sus clara intensión de no querer nada bueno.
-Si no es el hijo de Ahn Suk Kim dijo uno.
-claro que es el, si no me equivoco Kim Jaejoong verdad precioso…

Los hombres se acercaron para tomar a Jaejoong. Pero Changmin en un rápido movimiento lo tenía resguardado detrás de su espalda protegiéndolo con su cuerpo.

-Que haces idiota.
Dijo Jaejoong solo para que pudiera oírle Changmin
-Cuidarte, no puedo permitirme que te dañen.
-Córrete no dejare que otra vez te golpeen por mí.
-No lo haré.
Pudo ver la sonrisa de medio lado de Changmin, y un escalofrió recorrió su espalda  que podía hacer el con cinco hombre eran dos contra cinco, sabía que Changmin era un experto en Artes Marciales y Taekwondo pero aun así dudaba que salieran ilesos.
-Haber niño si no quieres salir lastimado no te mentas donde nadie te ha llamado así que ahora CÓRRETE!!!
-No lo haré.
-Infeliz
Dijo uno de los hombres corriendo a la dirección de Changmin, era una pelea campal ninguno de los dos se rendían, pero Changmin dio un golpe certero en el estomago dejando al hombre tirado sin aire.
Ahora era dos contra Changmin, uno de ellos se acercaba lentamente a espalda de su guardaespaldas con una navaja, el miedo hizo reaccionar a Jaejoong y corrió para darle un fuerte  golpe al tipo. Dejando inconsciente.
Pero aun así cuando eran dos contra cinco, seguían peleando, los tenían rodeado y ellos juntaron sus espaldas y en ese momento planearon sus siguientes movimientos.

-Yo me encargare de esos tres tu encárgate del tipo de gorra y pelo blanco.
-Esos ya son una carga para los demás porque te quedas con los más fuertes, no te quedes con toda la diversión.
-Solo haz lo que te digo ahora….

Los hombres eran bastante resistentes por lo menos los dos hombre, el de gorra y pelo blanco ya no podían mas y quedaron inconsciente en el suelo, los otros tres tipos tenían a Changmin acorralado. Y en ese momento uno de los hombre tomo la navaja que anteriormente Jaejoong había quitado y la paso por el cuerpo de su guardaesplada su blanca camisa ahora era de color roja, Jaejoong veía como el cuerpo de Changmin perdía fuerza.

Sus miradas se encontraron y pudo leer en sus labios de Changmin “Vete”  sus piernas no se movían,  veía como era golpeado una y otra vez Todo era terrible necesitaba hacer algo no podía dejar que lo mataran.  Junto sus fuerzas y grite lo que más dieron mis pulmones.
-Basta malditos!!!!!!

Los hombres se detuvieron al instantes y ahora tenía toda su atención, uno de ellos comenzó a caminar a su dirección y antes de que llegara a invadir su espacio fue derriba por un golpe de Changmin.
No sabía de dónde sacaba tanta fuerza ese Chico pero ahora se veía corriendo, siendo tomado fuertemente de su mano y corriendo lo que más  dieran las piernas para perder esos hombres que los seguían
Dieron la vuelta a una esquina y se adentramos en un callejón donde solo era iluminado por la luna, se detuvimos pero siempre alerta de los hombres no se veían, ni escuchaban, recargo se cuerpo en el muro, y descanso lo suficiente.
-Mierda.
Escucho decir a Changmin muy bajito pero no lo fue para el.
Recordó lo mal herido que estaba, se acerque y toco su hombre

-Changmin estas….
-Estoy bien.

Porque era así hasta en esos momentos cuando el que necesita ayuda era él, De todas formas no quiso seguir preguntando, cuando ambo escucharon las voces acercarse de los hombres y sus rápidos pasos en un rápido movimiento Changmin tomo a Jaejoong y lo acorralo al muro que anteriormente estaba apoyado este ultimo.
-Cha.. Changmin que haces?
-Lo siento.
Después de eso solo pudo sentir un cálido calor en su boca.
lo estaba besando sus labios estaban pegado a los suyos, su brazo se aferro a su cintura y lo atrajo a su cuerpo, estaba estático no sabía que estaba pasando, Changmin separo sus labios unos centímetros para hablar nuevamente.
-Solo actúa Jaejoong actúa.
y entendió a que se refería, si eso era lo que tenía que hacer lo aria. Con sus manos temblorosas y una extraña sensación las subió hasta su cuello, era actuación solo una actuación se repetía una y otra vez en mi mente. Su lengua se adentro en su boca, era una actuación pero aun así sentí que era real, sus labios eran suaves y su lengua tibia.
Cuando escucharon que los hombres se alejaban y todo se volvía a la normalidad y solo sus respiraciones agitadas se escuchaban, sus labios se detuvieron y lentamente se alejo dejando una extraña sensación en sus labio, su cuerpo y su corazón.
En ese momento Changmin le dio la espalda y empezó a caminar fuera del callejón.
Era extraño pero podía sentir la calidez de su boca aun, quizás era el alcohol de la noche pero ese beso le había gustado, una media sonrisa se dibujo en sus labios pero a quien engañaba si el efecto del alcohol ya había pasado esto era algo distinto.

Camino para encontrarme con Changmin y cuando miro su propia ropa pude notar una gran mancha de sangre, y recordó sobre la cortada que le habían dado ese tipo, llego a su lado y lo jale al auto para que se fuéramos lo antes de ese lugar.

-Vamos a Daehagno.
- Es tarde tengo que llevarte a casa.
-Solo llévame ahí y no preguntes más.

Llegaron al hotel de la familia pedio una habitación y se llevo a Changmin a la habitación del hotel. Cuando estuvimos solos le pedio que se quitara la ropa para poder curar sus heridas, aun en un principio se negó pero termino por convencerlo.
-y Bien.
Se di la vuelta ir ver su torso desnudo y hizo sentir un calor subir a su rostro, como ese niño podía tener ese cuerpo pensó.
Trago hondo y se acerque a él, le indique que se sentara para empezar por la cortada de la costilla y ver si había algún hueso roto.
Su piel era suave y cálida, podía sentir como se estremecía a sus toques trato de hacerlo todo muy rápido, no se sentía cómodo tener a Changmin solo en Bóxer y menos sentir su mirada en el. Menos mal no era nada grave a excepción de la cortada de su costilla que demoraría en sanar.

-Sera mejor que descanses.
-Y tú no piensas descansar.
-Lo haré, tú vete a la cama.
-Y tú donde dormirás.
- En sofá o que…  quieres que durmamos juntos.
- he Yo… claro que no mejor vete ya…
-Bien buenas noches.
-Bien.
-Ah Jaejoong.
- mmm.
-Gracias.
-Vete ya.

Cuando el frió de la mañana, hizo estremecer su cuerpo sus ojos se abrieron lentamente notando el cielo cubierto por nubes y la cuidad oculta por una espesa neblina.
Se incorporo y salió de la cama pasando sus manos por sus brazos para darse así calor
Fue directo a sala donde se suponía que debía dormir Changmin. Pero no lo encontró y nada de su ropa.
Tomo asiento donde suponía que debía estar su guardaespalda, se dejo llevar por sus pensamientos y el momento en que vivió con él, una imagen de ese beso le hizo subir un calor a su rostro.
-Donde estarás, se encontraras bien.
Una sonrisa se dibujo en su rostro al darse cuenta de lo que estaba pensando, porque a él que debía de impórtale donde estuviera y menos si se encontraba bien.
 Una gota tibia resbalo por su cuello hasta perderse en su pecho, un aroma agradable le llego a sus nariz y una voz suave junto con un aliento cálido choco en su oreja.

-Te encuentras bien.
Eso lo hizo sobresaltar y girar de inmediato, pero jamás imagino que al hacerlo se encontraría con Changmin a centímetros de su rostro y sus labios.
Sus ojos se abrieron por la sorpresa y por la perfecta imagen que tenia frente a él.
-Te pregunte si estás bien Jaejoong.
Tardo en procesar pero lo hizo aunque su voz no era tan segura como él podía creer.
-Yo.. he.. si … dónde estabas.
- Fui comprar…. desnudo.
Dijo sarcásticamente.
-He?? No.. –
-Hay Jaejoong es obvio dándome una ducha.
-Ah sí claro, creo que haré lo mismo.

Antes de que pudiera darse la vuelta y encerrarse en el baño, la mano de su guardaespalda lo detuvo, este solo giro un poco y vio una mano viajar desde su cuello hasta su pecho.
Este niño estaba haciendo cosas que a su cuerpo hacia reaccionar con solo un toque. Si su beso había hecho estragos en su estomago, pero no podía negar que le gustaba ese calor, su mano le estaba haciendo recorrer un corriente en todo su cuerpo, sentía sus mejillas calentarse y tenía que parar eso como diera lugar ya no sabía que le estaba pasando con Changmin.
Saco la mano que recorría su pecho de un manotazo.

-No me toques nunca más sin mi permiso, tus eres solo un simple guardaesplada ni se te ocurra besarme otra vez y menos tocarme.
Entro veloz al baño dejando caer su cuerpo en la puerta, sintiendo su corazón latir y una sensación extraña en la parte que fue tocado su cuerpo.
Saco su ropa y se metió a la ducha sin importar que estuviera helada el agua, necesitaba alejar esa sensación y ese cálido toque que había quedado de Changmin.

Desde esa vez no se hablo más del tema, su relación era solo profesional. Jaejoong solo se acercaba a su guardaespalda para pedirle que lo acompañar a un lugar y Changmin ya no le dirigía la palabra, eran solo saludos y  despedida.
Aunque para Jaejoong poco a poco se iba acostumbrando a convivir su día a día con Changmin algo muy dentro del deseaba tenerlo cerca pero un temor carcomía su ser y terminaba por alejarlo más.
Ese mismo día su tío le dio la noticia que Changmin se iba a incluir en su universidad, ya que necesitaba tenerlo las 24 horas del día vigilado porque ahora ni en la universidad podía confiar.
Protesto los primero 10 minutos pero no le quedo de otra que aceptar la triste realidad.
Aunque ya no sabía si era triste o simplemente era fortuna.

Flash Back

-Pequeño has hecho un excelente trabajo cuidando de Jaejoong, sé que es un Chico muy travieso y Como sabes no le gusta ser vigilado y menos que lo cuiden.
-Lo Sé, pero no creo que me allá mandado a llamar para esto.
-Que impaciente, claro que no, iré al grano te lo diré.

Necesito tu ayuda una vez más, esto tiene que ver con Jae hay un sujeto el líder de la mafia  Joe Masseria,  está planeando una emboscada para atrapar a mi sobrino, quiere vengarse por la muerte de su Hijo mayor en la cual fue asesinado en la última disputa que tuvo Ahn Suk con su mafia esto lo supe de una fuente muy cercana y fidedigna. Y es por eso que necesito que vigiles las 24 horas a Jaejoong.
-Lo hare, pero cuál es su plan.
-Quiero que entres a su universidad, y que busques a la sobrina de Joe.
- Su sobrina?
-Si!!! Su nombre es Goo Hara, ella puede ser de mucha ayuda ellas es una pieza fina y nadie puede tocarla son los ojos de Joe.
Necesito que averigües atreves de ella todo lo que tiene planeado Joe, y si es posible hazte novio de ella y saca provecho, es algo difícil lo sé pero es necesario para tener alejado a todos esa mafia de Jae.
Por favor Changmin por el bien de la familia necesito contar contigo.
-Cuente conmigo.
No quiso negarse, si en esto estaba metido a Jaejoong el estaría dispuesto a todo, con tal que no salga lastimado.
-Gracias Changmin, sin duda no me equivoque en elegirte a ti como la persona que cuidara a Jaejoong.
-Es mi deber protegerlo y lo hare.
-Gracias.

Fin de Flash back

Salió lo más rápido de su casa, esta vez se iría por su cuenta ya que estaba furioso y no deseaba ver la cara de su guardaespalda.
Llego a la universidad, no tuvo que buscar mucho para ver a sus amigos ya que ahí estaba Yoochun y Junsu como siempre mostrando su amor.

-Y  ahora que paso… a no déjame adivinar Changmin??
Dijo Yoochun con una hermosa y traviesa sonrisa
-Desde cuando se niño se volvió mis problemas.
-mmm digamos desde que se volvió alguien importante para ti.
-Importante JA eso jamás, solo  me trae problemas.
-Es un buen chico Jae.
Decía Junsu feliz.
-No lo conoces Su.
-Creo hoy hablare con el entonces, si es que me dejan.
Dijo mirando a la puerta de la universidad.

Los gritos en la universidad hicieron voltear a Jaejoong y Yoochun a la entrada, un montón de Chicas alborotadas rodeaban a un chico un nuevo estudiante. Se escucha los mormullo de las Chicas que pasaban por sus lados.
-Kyaa es muy guapo.
-Ojalas no tenga novia.
-Que Goo Hara no se apropie.
-Tiene un cuerpazo, es alto, y su rostro es perfecto.

Eso nos les dejo claro de que hablaban de un modelo o quién sabe. Los tres se acercaron a mirar de quien se trataba y se dejo ver una alta figura.
Un Chico alto, de piel canela, cabello desordenado, vestía con unos vaqueros holgados a sus piernas y una camisa a cuadro dejando ver su fornido pectorales.
Se quedaron observando al responsable de todo aquel alboroto el causante del desorden de hormonas de las Chicas y los Chicos que miraban pero no se atrevían a tocar.

Jaejoong arrugo la sien y se quedo mirando como ese Chico, si esa persona que en los últimos días estaba más que presente en su cabeza, el que a hecho sentir que el amor que siente por Yunho no es como él pensaba, el que se siente confundido y tímido que lo mire con esa mirada tan profunda que solo él tiene si él  Shim Changmin, su tormento que llegaba a su universidad  y en tan solo un segundo había dejado un desastre en todos.

-Woo que cambio, es un bombón no Junsu.
Dijo un Yoochun todo pícaro, haciendo entender a Junsu que mirar la expresión de Jaejoong
-Oh sí, juro que si no estuviera contigo Chunnie, corro a los brazos Changmin.
Dijo Junsu siguiéndole el juego a Yoochun.
-Porque no mejor se callan.
Dijo Jaejoong muy irritado.

Changmin lentamente se iba acercando donde estaba Yoochun, Jaejoong y Junsu, pero una chica muy bella se paraba frente a él presentándose como Goo Hara. Al escuchar ese nombre no pudo evitar sonreír mas triunfante, esto iba ser más fácil que lo que pensaba penso.
Ambos hicieron una reverencia y Changmin tomo de su mano de la Chica y la beso como de esos caballero que ahora no existían, Goo se ruborizo y una sonrisa se dibujo en esos labios finos de color rojo, con confianza se  acerco a Changmin para besar su mejilla y tomar de su brazo para alejarlo de todos.

Mientras que un Jaejoong miraba toda la acción de su guardaespalda y la chica,  le estaba coqueteando a Goo.
-Estúpido.
Dijo tan bajo para que sus amigos no lo pudieran escuchar.
Un malestar en su estomago y fuera lo que le estuviera pasando ahí dentro de su cuerpo lo hizo sentir deprimiendo pero  no quiso tomar en cuenta, y menos pensar el porqué.
 Solo se dio la vuelta con los puños cerrados, clavando sus uñas en las palma de las manos y se alejo.

-Creo que alguien se no ha enamorado no Chunnie.
-Así es mi Susu, aunque aún no se da cuenta.

2 comentarios:

  1. No se si no hay continuacion o yo no la encuentro jaja necesito mas caps, como sigue la historia plis!

    ResponderEliminar
  2. Anónimo10/12/2015

    La historia esta completa en el grupo de facebook de la autora. Tiene muchas historias MinJae. Una mejor que la otra. El link esta en el nombre de la autora.

    ResponderEliminar

Deja tu comentario \(*O*)/ ♥ ♥
o más bien... deja tus pensamientos pervertidos grabados en esta entrada XD