El Tren - Cap. 10

3 comentarios
Su cabeza era un lío, si era terrible, se sentía destrozado, engañado, se sentía como nunca antes, maltratado y confundido.

A la mañana del martes se había despertado con el espacio vacío de Junsu en su cama, enseguida su alma sintió un escalofrío, pero al levantarse todo fue peor, la mesa en la que habían follado seguía ahí, pero sobre su sofá halló la cartera con el pago del fideicomiso abierta, y como lo sospechó le faltaba dinero, 3010 dólares, no era una gran suma, era el acto en sí lo que le había molestado………..qué demonios pasó, solo Junsu pudo tomar el dinero, solo él estaba en el departamento, si alguien hubiera entrado, se lo hubiera llevado todo, el dinero y las cosas, por qué no le tenía confianza??, por qué???, por qué se había enamorado tanto???, en un arranque de rabia rompió la mesa de tanto golpearla, y luego fue a bañarse, se lastimó la muñeca del golpe, pero no le importó.

No desayunó, solo llegó a la estación y empezó a llamar a Junsu por teléfono, pero este no contestó, claro, el muy maldito, no, no Junsu no era así, lo sabía, algo malo debió pasar…………que era eso tan grave como para no contárselo???, RAYOS!!!!!

Llegó al trabajo hizo algunas cosas pendientes y luego fue al banco, sacó el dinero faltante de su propia cuenta, lo adjunto al pago del fideicomiso y lo depositó en la cuenta asignada al ministerio de obras públicas. Luego se dirigió al teatro Joseón.

Solo encontró a los actores que pedían hablar con el viejo So Man, pero la alcaldía ya tenía bloqueada la entrada, empezó a preguntar por Junsu pero nadie le dio razón, excepto por ese tipo raro que parecía conocerlo mejor, incluso mejor que él mismo, tuvo un ataque de celos imprevistos y no puedo sacarle más información.

Hizo su trabajo en las inspecciones y a medio día se marchó, su jefe quería un informe de primera mano sobre el teatro. Llegó a casa esa noche tras haber cogido un taxi, no hubiera soportado viajar en tren. Caminaba en círculos en la sala de su departamento hasta que se encontró con la pegatina que contenía el número de la empresa de taxis que él usaba con regularidad, se dio cuenta de que ellos podrían saber dónde vivía Junsu, es más se llevaba muy bien con las radio-operadoras y los conductores. Sin pensarlo dos veces llamó y preguntó por uno de sus amigos, le comunicaron y averiguando de tramo en tramo logró llegar hasta el taxista que llevó a Junsu a su casa la semana pasada.

Sin hacer mucho esfuerzo y echándole una mentira muy inteligente logró que él mismo lo lleve a la dirección que deseaba. El taxista lo dejó le mostró el edificio y se marchó. Era un barrio bajo, los edificios eran antiguos, unos que el mismo años antes había pedido se reparen o se derrumben. El edificio tenía tres pisos, no le importaba, tocaría cada puerta, total solo eran nueve, y al parecer Junsu subió las escaleras así que empezaría por el segundo piso.

Para su suerte en la primera puerta que tocó, la casera a la que Junsu se había referido en alguna ocasión salió, y al enterarse de a quién buscaba le exigió el pago de la renta de la habitación. Sabiendo que esa era la única forma de obtener información pagó los 400 dólares que Junsu debía según la mujer, seguramente era menos, pero no peleó. Calmada la mujer se portó muy amable y le abrió la pequeña habitación en la que Junsu vivía y le dijo que esperara lo que quisiera. Le advirtió eso sí que hay días en los que no llegaba, pero que siempre que llegaba solo dormía luego se bañaba y se iba.

- Nunca viene con nadie???

- No tu eres el primero que aparece preguntando por él………..yo no sabía que podía tener amigos como tú………

- Ah, está bien lo esperaré, gracias……

La cara de la mujer decía “eres marica cierto???”, o eso parecía pero no tenía intensión de analizar, lo que encontró le dejó agobiado, el cuarto era muy pequeño, la cocina era un desastre, solo había un sofá como camastro, la ropa era un desbarajuste, había un par de fundas que decían “ropa limpia”, pero el resto estaba sucio, una plancha esta desconectada sobre una mesa y par de perfumes destapados en un mesón. Vaya por eso huele bien…………….

Una fotografía estaba en una mesita, eran Junsu y su esposa Emily, no lo dudaba………….es cierto que no era hermosa, pero su sonrisa si lo era, los dos se veían radiantes y felices………para no aburrirse se puso a limpiar, no iba a salir de ahí hasta que no hable con él………….

Recogió toda la basura y la puso en bolsas que halló por ahí, así mismo recogió la ropa sucia, el sweater café con el que lo había visto ayer estaba completamente empapado, eso le preocupó, a qué hora estuvo Junsu afuera, luego de robarle???. Encontró además el cárdigan plomo del otro lunes, ese que estaba sobre su camisa negra y que lo hacía ver espectacular, también había mucha ropa interior usada, y sus pensamientos escaparon en una peligrosa situación, fue inevitable, recordó todos sus encuentros sexuales, maldición que le había permitido hacer con él mismo?.

Que herido se sentía, terminó su infausta tarea y se sentó en el sofá cama y espero. Tal vez se quedó dormido, un tiempo después oyó la puerta y enseguida estuvo prendida la luz……………..

- Changmin!!! Qué haces aquí?????..................-la cara de Junsu fue de sorpresa absoluta-.

- Quiero hablar contigo…………….-el tono frío que uso puso el tono de alarma de la cabeza de Junsu 10 decibeles más alto-.

- Yo no………………el dinero te lo devolveré apenas pueda, si quieres meterme a la cárcel hazlo yo…………

- Ya cállate……………por qué demonios no me dices lo que en realidad pasó……………y te dejas de estupideces…………..

- Quería robarte y lo hice, y ya………….fin de la historia……………

- Piensas que soy estúpido, allí habían 100 000 dólares, pudiste haberte llevado todo……….Junsu no te portes así conmigo, habla de una vez……………

- Solo quise robarte………….follar contigo se ha vuelto soso……….ya te enamoraste, has perdido el encanto………..ya olvídalo, haz de cuenta que te cobré los polvos que me tiraste y ya…………..-Junsu rogaba en su fuero interno que Changmin se marchara ya, quería que se aleje de él pero ya no quería usar más frases hirientes……..-.

- Ah, así que se ha vuelto soso, así que solo querías dinero…………..pues bien, ya que solo es sexo……….

Changmin enloqueció ante las palabras de Junsu, le había dado por su lado más frágil, se había burlado de sus sentimientos………….pero sabía que no era el verdadero Junsu quien hablaba, y sentía más rabia, no pudo contenerse y tomó a Junsu con brusquedad. Empezó a desvestirlo con violencia, el otro no decía nada, apenas estuvo desnudo del torso lo empotró a la pared y empezó a besarlo muy descuidadamente, le mordió a propósito el labio inferior, estaba siendo muy rudo, Junsu sentía dolor en el cuerpo y en el alma pero no se negó le debía eso a Changmin, en algún instante lo giró contra esa pequeña pared, y le obligó a quitarse los pantalones, sin cuidado y remojando a penas sus dedos lo preparó al apuro, con la misma rabia lo penetró sosteniendo con una mano sus muñecas sobre su cabeza, Junsu gemía mordiéndose los labios del dolor y del placer que llegaban en la misma medida, y lloró, pudo escuchar el llanto de Changmin pero él no le permitía voltear a verlo. Las embestidas se volvieron brutales, como nunca y Junsu tuvo que gemir alto y claro.

- Callado……………..cállate………….cállate no quiero oírte, zorra!!!.........

La voz de Changmin estaba rota, a pesar de su rabia, y segundos antes de derramarse con todo su dolor dentro de Junsu le tomó de su miembro y lo acarició, le permitió llegar al orgasmo.

Derrotados por sus propios cuerpos cayeron al suelo. Changmin respiraba con dificultad arrimado a la espalda de su ángel, cuando tuvo un poco más de fuerza, se levantó caminó unos pocos pasos temblando y tomó su maletín, cuando lo jaló una carpeta de plástico en la que no se había fijado cayó, por instinto la tomó y leyó Interpol, caso Emily………………., Junsu aún no se levantaba, así que sin reflexionar en el hecho, se la llevó.

- Te dejaré el dinero de “este polvo”, y el número de Yunho hyung………….llámalo y has un trabajo decente………

Tiró un fajo de dinero sobre la mesa y la tarjeta de su amigo luego salió casi pateando a su miserable amante que permanecía en el piso ocultando su cara y hecho una furia se fue…………

3 comentarios:

  1. owch pobre de junsu pero debería de decirle a min que fue lo que paso y por que tomo el dinero
    debería de tenerle la confianza de contarle el por que quiere dejarlo
    si esta enamorado de min no lo debe de lastimar y creo que juntos pueden encontrar a la ex novia y decir lo que le quiera decir y listo
    que regrese a los brazos de min y todos felices sin tanto enrredo

    ResponderEliminar
  2. Me da pena Junsu, su madre es una mujer mala, con razon Junsu la desprecia. Ahora que va a ser, Junsu como que se siente culpable por lo que le paso a Emiy y es capaz de sacrificar lo que siente ya por Changmin. Por otro lado pobre de Min la rabia le lleva a actuar de manera erronea, sin embargo sigue ayudando a Su, ahora a esperar que Yunho lo contrate como bailarin y de paso conozca a Jae wiiiiiiiii, quiero Yunjae!.......-
    He leido los caps anteriores sin faltan, perdon por no comentar, sigue asi, escribes lindo, y esta historia ya me atrapo. :)

    ResponderEliminar
  3. Junsu tiene alma de martir, que le costaba decirle la verdad a Min, su silencio solo trajo dolor para ambos.

    ResponderEliminar

Deja tu comentario \(*O*)/ ♥ ♥
o más bien... deja tus pensamientos pervertidos grabados en esta entrada XD