El tiempo en verdad importa

0 comentarios
Título: El tiempo en verdad importa
Autor: Kairitempa
Pareja: YunJae y SuMin
Género:  Slash
Extensión: oneshot
Reseña: Ese día era especial, pues cumplirían ya dos años de vivir juntos y tres de ser novios. Sin embargo no todo fue de acuerdo al plan…
----


Miro mi reloj…7:45. Se supone que deberías de haber llegado hace más de media hora… suspiro y miro al frente, hacia la nada, el día esta algo nublado, sé que pronto comenzara a llover y de pronto un doloroso recuerdo llega a mi mente… el día en que me fui…

FLASHBACK

Ese día era especial, pues cumplirían ya dos años de vivir juntos y tres de ser novios. Sin embargo no todo fue de acuerdo al plan…

Se encontraba en la cocina junto con su adorado gatito Ji-ji, cocinaba su desayuno como siempre, desayunaría solo junto a Ji-ji.

-Aaah~ le extraño tanto por las mañanas- le decía a su gatito mientras servía todo en un plato.

-Sabes, no siempre fue así, siempre estábamos juntos, nada nos separaba- Le decía a su gato mientras caminaba hacia la mesa –Él nunca me dejaba pero ahora con su nuevo trabajo, nunca está en casa y cuando llega a estar, solo piensa en dormir- Y era cierto, pues su novio Yunho ahora era profesor de música en una muy prestigiada escuela de la SM, pero lamentablemente, le exigían demasiado y por consecuencia terminaba muy cansado y con deseos de solo dormir y dormir.

-Jajaja pero que tonto me he de ver hablando contigo, no??- Le decía a su gato mientras lo acariciaba y recogía su plato para lavarlo.

-En fin, ya es tarde y debo ir a trabajar-decía mientras tomaba su bolso, un abrigo y sus llaves –Te veo en la tarde Ji-ji-

Mientras caminaba por las calles pensaba, ¿Qué debería regalarle a Yunho?, lo pensó demasiado pues apenas tenía planeada una pequeña parte del regalo (que sería una deliciosa cena, después verían una película y por último él tendría que darle el regalo por el que tanto está pensando). Pensaba en eso cuando paso frente a una joyería, se paró un momento frente a la puerta hasta que decidió entrar. Vio varios mostradores y se paseó un rato por el lugar hasta que un par de anillos llamo su atención. Eran de color oro con el símbolo de infinito y en ellos venia marcada la palabra “I love you”, los veía con mucha atención hasta que una empleada pregunto.

-Veo que le han agradado ese par de anillos

-Eeeh?... ah si, son muy lindos…

-Y… quisiera comprarlos?

-C-claro… aunque…

-si?

-Pueden grabar el nombre de alguien en ellos?

-Por supuesto!, venga, ahora mismo lo haremos

Siguió a la empleada hasta que llegaron una parte de la joyería en donde había una mesita con una silla y en ella un señor, algo grande, pero por lo visto, tenía ya mucha experiencia en lo que hacía.

-Mire, el será el que grabe los nombres, cuando estén listos solo venga a la caja para pagarlos.

-Muchas gracias –Le contestaba a la empleada mientras esta se iba con una gran sonrisa

-Y bien hijo, el nombre de quien debo poner?- Decía el anciano mientras tomaba uno de los anillos

-Su nombre… el… es Yunho- Decía un poco sonrojado mientras bajaba la mirada apenado

-Oh! Es un chico… bueno no hay nada de que apenarse, después de todo, amor es amor, sin importar nada- Hablaba mientras colocaba en la parte superior del anillo el nombre

-Su-supongo que tiene razón…-sonreía tímidamente

-Listo, ya está, el otro también llevara nombre?

-Sí, eeeh, Jaejoong es muy largo?

-Sí, para este anillo, si

-Bueno solo ponga Jae- Le contesto con una sonrisa la cual fue correspondida con el mismo gesto.

Después de que el hombre colocara los nombres puso los anillos en una cajita de color azul decorada con un moño blanco. Jaejoong le agradeció al hombre y fue a la caja a pagar, tal y como le había dicho la empleada momentos antes. Al salir de la joyería miro su reloj eran las 9:30, llevaba ya media hora de retraso, así que se apresuró para llegar al trabajo. Él era empleado de una tienda de música, la cual era del padre de su mejor amigo Yoochun, ellos dos junto con un nuevo y pequeño chico (por lo menos de edad) llamado Changmin trabajan en dicha tienda. Camino lo más rápido que pudo hasta que llego al local, como era de esperarse ya estaba abierto. Al entrar se encontró con la tienda vacía. Yoochun leía una revista mientras que Min (como le decía de cariño) jugaba con su consola portátil.

-Buenos días chicos, disculpen el retraso

-Buenos días hyung!!-decía Min con una gran sonrisa

-Hmm, porque tan tarde??- Le decía Yoochun mientras dejaba la revista en un mostrador

-Oh~ yo lo siento Yoochun, pero es que ya sabes… hoy es… un día especial…-Decía Jae mientras jugaba con la cajita de los anillos en sus manos

-Ohhh!! Es cierto!!!, Hoy es el aniversario de Yunho-hyung y jae-hyung!!!-Gritaba alegremente Min

-Tienes razón Min, a ver que le compraste??-Contestaba Yoochun mientras le quitaba a Jae la cajita, el solo podía sonrojarse a no más poder.

-Vaya!!! Pero que anillos Hyung!!!

-El pequeño tiene razón, son muy lindos Jae, además el detalle del nombre

-Tiene razón Hyung, son muy hermosos, seguro le gustaran a Yunho-hyung

-Ya!! Déjenlos!!, Yoochun dámelos!!-Decía un muy sonrojado Jae

-Jajajajaja está bien, está bien, ten aquí están, sanos y salvos –Reía animadamente mientras le regresaba la cajita a Jaejoong

-Pero que es todo ese escándalo?- Preguntaba alguien mientras entraba al local

-Mmm?...Susu!!!-Gritaba Min mientras corría para abrazar y besar al chico que acababa de entrar

-Hola amor~- Le decía felizmente el chico

-Hola Junsu-Saludaban al unísono Jaejoong y Yoochun

-Hola chicos, ohh Jae!! Que haces aquí? No deberías de estar con Yunho?

-Oh no, estaremos juntos hasta en la noche, cuando el salga del trabajo

-Hey~ son todos unos pervertidos- Le decía Yoochun mientras le pellizcaba una mejilla. Jaejoong solo se sonrojaba.

El día para el transcurrió tranquilo, Junsu se fue junto con Min a comer un helado y ya nunca más regreso al trabajo, así que terminaron quedándose solo Yoochun y el. Hablaron sobre cómo era la relación de Yunho y Jae y que haría en ese día tan especial para sorprender a Yunho. Y así paso el día hasta que llegó la hora de cerrar, salieron juntos hasta que llegaron a la plaza en donde cada uno tomaba su camino.

-Que disfrutes la noche con tu Yunho~- Le decía Yoochun mientras lo abrazaba

-Eres un tonto pervertido- Contestaba mientras correspondía el abrazo

-Jajaja… disfruta tu noche, me voy- Le decía mientras se alejaba

-Eso hare… -contesto en casi un susurro

Camino un poco rápido, no podía mentir, estaba emocionado, ya quería ver la cara que pondría cuando viera esos anillos, seguro que moriría de felicidad.

Al llegar a su casa, se quitó su abrigo y dejo todo lo que llevaba en una mesita que estaba junto a la puerta. Inmediatamente llego a la cocina y comenzó a preparar la cena que tanto había planeado. Tardo un poco en hacerla, miro el reloj 9:54, era ya muy tarde, pues Yunho por lo regular llegaba a las 10:20, así que dejo todo y corrió al baño para arreglarse. Usaría una camiseta de color gris y arriba de esta una camisa de color negra (la cual iría abierta) junto con un pantalón de mezclilla de color gris casi blanco. Al salir de la ducha se vistió rápidamente y se vio al espejo. Se peinó muchas veces hasta que decidió dejar su cabello como siempre lo hacía, levantaría su flequillo y tal vez un poco lo demás del cabello. Salió de la habitación, eran las 10:20 y aun no llegaba Yunho, no se desesperó, pues sabía que a veces le dejaban mucho trabajo y debía salir más tarde. Decidió esperar sentado en la mesa del comedor, dieron las 11:00 y él no llegaba, así que mejor se pasó al sillón de la sala. 11:45 y el empezaba a aburrirse y sin querer que quedó dormido. Fue despertado por un fuerte portazo, miro el reloj y eran la 1:20, se levantó a toda prisa y camino hacia la puerta de la entrada encontrándose frente a un muy cansado Yunho.

-Hola amor-Le decía Jae mientras se acercaba a el

-Mmmm hola- Contesto mientras lo pasaba de largo y se dirigía a la habitación

Jaejoong no supo que hacer, se quedó ahí pensando en si lo habría olvidado, así que decidió ir a la habitación. Tal vez no lo había olvidado, quiso pensar.

-Yunho?- Preguntaba mientras entraba a la habitación y veía a su novio ya con su pijama decidido a dormir

-Que quieres Jaejoong?- Pregunto cortantemente

-B-bueno… es que hoy… tu y yo…-Decía algo tímido, pues él nunca era tan cortante con el

-Mira, no estoy de humor para tus cosas, así que por favor, déjame dormir, ya veré si mañana hablo contigo- Hablo con un tono autoritario

Lo olvido, lo había olvidado, ese día, el único día en que Yunho y él se la pasaban siempre juntos y se decían lo mucho que se querían. Sintió que sus ojos empezaban a humedecerse y no pudo evitarlo, comenzó a llorar. Lloro, como hace tanto tiempo que no lo hacía, su dolor era grande pero eso aumento cuando Yunho hablo de nuevo.

-Y ahora por qué lloras?, Es que acaso no entiendes, necesito descansar y tu vienes a molestarme con tus tonterías, no sabes cómo me arrepiento de vivir contigo –Le dijo de forma muy fría

No pudo más, salió de la habitación y se sentó en uno de los sillones, Ji-ji se acercó a él y Jaejoong lo abrazo y comenzó a llorar. Dolía, le dolía demasiado que Yunho hubiese sido así con él, “no sabes cómo me arrepiento de vivir contigo” eso se repetía una y otra vez en su cabeza, es que acaso era un estorbo para Yunho? Toda lo noche pensó en eso hasta que se quedó dormido. A la mañana siguiente se despertó y como era de esperarse, Yunho ya no estaba ahí. Lo había decido, lo pensó mucho, pero finalmente llego a esa conclusión. Se iría, dejaría a Yunho, no porque no lo amara, sino que él quería que Yunho fuese feliz y si su felicidad era siendo profesor sin la necesidad de tener a alguien a su lado, lo aceptaría. Se levantó, tomo una ducha y guardo todas sus cosas. Llamo a Yoochun y le conto todo, no pudo evitarlo y lloro de nuevo, no paso más de media hora y ya se encontraba Yoochun a su lado, consolándolo. Guardo todas sus maletas en el coche de Yoochun y antes de irse dejo en la cama el anillo que decía Jae junto con una carta…

Querido Yunho:


Yo he decidido irme, sinceramente ya no puedo con esto. Al principio acepte el que fueses profesor, pero desde que empezaste a llegar más tarde, tú ya no pensabas en mí. Yo entiendo que era por cuestiones del trabajo el que siempre llegases tan tarde y tan cansado, pero lo que paso ayer me hizo pensar la cosas y por eso llegue a esta decisión. Te dejo, para que puedas hacer lo que más te gusta sin problema alguno. Te amo demasiado y me duele tanto el dejarte, pero yo no quiero ser un obstáculo en tu sueño. Te deseo lo mejor del mundo y espero que por fin cumplas ese gran sueño de ser un gran concertista.

Con cariño, Jaejoong

P.D. Este anillo es mi último regalo, yo llevo el otro, el que tiene tu nombre… te amo, mi querido Yunho.

Doblo la carta y la dejo bajo la caja. Echo un último vistazo al departamento y salió. Se fue a vivir con Yoochun. Después de eso, ni una sola llamada de Yunho, nada, entonces él pensó que después de todo su amor no era verdadero…

FIN DEL FLASHBACK

>Jae PoV<

Suspiro pesadamente y me pregunto ¿porque acepte venir? Ya había pasado casi medio año desde que te deje, hasta que te apareciste frente a la tienda de música. Recuerdo que Yoochun junto con Junsu salieron con intención de golpearte, sin embargo, el verte de nuevo me hiso recordar todo ese amor que sentía por ti y salí para evitarlo. Aún recuerdo a la perfección lo que me pediste, me dijiste que viniera a este parque bajo el árbol en el que nos conocimos a las 7:00, prometiste venir para aclarar todo. Veo mi reloj 8:15, entonces me di cuenta de que lo habías hecho de nuevo, me has mentido un vez más Yunho. Me levanto mientras empieza a llover, no puedo evitarlo y comienzo a llorar, pensé que tal vez podría arreglar todo contigo, que ilusión tan tonta.

Comienzo a caminar mientras me mojo, la verdad es que ya no me importa, camino sin rumbo alguno, pero a lo lejos escucho gritar a alguien. Hago caso omiso y sigo caminando hasta que alguien me toma del brazo y me voltea.

-Jaejoong!!- Me dices agitadamente, venias corriendo.

-Yu-Yunho…- No puedo evitarlo, lloro mientras veo como cambias tu cara por una de preocupación

- Jae, amor, yo lo siento, se me hiso tarde- Me dices mientras me abrazas, yo no puedo hacer nada más que aferrarme a tu camisa y llorar más en tu pecho.

-Ya… tranquilo, ya estoy aquí- Me separas levemente y secas mis lágrimas, inútilmente pues llueve mucho

-Yo… yo, pensé que no vendrías-Sollozo levemente mientras me abrazas más fuerte.

-No, no podría dejarte, no otra vez- Me dices mientras besas mi frente- Ven vallamos a casa- Me tomas de la mano y abres tu paraguas.

No hablamos en todo el camino, solo pasaste tu brazo izquierdo arriba de mis hombros mientras caminábamos. Finalmente llegamos al antiguo departamento, al que compartíamos. Verlo de nuevo me pone tan triste, pues aquellos recuerdos llegan a mi mente.

-Ven, pasa- Me dices mientras abres la puerta- Espera aquí, iré por una toalla-Caminas en dirección a nuestra antigua habitación e inmediatamente regresas con una toalla y ropa seca- Toma, cámbiate o podrías enfermar-Tomo todo y camino hacia el baño.

Comienzo a cambiarme cuando suena mi celular, tengo un mensaje de Yoochun, dice: “Dime, como va todo con ese idiota, recuerda Jae, antes de tomar una decisión piensa en todo lo que paso con él”. Guardo mi teléfono, sinceramente ya no sé qué hacer, mi mente dice “no, olvídalo” pero mi corazón dice otra cosa. Me pongo lo que me dio Yunho, una camiseta y unos jeans. Todo es más grande, sin embargo tienen ese aroma a él, ese que tanto me gusta, así que me lo pongo sin remilgar. Al salir del baño no lo encuentro, camino hasta la sala y me siento en el sillón. Miro a mi alrededor y veo varios reconocimientos, todos tuyos, sonrió tristemente, después de todo has logrado tus objetivos sin mí. Sigo viendo las paredes, las mesas, pero mi vista se posa en una foto que tienes en la mesa de centro. La tomo y la miro, no puedo creerlo, tienes una foto de nosotros dos.

-Fue difícil estar sin ti-Me dices tomándome por sorpresa –pensé en deshacerme de todo lo que me recordara a ti, pero fue inútil, no pude-Dices mientras te sientas a mi lado-Es por eso que decidí buscarte- Me lo dices mientras tomas mis manos y comienzas a acariciarlas- Jae, yo, quiero contarte lo que paso ese día…- Me lo dices viéndome a los ojos, yo asiento levemente mientras me sonrojo

Suspiras- Mira ese día… sé que era nuestro aniversario, pero yo lo olvide, no porque no fuese importante para mí, sino que ese día yo tendría un examen para poder tener un lugar en la orquesta de la empresa…- te detienes mientras sueltas mis manos y bajas la mirada—Yo no quería decírtelo, quería que fuera una sorpresa en caso de que me quedara, sin embargo, debido a la presión olvide todo y me dedique a pensar en ese examen, salí del trabajo e inmediatamente empezaron con el examen. Fue algo complicado…- Dices mientras juegas con tus manos y volteas a verme de nuevo, yo no puedo hacer nada más que sonrojarme, me encanta volver a ver esos ojos…-Por eso ese día llegue tan tarde y mi presión de saber si había pasado o no fue tanta que al llegar solo quería dormir…- Haces una pausa mientras te recargas en el respaldo del sillón y miras hacia el techo- Después paso todo lo que ya sabes- Cierras tu ojos y de pronto los abres viéndome fijamente mientras pones una sonrisa triste.

-Al día siguiente me levante, tome una ducha y antes de salir te vi durmiendo en el sillón, sinceramente no me importo mucho y salí directo al trabajo. Cuando llegue, mi sorpresa fue muy grande, pues mi jefe me felicito, me había quedado en la orquesta.-Tu voz empieza a cambiar, la noto un poco temblorosa y yo no puedo hacer nada más que escuchar todo lo que me dices.- Ese día salí temprano del trabajo y vine felizmente a la casa para darte la noticia…- Al escuchar eso mi corazón comenzó a doler y los recuerdos vienen a mi mente, no puedo evitarlo, comienzo a llorar, vaya he llorado tanto el día de hoy…-Pero al llegar no te encontré, te busque hasta que entre a nuestra habitación y vi el anillo con la carta, después de leerla no pude evitarlo y comencé a llorar- Lloro más sonoramente y tú solo me abrazas mientras sigues con tu relato- pensé en ir y buscarte pero no lo hice, pensé que serias más feliz si no estuvieras conmigo y conocieras a otra persona que en verdad te valorara. Comencé a guardar todo lo que me recordara a ti…-Me aferro a tu camisa mientras intento calmar mi llanto, tu solo acaricias mi cabeza- Pero esa foto y este anillo- Me lo muestras- No se pudieron ir. Empecé con mis conciertos y gane muchos reconocimientos, ya no necesitaba estar tanto tiempo en el trabajo, sin embargo, no era feliz, te necesitaba- tomas mi cara entre tus manos y me miras a los ojos- Por eso, un día encontré a Changmin y le pregunte por ti- sonríes mientras acaricias mis mejillas y secas mis lágrimas- Enserio, no sabes lo feliz que me hizo saber que seguías soltero.-Tomas mis manos y miras mi anillo. Unes el tuyo con el mío y no puedo evitar el sonreír.- Es por eso que te he citado, yo quisiera saber, Kim Jaejoong, ¿me sigues amando?- Preguntas mientras me vez a los ojos

-… Claro que si… tonto… nunca podría olvidarte- Le digo mientras sonrió y tú solo te sorprendes

-Entonces, volverías a vivir conmigo?- Me dices mientras te acercas y unes nuestras frentes

-Solo con una condición- Empiezas a acercar cada vez más tus labios a los míos

-Hmm, las que quieras boo

-Debes pasar tiempo conmigo-Le digo mientras uno por fin nuestros labios, es algo tan bueno sentirlos de nuevo después de tanto tiempo. Nos separamos por la falta de aire, el me mira a los ojos y yo me sonrojo.

-Por supuesto!!- Me sonríes de esa manera tan linda

Esa noche dormí de nuevo con él, no diré lo que paso en la noche, pero a la mañana siguiente me despertó mi molesto celular. Lo busque entre la ropa regada en el suelo y lo mire. Yoochun me hablaba.

-Mmnn bueno??-conteste mientras me acostaba de nuevo junto Yunho, quien ya se había sentado y me miraba curioso.

-¿¿¡¡Donde diablos estas!!??¿¿Por qué no llegaste a dormir ayer??

-Lo siento Micky es solo que…-Yunho tomo mi celular y contesto

-Es solo que durmió conmigo- sonríe mientras me sonrojo

-¡¡¿Qué?!! Grandísimo idiota, que te crees que eres como para andar acostándote con Jae!!

-Su novio~ jajajaja- Reía animadamente, como extrañaba esa risa

-Estúpido, solo deja que llegue al departamento…- y Yunho colgó

-Jajajaja, me alegra saber que todo este tiempo viviste con alguien tan responsable-Me dice mientras me besa.

-Mmmm será mejor que vayamos por mis cosas- Hablo después de besarnos

-Tienes razón, vayamos antes de que llegue Yoochun- Contesta mientras se pone de pie

Y así fue como termine, regrese a vivir con Yunho, el seguía trabajando en la SM como concertista, pero ya no le exigían tanto, así que podíamos pasar más tiempo juntos. Tiempo después Min y Susu nos comentaron que también vivían juntos y Yoochun… bueno el insistió en quedarse a Ji-ji. Finalmente le dije que podría estar con él, por lo menos mientras conseguía pareja. Después de eso Yunho jamás olvido nuestro aniversario y finalmente se dio cuenta de que el tiempo en verdad importa…

0 comentarios:

Publicar un comentario

Deja tu comentario \(*O*)/ ♥ ♥
o más bien... deja tus pensamientos pervertidos grabados en esta entrada XD