Fairies and WHAT?! - cap 3

10 comentarios
La semana de Changmin sufrió una caída en picada después de aquella noche una semana atrás. Su autoinducida misión de olvidar a aquel tipo (Jaejoong ¿así era?) no fue como la planeaba. Había sido increíblemente difícil de cumplir. Nunca había pensado que sería tan difícil olvidar a alguien a quien no querías recordar (aún no aceptaba el hecho de que era gay, ¿no deberían gustarle todos los chicos? Él no encontraba atractivo a ningún otro chico, así que no podía ser gay. Quizás fuera tan solo un desliz…)

En primer lugar, recordaba al azar los eventos de aquella noche, en los más inapropiados momentos. Como la vez que había estado en clase cuando repentinamente un gemido había resonado en su cabeza acompañado con fragmentos visuales de carnosos labios carmesí entreabiertos por el placer, y él se había sentido enrojecer de un indecoroso rubor; sin mencionar que había tenido problemas ocultando el pequeño problema que se le presentaba por debajo de la mesa. Minho le había preguntado qué pasaba y todo lo que pudo hacer fue negar con la cabeza desesperadamente. Pequeños incidentes como aquél. No parecía importar donde, ya fuera en la tienda de abarrotes mientras hacía las compras, en la biblioteca mientras intentaba estudiar, mientras se duchaba (aquellas habían sido las más fáciles de librar), etc.

No solamente eso, sino que el segundo problema en olvidar al tipo era que lo encontraba ¡POR TODAS PARTES! Claro, ellos parecían vivir alrededor de la misma manzana, pero entonces ¿por qué no lo había visto antes? Talvez ¿se había mudado recientemente y ése era el por qué?

Dos días después de aquella noche había estado conduciendo calle abajo hacia su departamento cuando de repente puso los ojos en el lado izquierdo solo para ver a la radiante criatura, no sabía de qué otro modo podía describir tal perfección, contemplando fijamente a través del escaparate de una panadería. Casi había sufrido un accidente de coche aquella vez. La creyó una coincidencia, pero entonces cuando salió a trotar…¿adivinen a quién se encontró? Así es, a ese tipo Jaejoong. Solo que esta vez había estado trotando frente a él con unos holgados pantalones negros para deporte y una camiseta sin mangas gris clara que exponía cada uno de los músculos superiores de su cuerpo…el sudor haciendo relucir su pálida piel. Aquella vez se había dado contra un poste de alumbrado público y obtenido un adorable moretón por el cual recordar el incidente. Habría tenido problemas al explicar que había chocado con un poste a plena luz del día, así que salió con una explicación alternativa. Aún se preguntaba si el viejo “tropecé y me di con el pomo de la puerta” era algo inverosímil o si era creíble…No podía explicarse a sí mismo cómo tan buen estudiante, del cual se había preciado ser toda la vida, no podía salir con una mentira más ingeniosa.

Aquellos dos problemas, o debería decir ese alguien que se convirtió en su problema, se combinaron para hacer que su vida cayera vertiginosamente en menos de una semana. Había perdido la pista sobre cuán atrasado estaba con sus tareas y trabajos de tesis, la concentración parecía ser algo del pasado mientras él viera ocasionalmente a Jaejoong en la calle de camino a quien sabe dónde, y había resultado más lesionado en esta pasada semana que en todos sus 25 años de vida (los cuales a primera vista nadie podía creer fueran su edad real ahora que era tan torpe. ¡Se supone que estás en la mejor etapa de tu vida y en perfecto control de tu cuerpo para esa edad!)

Lo que lo molestaba más era el hecho de que el tipo hacía como si no lo conociera. Él podría nunca voltear hacia él al verse ellos el uno al otro o incluso al escuchar la conmoción que causaba con sus muchos ‘accidentes’. Era como si para él ellos nunca se hubieran visto…

¿Cómo fue capaz de olvidarlo, y aún así él no podía olvidarlo?

Eso hizo que su resolución de olvidar al tipo se hiciera más fuerte, pero aquello tuvo el efecto contrario. Seee, sabía que cuánto más intentaras no pensar en algo más se te venía a la mente, pero él tenía que intentarlo.

A pesar que, no sabía por cuánto tiempo más podría aguantarlo, ya que su resolución se iba desmoronando conforme el tiempo pasaba. Estaba olvidando por qué no debería tener algo con el tipo aquél. Añádele que, la frecuencia en la cual lo veía incrementaba también. Aish, ¿qué hacer?

**

Jaejoong sonrió para sus adentros mientras contemplaba la frustración de su pareja. Poco a poco Changmin estaba volviéndose loco, justo como Jaejoong lo había predicho. Sabía que Changmin no era del tipo que le agrade la gente melosa y que la mejor estrategia era ignorarlo, pero sin dejarlo olvidarse de su existencia. Observó como Changmin se paseaba por el parque, por el momento ignorante de su presencia, y soltaba un suspiro de derrota. Se preguntaba a qué tipo de derrota habría sucumbido, pero sabía que no vendría a él tan pronto como él quisiera. Había observado el comportamiento de Changmin y había encontrado una personalidad bastante interesante. Él era reservado, estudioso, obstinado, a veces tímido, pero muy posesivo de lo que consideraba suyo (si aquella pequeña disputa, porque uno de sus compañeros de cuarto había tomado su comida, que él había presenciado era algo a tomar en cuenta). También había visto al cuidadoso, gentil, divertido, y encantador chico que podía ser (todos los cuales fueron expuestos mientras trataba de salir de los numerosos accidentes en los que recientemente se había metido). Le había tomado todo su autocontrol no atender sus heridas e ignorar su dolor, pero esto valdría la pena una vez que su pareja viniera a él. Esa era otra cosa por la cual necesitaba preocuparse. Changmin no parecía del tipo que solo empacaría y dejaría este mundo para ir a algún otro lugar al azar, así que necesitaría idear un modo de convencerlo. Supuso que sería mejor afrontar un problema a la vez.

Estaba debajo de un árbol, sentado sobre una banca, cuando vio la cabeza de Changmin comenzar a girar en su dirección y rápidamente pretender estar absorto en el libro que traía con él. El viento llevó de un soplo el cabello sobre su rostro y él levantó la mano para llevarlo de vuelta lentamente detrás de su oreja mientras humedecía sus labios resecos. Poco a poco alzó la vista y vio a Changmin tragar saliva con fuerza, las mejillas ponerse de una leve tono rosa, antes de abruptamente virar en la dirección contraria, huyendo de la escena tan rápido como sus largas piernas pudieran permitírselo. Jaejoong se echó a reír en voz alta. Talvez debiera propiciar un encuentro y pronto.

***

Habían decidido cenar afuera por hoy ya que no tenían comida en el apartamento. Minho siempre llegaba retrasado cuando era su turno de comprar los víveres. A veces Changmin se preguntaba por qué se molestaba en tener un compañero de cuarto si bien podía costearse el alquiler de un departamento por sí mismo. Suponía que todos aquellos años de amistad tenían algo que ver con esto.

Iban a comer en un acogedor y pequeño restaurante y estaban esperando por su cena cuando de repente la campanilla de la puerta tintineó al abrirse, indicando la entrada de otro cliente.

Changmin estuvo a punto de dejar caer los palillos, que distraídamente sostenía, de su mano cuando vio a Jaejoong ingresar al restaurante y sentarse justo en frente suyo dos mesas atrás. Fue traído de vuelta de sus ofuscadas reflexiones acerca de por qué tenía que verlo dos veces hoy cuando escuchó a Minho silbar bajo, la mirada clavada sobre Jaejoong con una hambrienta expresión mientras comentaba, “¿Has visto algo tan precioso de cerca? Te juro que me encantaría acercármele…”

Changmin apretó la mandíbula, la mirada dura como piedra de mármol, y trató de controlar la ira que brotaba de su interior. ¿Quién diablos se creía Minho que era para hacer ese tipo de comentarios?

“Woah, ¿a qué viene esa mirada Changmin?” Minho preguntó, aparentemente sin saber qué había hecho mal.

Changmin respiró profundamente para calmarse. Era irracional sentirse enfadado. Minho siempre había hecho ese tipo de comentarios en lo que respecta a ambos sexos, y aún así él nunca se había sentido enojado con aquellas observaciones antes. Replicó con indiferencia, “Nada.” No entró en más detalles.

La mesera vino a tomar su orden y se fue poco después a tomar la de Jaejoong. Changmin trató de ignorar la presencia del otro, pero no pudo evitar echar un vistazo de vez en cuando hacia esa dirección. Observó cómo charlaba con la mesera de manera encantadora y tuvo que ocultar los puños apretados debajo de la mesa. ‘¿Está coqueteando con ella? No, parece que solo está siendo amigable. ¿Por qué sigo mirándolo?’ Con ese pensamiento quitó la mirada de Jaejoong y trató de enfocarse en la conversación que Minho estaba tratando de iniciar.

“Entonces, ¿qué está pasando contigo? No creas que no he notado lo distraído que has estado o el incremento de incidentes que involucran lesiones que has tenido. He estado esperando pacientemente para que tú me lo digas, pero no lo has hecho. Así que, ¿qué está pasando?” Minho dijo mientras posaba la barbilla sobre sus manos, toda su atención puesta en Changmin.

Changmin no quería decir nada, especialmente desde que la causa de todo estaba a solamente dos mesas de allí. “No sé de qué estás hablando…” fue lo mejor con lo que pudo salir. Estaba un poco distraído al percatarse de que Jaejoong miraba en dirección suya. ¿Por qué se estaba comportando como un chiquillo ilusionado de secundaria? Pudo sentir sus mejillas acalorarse un poco y deseó que se enfriaran.

“Changmin…¿te-te estás sonrojando?” Minho alcanzó a decir con incredulidad antes de reírse a carcajadas. Esto solo provocó que las mejillas de Changmin se calentaran más.

“¡Sshh! Cierra la boca.” Susurró en voz alta mientras miraba hacia todas direcciones. Minho podía ser extremadamente ruidoso.

“E-eso es po -por, jaajaja…” Minho intentó decir mientras aún reía. No todos los días el mesurado Changmin se sonrojaba.

“Okay, okay. Fiu, estoy bien.” Minho borró una lágrima de risa de sus ojos. Se preguntó por qué Changmin estaba tan avergonzado. Usualmente a él no le importaba lo que la gente pensara.

“Y tú sabes que yo no me creo esa basura de que nada malo pasa, así que no pienses que me has engañado. Solo tendré que pensar en otras maneras de hacerte hablar.” Minho sonrió, los ojos llenos de júbilo.

Changmin estaba a punto de protestar, pero la mesera volvió con sus órdenes. Le agradecieron y se dispusieron a comer. Cometió el error de mirar hacia arriba mientras tomaba un bocado, y se atragantó por lo que vio. Los intensos ojos de Jaejoong lo miraban directamente al tiempo que lentamente retiraba los palillos de su boca...una sonrisa pícara en la comisura de sus labios rojos. ‘¿A qué está jugando?’ pensó para sus adentros mientras respiraba con dificultad. Minho le dio palmadas varias veces en la espalda antes que fuera capaz de volver a respirar, bebiendo del vaso de agua cerca a su plato.

“¿Estás bien Changmin?” Dijo Minho la preocupación en su voz y rostro.

“S-sí,” respondió con voz rasposa.

Cuando volvió la vista hacia Jaejoong este no se encontraba por ningún lado. Buscó por todos lados para ver si podía observarlo fugazmente y alcanzó a ver como Jaejoong salía del restaurante.

“¿A quién buscas?” Minho preguntó con suspicacia.

“A n-nadie.” Changmin replicó con nerviosismo. Él no quería contarle a nadie acerca de aquella noche o de Jaejoong desde que él mismo no sabía qué pensar.

Minho dejó de hablar del tema y empezó a conversar acerca de otra cosa, pero Changmin no era capaz de seguir el hilo de la conversación. ¿Qué estaba haciendo Jaejoong? Ignorándolo un minuto ¿para luego mandarle miradas como aquella? Sacudió la cabeza para aclarar aquellos pensamientos y siguió comiendo. ‘Al menos ahora seré capaz de comer tranquilo,’ pensó mientras se removía en el asiento y se serenaba.

**

Jaejoong dejó el restaurante y sintió los ojos de su pareja sobre él de camino hacia afuera como una verdadera caricia, haciéndolo ligeramente estremecer. Se estaba impacientando, talvez necesitaba potenciar su estrategia un poco. No tenía todo el tiempo del mundo, ya que él quería que su pareja supiera acerca de su especie y su hijo antes de que se empezara a manifestarse el embarazo. Por no mencionar que este reino no tenía embarazos masculinos, y su magia solamente podía ocultarlo hasta… así que la única opción era apresurar las cosas. Por cierto, Changmin reaccionó al comentario de su amigo y a su coqueteo con la mesera, quizás él podría probar un diferente acercamiento para ver más de una reacción por su parte. Aún así necesitaría llamar a su amigo para que le ayudara, y con suerte este amigo no habría encontrado a su pareja todavía o sino tendría que usar a alguien más para que lo ayudara…

Sonreía al pensar en cómo su siguiente paso se llevaría a cabo y esperaba no estar equivocado acerca de su pareja o de lo contrario esto lo haría dar un paso atrás. Se puso a silbar alegremente mientras encontraba un callejón oscuro desde donde pudiera tele transportarse a su departamento.

10 comentarios:

  1. ANsbad, ya quiero ver MinHoXJaeJoong (?) xDDDDDD
    Ains, esperaba mucho el siguiente capi :C
    Tenía esperanza de que fueran dos por uno (?)
    Bueno, ya, me callo ~
    Continuación, please~

    ResponderEliminar
  2. OMOOO! ayy lo amoooo *-* minnie! espabila hombre!!! ahahah me encanta este fanfic, estaré esperando con ansias la actualización :D

    ResponderEliminar
  3. me encantooooo, excelente historia, por favor la continuación..... ^-^

    ResponderEliminar
  4. Anónimo4/22/2012

    me encantó!! actualiza pronto por favor!!

    ResponderEliminar
  5. Anónimo4/23/2012

    si esta muy buen al ahistoria porfavor continuala y pon las actualizaciones seguidoplz, me enganche con esta historia

    ResponderEliminar
  6. OMG! >.< me encanta este fic, cada vez esta mejor, muchas gracias por traducirlo

    ResponderEliminar
  7. Me encanta! esta taaan buenoo >.< jae!! lo amo y changmin tan adorablemente celosooo *0*

    ResponderEliminar
  8. mas!!! esta bueno me kede con ganas XD

    ResponderEliminar
  9. Anónimo5/17/2012

    por fa continualo
    sta gnial y cada vez se pone mejor
    pliss continualo :D

    ResponderEliminar
  10. pooooooooooooorrrfiiiis continualooo porfiiiis
    esta muy bueno ^^

    ResponderEliminar

Deja tu comentario \(*O*)/ ♥ ♥
o más bien... deja tus pensamientos pervertidos grabados en esta entrada XD