Hot Issue

8 comentarios
Titulo: Hot Issue
Autor: Sayuri
Pareja: JaeMin
Género: Lemon, AU
Extensión: Oneshot
Nota: Hot Issue ---.> Problema Caliente
----

En un edificio bastante peculiar, edificio en el centro de Seoul, vivía un joven de 21 años llamado Shim Changmin. El chico era un tipo bastante serio, un poco tímido, respetuoso con los mayores, inteligente, alto y muy atractivo. Está demás decir que– y ha sido desde que entró a la Universidad- el mejor estudiante en su carrera: Medicina.
A pesar de todos sus logros y de su principesca apariencia, el castaño era bastante solitario. No era de tener muchos amigos, y jamás había tenido una novia. De hecho, no gustaba de mujeres.

- Apuesto que mi Hyung la debe estar pasando muy bien en el Club con Yunho y los demás.- Suspiró derrotado- Y yo aquí atrapado haciendo tareas.

El reloj marcaba las 12 de la noche y pasadas, y el apuesto joven seguía en pie, sentado en su escritorio frente a su computador, tecleando como loco y traduciendo una infinidad de textos en inglés. Era sábado por la noche, podría estarse divirtiendo, pero medicina requiere de dedicación y responsabilidad, por esa razón, estaba encerrado tratando de terminar el bendito informe de una vez por todas, a ver si el día de mañana le quedaba algo de tiempo para disfrutar con sus amigos.

Don’t cha wish your girlfriend was hot like me, don’t c—

El sonido de un celular lo obligó a dejar el extenso documento de enfermedades de transmisión sexual que estaba leyendo, para posar sus ojos en la puerta. Provenía de la habitación de al lado. Se levantó de mala gana, rogando a Dios que la maldita cancioncita de las Pussycat Dolls dejara de sonar antes de que lo matara. ¡Como odiaba esa música! Finalmente abrió la puerta y entró a la pieza, estaba oscura, pero gracias a la luz del celular logró divisar el aparato que se encontraba sobre la cómoda. Lo tomó rápidamente , no sin antes revisar la pantalla: 3 llamadas perdidas, dos mensajes de texto, 4 mensajes en el buzón de voz. Y una hermosa foto de un chico, moreno, de ojos grandes y oscuros como fondo de pantalla.

- Jaejoong ¿Porqué demonios es tan desordenado?- Se quejó y dejó el móvil en su bolsillo.

No era la primera vez que dejaba el celular en casa. Oh, si. Shim Changmin no vivía sólo. Desde hacía más de dos años ya que compartía departamento y renta con un su gran amigo- con quien se conocía desde la secundaria- Kim Jaejoong. El joven era dos años mayor que Changmin, y además, era su primer amor desde la escuela. Por supuesto que el mayor no tenía idea de nada, pues hasta el día de hoy era muy buenos amigos, y decirle lo arruinaría todo. Así que se lo llevaría consigo – probablemente- a la tumba, aunque eso trajese consigo que su corazón se acelerase con sólo sentir al otro cerca, constantes sonrojos, noches sin dormir, y muchas duchas con agua fría por el resto de su vida.

Don’t cha wish your girlfriend was hot like me, don’t c—

- ¿Otra vez? - Se quejó al sentir el celular de su amigo vibrar en su bolsillo.- ¿Es Yoochun?- Se preguntó sorprendido al leer el nombre en la pantalla, se suponía que el mayor se encontraba con Yoochun, Junsu y Yunho.

Si estaba con ellos ¿Por qué lo llamaba? ¿Le habría pasado algo?

- ¿Aló?- Contestó finalmente el castaño.
- Por fin.- Escuchó al chico quejarse del otro lado- Minnie, habla Yoochun.
- ¿Qué sucede Hyung? ¿Por qué llamas, no está Jae-Hyung contigo?- Preguntó enseguida, su corazón no lo dejaba tranquilo, estaba preocupado.
- Por eso mismo te estoy llamando.- Le dijo- Lo que pasa es que, fuimos al Club, pero Jaejoong se aburrió mucho, así que nos vinimos para mi casa, pero entonces Jae se dio cuenta que no traía celular, y pensó que quizás lo había dejado tirado en el Club, pero veo que sólo lo olvidó en casa.
- Ah, ya veo.- Suspiró aliviado.- Bueno yo tengo que seguir estu—
- No, no- Lo cortó- Espera, Min.
- ¿Qué?- Preguntó extrañado.
- Necesito pedirte un favor, aprovechando que estás tú al teléfono-
- ¿Qué favor?
- ¿Podrías venir a buscar a Jae?- Preguntó- Lo que pasa es que a penas llegamos se quedó dormido y no se despierta con nada. Y cada vez está llegando más gente a mi casa, entonces…
- Espera.- Lo cortó Changmin. -¿Está borracho?-
- ¡No! Te juro que no está borracho, incluso a penas y tomó. No sé porqué de repente se quedó dormido. Pienso que quizás está enfermo o algo…Sería mejor si durmiese en su casa ¿no?
- Voy para allá.

Y con eso colgó. Dejó todo lo que hacía al instante, tomó su móvil, las llaves de su auto, y un abrigo, y salió disparado del departamento. Sí, estaba más que preocupado por el mayor. Jaejoong no era de esos chicos que se dormían en una fiesta, tampoco se rehusaba a tomarse un trago cuando salía con los chicos. Al igual que Yoochun, lo primero que pensó es que quizás el pobre estaba enfermo. Llegó al estacionamiento del edificio, se metió a su auto, y arrancó. Conducía sin importarle mucho los límites de velocidad, aunque de todos modos la casa de su Hyung no quedaba para nada lejos.

A penas llegó, se bajó del auto y corrió hasta la puerta. Toc, toc. En menos de lo que canta un gallo, un moreno se encontraba frente a él.

- Oh, Minnie- Lo saludó- Eres rápido. Ven, pasa-
- ¿Dónde está mi Hyung?- Preguntó, sin querer parecer descortés, pero había algo más fuerte y más importante que los modales en este momento.
- Está arriba en mi pieza, sólo tómalo y llévalo a casa, yo tengo que atender a mis invitados-
- De acuerdo.
- Lamento las molestias Min, ya sabes donde queda mi pieza.
- Está bien, no hay problema.

Y subió las escaleras corriendo, giró a la derecha y caminó por un largo pasillo, hasta llegar a la última puerta a mano izquierda. Entró si tocar, estaba a oscuras, sólo la luz de la luna que se colaba por entre las cortinas alumbraba el lugar. Y allí, recostado en la cama boca arriba, estaba Jaejoong. Su cabello negro un tanto desordenado, sus ojos cerrados, sus mejillas un tanto rosadas, y sus perfectos labios, entreabiertos. Una imagen de lo más hermosa.

- Jaejoong…- Suspiró enternecido, y se acercó para tomarlo entre su brazos. No sin antes revisar si tenía fiebre o algo- Está bastante caliente…
- Mmm…- Escuchó al mayor quejarse en sueños.- Minnie…- Suspiró, acurrucándose en el pecho de Changmin, sus manos colgándose de la camisa de este.
- H—Hyung…- Tragó saliva, sonrojándose al instante.- Será mejor que me apresure.-

Se levantó, cargándolo como un príncipe a su princesa, y salió de la habitación. Sin prestar atención a las miradas incrédulas de los demás invitados, el menor cargó al moreno hasta su auto, lo recostó en el asiento del copiloto, y se dispuso a colocarle el cinturón de seguridad. Lo logró con algo de dificultad, ya que la cercanía de sus cuerpos causaba que el cálido respirar de Jaejoong chocase en el cuello de Changmin, que torpemente le ajustó el cinturón al bello durmiente.

<<.Mira como me traes problemas, Hyung.>>

Pensó sonrosado mientras manejaba, aún sintiendo mariposas en su estómago. Por fin llegaron al apartamento que compartían, el moreno nuevamente en los brazos del más alto. De seguro tenía el sueño pesado. Changmin lo cargó hasta su habitación, que era la más cercana, y lo recostó sobre la cama. Volvió a tomarle la temperatura, pasando su mano por su frente, estaba cálida. Tal vez había pescado un resfrío por haber salido sin su abrigo. Se incorporó y le trajo una manta, lo tapó y se sentó a su lado, mirándole dormir plácidamente. Luego de unos momentos, el joven salió de su ensimismamiento.

- Mejor apago la luz y estudio en la sala…- Soltó el menor, y se levantó dándole la espalda al moreno.
- Espera.- Lo llamó aquella melodiosa voz que tanto le gustaba, y luego una mano lo tomó por la muñeca.
-¿Hyung?- Preguntó sorprendido, Jaejoong lo soltó para incorporarse.
- ¿Dónde estoy?- Preguntó mientras se frotaba los ojos.
- Estás en nuestro departamento.- Le respondió, el mayor se sentó en el borde de la cama.- Yoochun me llamó para que fuera a recogerte. Te quedaste dormido.
- Oh… Que vergüenza.- Chilló de forma infantil tapándose la cara con sus manos, y entonces notó la manta que lo cubría.- ¿Hace cuánto estoy aquí?-
- Más o menos una media hora. Tienes el sueño pesado, te cargué un bueno tramo y ni te moviste.- Se burló.
- Oh…- Suspiró- ¿Por qué me miras con esa cara?
-P—Pues, yo…No es nada Hyung. S—Sólo…No vuelvas a salir sin abrigo, y menos si estás cansado…Imagínate te hubieses quedado dormido en el Club. Te pudo haber pasado algo malo y…
- Gracias…- Le dijo sonriéndole tímidamente.
- ¿Eh?- Preguntó sin entender.
- Por cuidarme Minnie…- Le respondió.- Por preocuparte por mí.
- No hay de qué, sólo… ¿Por qué saliste si estabas cansado?
- Para que pudieras estudiar tranquilo sin tener que preocuparte por mí….- Confesó, y Changmin pudo notar un leve sonrojo adornar su angelical rostro.
- Ah…- No sabía que decir, así optó por darse media vuelta e inventar alguna excusa estúpida.- V—Voy al baño.

Salió disparado de allí. Cada vez se le hacía más difícil conversar con su Hyung sin ponerse nervioso, o sonrojarse, o reírse como idiota. Le daba miedo, ¿Qué pasaría si lo descubría? Cada día se hacía más obvia su atracción por el moreno, y lo peor es que parecía que el mayor lo provocaba a propósito. Siendo amable, cocinándole siempre un rico desayuno, viendo películas con él, velando por sus estudios, tratándolo con cariño. Aquellas cosas que le hacían confundir la amistad con el amor, aquellas cosas que le daban esperanzas…

Se metió al baño y se miró al espejo. ¿Podría enamorarse Jaejoong de él? No tenía nada especial… Sabía muy bien que su Hyung se inclinaba por los de su mismo sexo, pero ¿Podría fijar sus hermosos ojos en él, Shim Changmin? Suspiró como muchas otras veces, sintiéndose como la pobre chica enamorada de todas las comedias románticas. Dispuesto a volver a sus estudios salió del baño, y se dirigió a su pieza. La puerta estaba entreabierta, Jaejoong sentando en el borde de la cama mirando el techo. Y entonces un ruido muy peculiar llamó su atención…

“Descarga completa”

Anunció la computadora, el moreno que se encontraba dentro la habitación miró la pantalla del ordenador. Y se acercó a mirar que era lo que se había descargado.

<<.No, no por favor… No te acerques Hyung, no lo hagas…>>

Ya era muy tarde, el mayor tomó el Mouse, hizo doble click y abrió el archivo. A pesar de estar del otro lado de la puerta con sus ojos cerrados y más pálido que un muerto, Changmin ya sabía el contenido de aquello.

“Ah…Yeah, baby”

Gemidos.

“Harder, faster…Yeah”

Más gemidos.

“Ah, ah…More, more…”

¿Por qué tenía que pasarle esto…? ¿Y porqué demonios estaba sintiendo un fuerte dolor en su entrepierna?

“Ah, ah, ah…. Yeah, fuck me.”

Su secreto más íntimo. Aquello que veía cuando estaba sólo, aquello que le regalaba incontables fantasías, incontables sueños húmedos.




- ¿Changminnie…?-

La voz del moreno lo hizo reaccionar, los gemidos habían cesado, y ahora estaba parado, frente a la puerta – abierta de par en par- con Kim Jaejoong, apoyado en el marco de la puerta, de brazos cruzados, regalándole una mirada que nunca antes había visto, y una burlona sonrisa haciéndole juego.

<<.Oh, Santo Dios…>>

Tragó saliva, respiró hondo y cerró sus ojos avergonzado.

- Así que descargas pornografía….- Y esa no era la peor parte- ¿Gay…?

Lo había dicho. Sí, Shim Changmin descargaba pornografía gay. Y eso no era todo, también leía mucho Yaoi. Todo para satisfacer sus fantasías más íntimas. Lo hacía desde que conoció a Jaejoong, y siempre lo había podido mantener en secreto. Jamás creyó que por un error tan estúpido sería descubierto. La vergüenza lo consumía, sentía unas ganas increíbles de llorar, y se sentía aún peor saber que tenía un problema en sus pantalones ahora mismo, por haberse estado imaginando al moreno diciendo aquellas palabras, desnudo y de rodillas sobre la mesa la cocina.

- Y—Yo…- Intentó decir algo, pero nada salía de sus labios, al menos nada coherente.
- Ven…- Le dijo, y lo tomó de la mano. Cerró la puerta tras él, y recostó a Changmin sobre la cama sin previo aviso.-
- ¿Hyu—Hyunhg, q—qué haces?- Preguntó, su rostro más rojo que un tomate, mientras Jaejoong se posaba sobre él, una piernas a cada lado de su cuerpo, sus blancas y finas manos apoyadas en el pecho del menor, jugando con los botones de su camisa.
- Minnie, no tiene nada de malo que veas esas cosas- Le dijo de forma bastante sensual- Es algo normal en jóvenes como tú…- Bajó su rostro hasta llegar al oído del menor, y una de sus manos se posó en su entrepierna.- ¿En quién pensabas mientras escuchabas todo, eh Min?- Susurró en su oído.- Tienes un problema aquí abajo.-
- Nnn…- El pequeño mordió su labio inferior al sentir como su intimidad era masajeada por sobre la ropa.
- ¿No me lo puedes decir?- Mordió el lóbulo de su oreja- ¿Lo conozco?
- Y—Yo pensaba, en…Nnn.- Se quejó, esta vez la mano del mayor se coló por entre sus ropas, tocando su erección por sobre su ropa interior.- En tí…

Un extraño silencio se formó después de la confesión de Changmin, quien ahora se encontraba recostado bajo el cuerpo de Jaejoong, sus mejillas rojas, sus ojos cerrados, mientras se mordía su labio inferior con vergüenza. De pronto, la mano del moreno ya no estaba en su intimidad, estaba en su pecho, y la otra, acariciaba con ternura su mejilla.

- ¿Es…Es eso verdad, Min?- Preguntó, sus ojos pidiendo sinceridad, su expresión llena de ternura, expectación…-Mírame por favor.- Changmin abrió los ojos, sólo para encontrarse con el moreno a escasos centímetros de su rostro.- ¿Es cierto lo que dijiste?
- Ss…Sí, es verdad Hyung.- Le dijo.- Yo siempre estoy pensando en ti… Aún cuando veo esos videos… Y…Y—Yo… Lo siento, es sólo que yo… T—Te amo…
- ¿Desde hace cuánto es eso…?- Preguntó sin creer lo que escuchaba.
- Desde que te conocí…- Suspiró rendido, cerrando sus ojos, pequeñas lágrimas comenzaron a salir.- Yo… No quería que lo supieras…Y si ahora me odias pues…

De pronto sintió más peso sobre él, un fresco aliento a menta, una suave esencia a frutillas, y unos dulces, dulces labios juntarse con los suyos. Abrió sus ojos, el moreno se separó de el lentamente, quedando a sólo centímetros de distancia, sus ojos oscuros, brillantes derramando finas lágrimas.

- ¿Hyung…?- Preguntó el castaño que no cabía en su sorpresa.
-¿Cómo me dices eso Changmin?- Lo interrogó el mayor, su voz quebrada.- ¿Cómo puedes pensar en algo tan horrible como el odio…? ¿Cómo puedes pensar que yo podría odiarte? Yo te amo, desde hace muchos años ya, te amo…
- Jaejoong…
- ¿Por qué no me lo dijiste nunca?- Preguntó acercándose aún más.
- Porque, no quería…Perderte…-
- Yo jamás te dejaré Changmin, no lo he hecho nunca, y no pienso hacerlo…

El moreno lo besó nuevamente, pero esta vez, Changmin tuvo la oportunidad de cerrar sus ojos y responder al beso, dejándose querer. El mayor mordió el labio inferior del su dongsaeng, pidiéndole que abriera su boca, cosa que no tardó en hacer, dándole paso a la lengua del mayor para que recorriese su boca a su antojo, encontrándose con la suya propia, profundizando más el beso al mismo tiempo que pasaba sus brazos por detrás del cuello del mayor y sus manos se perdían en sus morenos cabellos. Mientras las manos de Jaejoong cobraban vida, y comenzaban a desabotonar uno por uno los botones de la camisa del castaño, que ya se volvía un estorbo. A penas retiró la prenda, sus manos comenzaron a masajear sus pezones, y sus labios dejaron su boca para pasar a su cuello y sus hombros, lamiendo y succionando por doquier, arrancando suspiros de placer de la boca del más alto.

- Nnn…Hyung, yo…- Se quejó al sentir como el mayor mordía uno de sus pezones.
- Tranquilo bebé, no te haré daño.- Le dijo, y eso bastó para tranquilizarle.

Pronto las manos del menor también cobraron vida, y despojaron a su Hyung de sus prendas una por una, partiendo por su polera, y así pudiendo admirar su bien trabajado cuerpo, sus esculturales brazos, y sus atrevidos aros. Uno en un pezón, y el otro en su ombligo, brillando. Sin darse cuenta, Jaejoong ya lo había despojado de sus pantalones y de su ropa interior, y ahora masajeaba su miembro lentamente.

- Jae, yo… También…- Comenzó, su respiración ya entrecortada.- Quiero tocarte…-

No necesitó más palabras, sólo de su fuerza para rodar sobre la cama quedando encima del moreno. Tentado por aquel atrevido arete, no esperó más para lanzarse sobre el pezón del mayor, saboreando el metal con deleite, y de paso arrancando suspiros al más bajo. El sabor de su piel era como una droga, como su marca registrada de heroína. Adictiva, exquisita. Siguió besando, lamiendo y succionando, un tanto tímido, hasta llegar a su adornado ombligo, el cual también lamió. Gemidos de placer escapaban ahora de los rosados labios del moreno.



- Min…No tienes que hacerlo si no quieres…- Le dijo incorporándose un tanto, apoyando el peso de su cuerpo en sus antebrazos, mientras observaba al castaño, ubicado entre sus piernas con su erecto miembro en sus manos.
- Quiero hacerlo Hyung, quiero que te sientas en el paraíso. – Respondió sonrojado. Y le sonrió como nunca antes.
- Te amo…

Lentamente el menor introdujo la intimidad de Jaejoong en su boca, lamiendo la punta con descaro, para luego sacarlo e introducirlo otra vez, provocando que el mayor lanzara su cabeza hacia atrás, cerrase los ojos, y dejara salir roncos sonidos de su boca.
- Changmin…Te necesito…- Gimió.- Quiero estar dentro de ti…

Y sin más, se incorporó, tomó al castaño y lo recostó suavemente en la cama, besándolo en la boca en el proceso. Lo miró una vez más. Desnudo, nervioso, ansioso, excitado, pero tan indefenso…

- Eres hermoso.- Le dijo tocando su mejilla con cariño.
- Tu también lo eres- Respondió sin poder ocultar su sonrojo.
- No te voy a obligar a nada si tienes miedo… Podemos dejarlo hasta acá y…
- No, yo si quiero Jaejoong.- Lo besó.- Hazme tuyo.

Y sólo eso bastó, ya no había vuelta atrás. El moreno tomó las piernas del menor, y las abrió, dejando a la vista su entrada. Con cuidado introdujo un primer dedo. Changmin se quejó un poco. Luego un segundo, y un tercero…Necesitaba prepararlo para lo que venía. Cuando creyó el menor estaba listo, lo miró a los ojos. Y el castaño sólo asintió, nervioso, ansioso. Poco a poco introdujo si miembro en el cuerpo de Changmin, y un gemido de dolor escapó sus labios sin querer – y mordió su labio inferior para evitar seguir quejándose.- Cuando ya se hubo acostumbrado, fue el mismo quien empezó a moverse, sintiendo un montón de sensaciones que jamás había experimentado, sintiéndose por fin completo.

Las embestidas eran cada vez más rápidas, más fuertes, más placenteras. Su mundo daba vueltas en torno a una sola persona: Kim Jaejoong. Los gemidos tenían nombre….

Changmin

Pronto el moreno tomó las caderas del más alto, y lo sentó, así pudiéndolo besar, pudiendo tocar su cuerpo y rozarlo con el suyo. En poco acabaría todo, podía sentir como el cuerpo de Changmin se contraía poco a poco, aumentando el placer que sentía. No quería terminar sólo, así que atrapó el miembro del castaño con una mano, y comenzó a masturbarlo, el menor sólo podía gemir, apoyando su cabeza en el hombro del moreno, su boca aun lado de su oreja,

Jaejoong.

Llegaron al climax juntos, uno se corrió dentro del otro, y este último en el pecho de su Hyung. Se abrazaron con fuerza, y se besaron como nunca antes, y así se recostaron sobre la cama. Uno al lado del otro. Estaban desnudos, sudados, sus respiraciones agitadas y sus corazones acelerados.

- Eso fue maravilloso…- Soltó Jaejoong.
- Sí….- Miró a su lado, el pecho del moreno cubierto por una blanca sustancia. – Oh…Hyung.- Se incorporó- Creo que necesitas un baño…- Sonrió.
- Hey, vas a tener que ayudarme tú.- Le dijo- Es tú culpa de todos modos- Señaló tomando un poco de la sustancia entre sus dedos.
- Lo siento…- Se sonrojó.

El mayor se incorporó a su lado, y le sonrió. Tiernamente lo besó en los labios.

- Vamos a la ducha.- Le pidió extendiendo su mano.
- Está bien…
Changmin suspiró, y no pudo evitar sonreír. ¿Quién iba a decir que finalmente le diría todo al moreno? ¿Quién hubiese pensado que su amor era correspondido? Ahora caminaba en dirección al baño, tomado fuertemente de la mano de su Hyung, ambos sonrientes, completamente desnudos, felices…Ni en sus mejores sueños lo hubiese imaginado.



- Te amo Changmin.- Le dijo abrazándolo con fuerza por la espalda, mientras el agua tibia recorría sus cuerpos.
- Yo también te amo Jaejoong…-



Y desde ese día, la carpeta de descargas de Changmin quedó completamente vacía.

FIN

8 comentarios:

  1. La cónyugue de la Sayu XDDDDD12/03/2009

    ESTA WEONA ES MI ESPOSA LOCOH XDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDD *ORGULLORGULLORGULLO* Weona que eres linda, ni lo he leído pero ctm te felicito, erís la más bagahm ;;W;;

    ResponderEliminar
  2. yo ya lo leí y el ringtone me mató XDDDDD

    al "Harder, faster" le faltó el "stronger"

    siempre me han gustado tus fics, son de los mejores Jaemin que he leído, te felicito!!! este no se queda atrás ^^

    ResponderEliminar
  3. Anónimo12/04/2009

    no soy delñ jaemin pero me encantooooo tan tierno y sexosos en su justa medida graciasssss

    ResponderEliminar
  4. adsdadsdadsdadsddas ya lo leí <333333333333 y no sé sayu ya te lo dije pero me alegro demasiado que hayas ganado, se nota que le pusiste harto empeño en el lemon <3 y cambiaste tu fórmula también, cierto? <3333333333 adsdadsdads de verdad te felicito mucho *-----* estoy orgullosa de ti porque se nota la mejoría en cuanto a la calidad del producto por decirlo de alguna forma uwu <3 Y LO MEJOR ES QUE YO SOY TU PRIMERA DAMA MEHEHEHEHEHEHEHEHEHEHEHE (6) Lero lero para todas las otras wuhuhuhuhhuhuhuhhu <3 no sé yo cacho que si la Ma'am Carolina leyera esto sería como la cagá, pero la vieja es una desgraciada que no sabe de lo bueno y ni sé por qué la metí al baile a ella, pero bueno, el punto es que ella vale hongo, pero tú no, porque tú eres la sayu y la sayu = WANDAFUL! y weon cachai que son más de las cinco de la mañana XDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDD no sé cómo he sobrevivido tantas horas asíiii si yo soy lo más mala que hay para trasnoshiarrrrrrrrrrrr y mañana ahahahahahahaha sish no voy a dar ni una en el certamen pero tu cachai, que la vritni se inspiró en mi cuando cantaba SHE'S SO LUCKY, SHE'S A STAR (8) porque siempre me termino salvando fufufufufu *---* y no sé weon por qué te estoy hablando de mi vida cuando debería estar hablando de tu fic? Sólo cockzilla lo sabe (y) el punto es que tu fic te quedó terrible de weno y el que lo lee queda redi aquí y en la picá 'el ají <3333333333 ahhhhhh a propo, oie, sigue en pie eso de que me dijiste .___________________________. de que este fic iba dedicao pa moi? porque entonces permíteme explayarme diciendo ASDADASDDSDASDSDSDSDADSDADSDADSDSDDADSDSDSDx100000000000 pero si no sigue en pie, entonces imagina que nunca adsdadsdasd-dié XD (y)ehm no sé, creo que es hora de que me vaya a estudiar XD (e____________eUUUUU)te ami mucho cabra sessual

    ResponderEliminar
  5. Si era para ti :3

    ResponderEliminar
  6. me encanto
    muy vergonzoso changmin siempre cn sus "videos especiales" XD
    hay jaejoong me lo imagine con sus piercings y uaaa
    me encanta esta couple y todas las couples posibles

    ResponderEliminar
  7. Anónimo4/17/2010

    LO AME!!!
    es que me metí a esto de zona vip pa kaxar que era y al principio...no caxaba una XDDD!
    PERO LEI TU SUPER NOMBRE "SAYURI" en uno de los fics y sin siquiera detenerme a pensarlo hice click y a leer!
    y utas que valió la pena la curiosidad!!! jajajaja yo de sapa entrando a zona vip y me encuentro con semejante FIC TILLIBLE WENOOOO!!!
    bien merecido el primer lugar.
    ame todo desde la personalidad tímida y leal de changmin hasta el atrevimiento de Jae y lo de aquellos "videos" es un clásico!.
    Se despide, una fan XD jusjusjus

    ResponderEliminar
  8. chunnina4/22/2010

    kyaaaa esta hermoso me enkantooo el changmin todo penoso me guta muchioo como escribes *w*

    ResponderEliminar

Deja tu comentario \(*O*)/ ♥ ♥
o más bien... deja tus pensamientos pervertidos grabados en esta entrada XD