Tea for Two cap 18

1 comentarios
Nada es para siempre.


Nada es para siempre… o al menos, eso es lo que dicen. En mi caso, he comprobado como muchas de las cosas que he tenido no han sido para siempre, ni mucho menos. Pero quizás deberíamos centrarnos más en las cosas sentimentales para comprobar si es cierto que duran para siempre o no. Por ejemplo, tú bien sabes que mi amistad con Key es irrompible por mucho que pasen huracanes sobre nosotros, esa es una de las cosas que sé que será para siempre. Y ahora que me paro a pensar, sólo tengo dos cosas en mi vida que sé que duraran para siempre, como ya dije antes, mi amistad con Key… y lo más importante que he tenido en mi vida… mi amor por ti. Sé que por mucho que pase el tiempo, por muchas vidas que viva, jamás dejare de amarte, creo que nunca he dejado de amarte, incluso sin ser consciente de ello seguro que ya te amaba en el pasado, mucho antes de conocerte, y ahora me pregunto… ¿durará para siempre el infierno de no poder tenerte a mi lado?...

…………..


-Key mira ven – dijo Yunho mientras le hacía un gesto con la mano a su amigo – Entra aquí un segundo.

-Mmmm, ¿no irás a violarme o algo por el estilo verdad?

-Serás imbécil… siempre sacando la puntilla graciosa a todo. Sólo quiero enseñarte una cosa sin que Changmin lo vea ¿vale?

-Vale, valee
– y ambos pasaron a una sala de su empresa.

-Mira… - y Yunho sacó de su bolsillo una pequeña caja para después abrirla – Voy a pedirle a Changmin que se case conmigo.

-¡¿Quéeeee?!

-Key no grites… jolin… se supone que no puede enterarse…

-Wahhhh esto, esto, esto, esto es increibleee, que ilusión mi Yunhie casado, tan machote el
– decía Key con un magnifico brillo en los ojos - ¿Cuándo se lo vas a pedir y donde? Quiero todos los detalles ¡ya!

-Esta tarde, voy a llevarle al parque donde nos besamos por primera vez, el día de su cumpleaños ¿te acuerdas? Pues será allí.

-Awww, en serio, si Changmin ya esta enamoradísimo de ti con esto lo va a estar más, a ver si otro que yo se me aprende
– y en otra de las salas JongHyun estornudó – Waaa soy feliz, ven aquí Yunho.

-Gracias Key
– y ambos se fundieron en un abrazo.


Yunho dio instrucciones a Key y JongHyun de que bajo ningún concepto dejaran a Changmin irse a casa, pusieran la excusa que tuvieran que poner. Lo tenía todo planeado desde el lugar por donde irían al parque, hasta lo que iba a hacer de comer y la forma en que iba a pedirle matrimonio. Ya hacía más de un año que ambos estaban juntos y estaban preparando la que iba a ser su nueva casa. Dos semanas atrás fueron a comprar algunos muebles que le faltaban, así como la cama, una estantería para cd’s etc etc, por fin después de mucho tiempo, la felicidad que tanto se les había resistido había llegado hasta sus corazones de una manera que jamás querrían dejar escapar. Yunho quería que esa tarde fuera la más especial de su vida costara lo que costara.
Flashback…

-Gracias por cumplir mi deseo Yunho.

-¿Tu deseo?
– preguntó este.

-Sí, cuando apagué las velas de mi cumpleaños y Erin me dijo que pidiera mi deseo, desee pasar mi cumpleaños junto a ti.

-Entonces ambos hemos cumplido un deseo. Yo desee que me abrieras tu corazón y hoy lo has hecho.

-Hubiera sido muy estúpido no hacerlo
– dijo Changmin - ¿verdad? Ahora sé que lo que quiero el resto de mi vida, es a ti.

-Y me tendrás, te lo prometo, te lo prometo en este lugar que va a ser testigo de los mejores momentos de nuestras vidas.


Y ambos se fundieron de nuevo en un maravilloso beso.

Fin del flashback…


Ya por la tarde, Changmin seguía esperando a que Yunho llegara sentado en el despacho de este. No entendía absolutamente nada. Hacía más de dos horas que había terminado su jornada de trabajo pero ni Key ni JongHyun le dejaron ir hasta que llegara Yunho.

-Ya estoy aquí Changmin, perdona por haberte echo esperar tanto.

-¿Qué es lo que pasa? Aquellos dos no me dejaban irme, llevo más de dos horas esperando…
- y puso pucheros.

-No me pongas esa cara, tan sólo he estado preparando una sorpresa para ti.

-¿Una sorpresa?
– y sus ojos se iluminaron.

-Jaja, que pronto te cambia la cara… sí, una sorpresa, nos vamos a pasar la tarde a nuestro sitio favorito.

-Awww, ¿en serio? Graciaaas
– y el chico se le tiró encima.

-Lleva cuidado Changmin que me vas a tirar las cosas con tanta efusividad. Bueno ¿vamos?

-Sí.


Al salir por la puerta de la empresa, Yunho se percató de que estaba apunto de llover…

-Creo que deberíamos de coger el coche…

-No te preocupes Yunho
– interrumpió Changmin – Haz todo tal y como habías planeado, por favor.

-Está bien mi amor
– y este le beso.


El camino hacía el parque trascurría entre charlas, recuerdos y risas. Todo era tan perfecto que los ojos de Changmin se iluminaban a cada palabra que su novio le dedicaba. La verdad es que sin saber por qué, se sentía muy nervioso, más nervioso que en toda su vida y su corazón, su corazón latía tan rápido que si no estuviera en su pecho, podría salir corriendo. Todo era perfecto, para él, ni nada ni nadie podía romper ese momento de felicidad. Pero… ambos… no se imaginaban que pocos minutos después en tan sólo unos pocos segundos, sus sonrisas se iban a convertir en lágrimas.

La lluvia comenzó a azotar las calles de Seúl y de repente el cielo se oscureció tanto que ni siquiera parecía que aún estuviera el Sol fuera. Siguiendo por su camino, Yunho y Changmin decidieron ir a refugiarse a unos grandes almacenes, pero justo antes de cruzar la calle hubo un grave accidente de tráfico. Uno de los coches salió disparado hacía donde estaban los chicos…

-Yunho, ¡cuidado! – y con fuerza Changmin empujó a Yunho para evitar que este fuera golpeado por el coche.

…………..


Mi ángel de la guarda. Eso es lo que fuiste para mí desde el momento en que te conocí. Me protegiste como un padre protege a su hijo, pero más allá de eso, me protegiste en cada momento con tu amor. Me siento tan agradecido de haber podido recibir eso de tu parte, que ahora no me importaría morir por ti. Siempre tuve claro que desde el momento en que tuve el valor de besarte por primera vez, daría toda mi vida porque tú fueras feliz. Verte sonreír, poder abrazarte, dormir a tu lado, comer junto a ti. Echo de menos todas esas cosas mi querido Yunho. Todo este camino se está convirtiendo en casi un infierno para mí, pero ahora estoy seguro de que el final de mi camino esta llegando, y este final me llevará a reencontrarme contigo. Mi último recuerdo… mi último recuerdo fue verte llorar mientras me cogías fuerte de la mano y yo, poco a poco me sentía desvanecer, y ahora… ahora que por fin recuerdo todo con claridad, te digo que no me arrepiento de lo que hice, pero te prometo, que cueste lo que me cueste, volveré a tu lado y esta vez para quedarme para siempre….
…………..



La gente corría, lloraba y en aquel lugar tan sólo podían escucharse gritos y las sirenas de las ambulancias que llegaban a toda prisa para evitar que hubiera demasiados muertos. Yunho, dolorido por todo su cuerpo de la caída abrió sus ojos poco a poco, aturdido y sin entender nada miró hacía su lado y vio aquella cesta con la comida esparcida por el suelo. Poco lejos de allí estaba la caja que llevaba el anillo de pedida para Changmin, con esfuerzo se levantó, cogió aquella caja y busco, busco sin cesar a su amado Changmin que yacía ensangrentado varios metros delante de él, arrastrado por el golpe del coche que anteriormente casi golpea a Yunho…

-¡Changmin! ¡Changmin! – Comenzó a gritar, mientras salía corriendo en su busca - ¡Changmin…!


1 comentarios:

  1. Me gustaria ser invitada a tu blog de fics! Son maravillosos!

    ResponderEliminar

Deja tu comentario \(*O*)/ ♥ ♥
o más bien... deja tus pensamientos pervertidos grabados en esta entrada XD